Home  |  Contact  

Email:

Password:

Sign Up Now!

Forgot your password?

EL MUNDO CRISTIANO EN IMAGENES
 
What’s New
  Join Now
  Message Board 
  Picture Gallery 
 Files and Documents 
 Polls and Test 
  List of Participants
 •°o.O––––••––––O.o°• 
 Bienvenidos 
 Presentate aqui 
 Chat de Bendiciòn 
 *-* Cumpleaños *-* 
 Pedidos de oraciòn 
 Dudas y preguntas aqui!! 
 FONDOS PARA COMPARTIR 
 PANEL PERSONAL DE GREISCRIS 
 •°o.O––––••––––O.o°• 
 Hombres de la Biblia 
 Mujeres de la Biblia 
 Promesas de Dios 
 Ayuditas Biblicas 
 Perlitas Biblicas 
 Meditaciones Diarias 
 Sanidad Interior 
 Reflexiones 
 Respuestas a tu necesidad 
 Temas Biblicos 
 Estudios Biblicos 
 Guerra Espiritual 
 Estudio: Guerra Espiritual 
 Sectas, religiones y creencias 
 •°o.O––––••––––O.o°• 
 Jovenes son el futuro 
 El noviazgo 
 Tu espacio Lider 
 Matrimonios 
 Tu lugar mujer 
 Espacio infantil 
 NO al aborto 
 Consuelo y ayuda 
 •°o.O––––••––––O.o°• 
 El Espirìtu Santo 
 Temas doctrinales 
 Nombres Biblicos y sus significados 
 Hechos de los Apostoles 
 El Apocalipsis 
 El tabernaculo 
 Libro de los Romanos 
 Bosquejos y Sermones 
 Enseñanzas de Jesùs 
 Parabolas 
 Fe poderosa 
 La vida de Jesùs 
 Crecimiento de la Iglesia 
 Proverbios 
 Los Salmos 
 •°o.O––––••––––O.o°• 
 Eclesiastes 
 Los Pastores y sus deberes 
 ILustraciones Cristianas 
 ¿Que aprendistes en esta tu Iglesia? 
 Homilectica 
 PREDICAS EN VIDEO 
 Videos y peliculas Cristianas 
 Musica Cristiana 
 KARAOKE CRISTIANO 
 BENDICIONES CON POWER POINT 
 Alabanza y Adoraciòn 
 CARICATURAS CRISTIANAS 
 Gifs variados 
 ABC...COMPARTIMOS 
 AQUI...TODO DE NAVIDAD 
 NOMBRES ANIMADOS 
 TAGS DE IMAGENES PARA FIRMITAS 
 Tubes 
 Saluditos variados 
 TARJETAS CON VERSICULOS BIBLICOS 
 Material Psp 
 Material para fondos 
 Fondos de Escritorio 
 PROGRAMAS PARA DESCARGAR 
 Link de Bendiciòn 
 Hazlo tu mismo 
 Tutoriales.. PC... PSP 
 •°o.O––––••––––O.o°• 
 Salud y Belleza 
 Cosina 
 MANUALIDADES 
 Comunidades Amigas 
 •°o.O––––••––––O.o°• 
 Instinto Natural 
 •°o.O––––••––––O.o°• 
 
 
  Tools
 
Temas Biblicos: ¿ QUIEN ES MI PROJIMO ?
Choose another message board
Previous subject  Next subject
Reply  Message 1 of 2 on the subject 
From: M ARACELI SANCHEZ DE  (Original message) Sent: 21/07/2010 03:00

El buen samaritano

La parábola del Buen Samaritano sigue viva y actual, como vivo y actual es el planteamiento del doctor de la ley: “¿Quién es mi prójimo?”
La pregunta siembra una duda: que otro asuma la responsabilidad sobre a quién tengo que socorrer yo.
La respuesta es más compleja
Para Jesús los acontecimientos de cada día y las personas con las que nos encontramos marcan la realidad de nuestro compromiso... Debemos ayudar
al más inmediato que padece necesidad, pues la solicitud de nuestra
entrega puede resolver un problema grave. Pasar y dejar que otro lo
haga, porque me urge otro compromiso, no es una actitud cristiana.

El samaritano, al apearse de su cabalgadura y socorrer al herido, cumple
la voluntad de Dios. No así quien pasa de largo, camino del templo,
para satisfacer una necesidad cultual. “Obras son amores y no buenas razones”
Por desgracia, muchos de nosotros, creyentes y practicantes, nos diluimos
en elucubraciones teológicas y filosóficas sobre la bondad o
inoportunidad de nuestras acciones. Mientras el pobre, el indigente, el
que vive en soledad, el enfermo o el marginado siguen ahí. Yo aporto mi
ayuda económica a Caritas y “mato” mí conciencia para que otros
afronten los problemas.

Nadie es más generoso que el que se da a sí mismo

En un pueblo es fácil encarnarse en las auténticas necesidades de las personas que más sufren, porque todos las viven y las sienten
como algo suyo, pero en una ciudad se terminan cauterizando los
sentimientos y hasta las relaciones humanas con los vecinos en aras del
ajetreo, el anonimato y el individualismo.
¡Cuántos volvemos la mirada y nos paramos a preguntar al que extiende una mano pidiendo
ayuda o al que está mano sobre mano en la plaza para ver qué necesita!
Convivimos los ricos y los pobres en dos mundos distantes o miramos con ojeriza al
osado que ha recriminado nuestra actitud insolidaria.
“No hay -dice el refrán- peor sordo que el que no quiere oír, ni peor ciego que el que no quiere ver”
Casi todos conocemos los informes de la Organización Mundial de la Salud
sobre la pobreza y la enfermedad en el mundo. No es muy consolador para
la conciencia del Occidente, desarrollado y opulento, que continúa
obsesionado por el engorde de la Bolsa, mientras crece el abismo entre
ricos y pobres. La crisis económica que padecemos agranda mucho más el
problema.

Hoy no podemos hablar simplemente de un herido al borde del camino, sino
masas incontables que padecen el síndrome de la desnutrición y el
abandono. Todo se ha globalizado; también, desgraciadamente la pobreza.
Y seguimos pasando de largo o mirando de lejos como si fuera algo que
no nos atañe directamente o aparece, en todo caso, como un deber de las
autoridades.

Es fácil ante esta tesitura sensibilizarse y tender la mano de buen samaritano, hasta con ayudas orquestadas y aparatos de
propaganda que destaquen el evento y la buena conciencia. Damos de lo
que nos sobra sin que afecte a nuestros bolsillos ni extorsione un modo
de vivir que nos permita mantener privilegios de explotación. Hay una
responsabilidad diluida en múltiples complicidades; sin olvidar que el
desarrollo europeo, el americano o el japonés dependen de la rapiña de
recursos africanos o sudamericanos, de la acelerada explotación de sus
materias primas y del mercado de los hombres, sometidos a perenne
esclavitud laboral o social.

El samaritano de la parábola, sin evadir sus compromisos laborales, los posterga ante una necesidad vital de un hombre que pide auxilio, y sabe
grabar los gastos en su economía, porque no mira su provecho, sino el
del prójimo.


Aprender a mirar al pobre desde su pobreza, al enfermo desde su enfermedad o al
marginado desde su marginación, es el objetivo principal de una caridad
bien entendida.
Así lo hacen los misioneros, al encarnarse en el alma de los pueblos necesitados y así lo experimentan también diversas
ONGS, que distribuyen a sus voluntarios por el Tercer Mundo.

“El samaritano tuvo compasión”, sentimiento más profundo que la misericordia.
La compasión es una conmoción interior, que sacude las mismas entrañas de la afectividad y mueve los resortes más íntimos del ser humano.

¿Quién no tuvo compasión el 11.-M ante los terribles atentados de Madrid?

Los ciudadanos se despertaron de su letargo, y por unos días se volcaron en
ayudas desinteresadas y hasta heroicas. Lo que ocurre es que, a menudo,
no nos dejamos interpelar por los problemas hasta que los vivimos en
nuestras propias carnes.
Esto les pasa a muchos jóvenes, que han vivido muellemente toda su vida en barrios ricos y descubren después,
en contacto con la gente que vive en la miseria, lo que significa ser
pobre.

África o América del Sur no están tan lejos, pues ellos vienen a buscarnos,
seducidos por los oropeles occidentales, tan propagados por los medios
audiovisuales como “nueva tierra de promisión”. La realidad de las
pateras, de la inmigración ilegal, de la precariedad en el trabajo, de
la falta de vivienda... abrirá definitivamente sus ojos a situaciones
crueles de supervivencia, adeudamiento y olvido.

Una vez más, surge de nuevo la pregunta: “¿Quién es mi prójimo?”
Y, como siempre, la respuesta será personal.

A LOS OJOS DE DIOS NO VALDRÁN TAN FÁCILMENTE LAS EXCUSAS.


MSDN.


First  Previous  2 to 2 of 2  Next   Last  
Reply  Message 2 of 2 on the subject 
From: Lolis Navarrete Sent: 01/03/2013 23:11
 photo PROVERBIOS129al33_zps4977aac3.gif

Anuncios:

 

©2014 - Gabitos - All rights reserved