Home  |  Contact  

Email:

Password:

Sign Up Now!

Forgot your password?

DESENMASCARANDO LAS FALSAS DOCTRINAS
 
What’s New
  Join Now
  Message Board 
  Image Gallery 
 Files and Documents 
 Polls and Test 
  Member List
 YHWH (DIOS PADRE) EL UNICO DIOS 
 JESUCRISTO NUESTRO MESIAS JUDIO 
 LOS DIEZ MANDAMIENTOS DE LA BIBLIA 
 MEJORE SU CARACTER Y SU VIDA 
 YOU TUBE-MAOR BA OLAM-LINKS 
 YOU TUBE-MAOR BA OLAM-LINKS II 
 BIBLIAS/CONCORDANCIA/LIBROS 
 MAYOR ENEMIGO DEL HOMBRE ES UNO MISMO 
 ¿LA TORA ES MACHISTA? -MENSAJE ESOTERICO Y EXOTERICO 
 ¿ES INMORTAL EL ALMA?- FALACIA DE LA ENCARNACION Y REENCARNACION 
 EL ISLAM TIENE ORIGEN UNITARIO ADOPCIONISTA 
 ANTIGUO TESTAMENTO-ESTUDIO POR VERSICULOS 
 NUEVO TESTAMENTO-ESTUDIOS POR VERSICULOS 
 NUEVO TESTAMENTO II-ESTUDIOS POR VERSICULOS 
 NUEVO TESTAMENTO III-ESTUDIOS POR VERSICULOS 
 CRISTO NO TUVO PREEXISTENCIA 
 ¿QUE ES EL ESPIRITU SANTO? 
 
 
  Tools
 
General: La Caída de Jericó
Choose another message board
Previous subject  Next subject
Reply  Message 1 of 10 on the subject 
From: BARILOCHENSE6999  (Original message) Sent: 02/06/2011 03:24

La Caída de Jericó

 

 


 

Hay muchos mensajes que desarrollan y asientan la historia de la restauración milenaria. Hay muchas partes de la Biblia que se relacionan con esa historia. Es apropiado que comencemos con el establecimiento de Israel. El Libro de Josué - Capítulo 1, versículo 1 se refiere a la ocupación de Israel. Josué hijo de Nun significala salvación nace por la resistencia. Josué (o Yehoshua) era el nombre del Cristo. Hay paralelos con el libro de Apocalipsis y con Josué, y la caída de Jericó. Hay lecciones espirituales en el texto, y hay una indicación de que, lo que va a ocurrir en los últimos días, se deriva directamente del libro de Josué y la caída de Jericó. Muchas de esas cosas no son totalmente comprendidas. Las lecciones no se han extrapolado, y con suerte, en este comentario, que es mas propiamente llamado, podemos extraer las lecciones, y obtener una idea de cómo el Señor va a establecer la restauración de los últimos días, o al menos algunos aspectos de ella. Empezamos en Josué 1:1.

 

Josué 1:1 Aconteció después de la muerte de Moisés siervo de Jehová, que Jehová hablo a Josué hijo de Nun, servidor de Moisés, (RV)

 

Tenemos dos conceptos aquí. Moisés murió como un siervo del Señor. Cristo muriócomo el hijo del Señor. Así que tuvimos dos acontecimientos, la posición del hijo es mayor que la del siervo. Josué era servidor de Moisés.

 

Josué 1:2-3 Mi siervo Moisés ha muerto; ahora, pues, levántate y pasa este Jordán, tu y todo este pueblo, a la tierra que yo les doy a los hijos de Israel. 3 Yo os he entregado, como lo había dicho a Moisés, todo lugar que pisare la planta de vuestro pie.(RV)

 

Esto fue después del luto por treinta días. Llevaron luto por Moisés treinta días, comoentendemos previamente, del Pentateuco. A Moisés no le fue permitido entrar en la tierra prometida. Su sistema no llego a la tierra prometida y su sucesor llevo a Israel a la siguiente fase. Eso es simbólico del Mesías y el sistema del Espíritu Santo llevando a Israel a otra fase.

 

Josué 1:4 Desde el desierto y el Líbano hasta el gran rio Éufrates, toda la tierra de los heteos hasta el gran mar donde se pone el sol, será vuestro territorio. (RV)

 

No es solo el Israel actual que vemos. La tierra que ha sido dada a Israel seextiende hasta el Éufrates, al otro lado del mar de occidente, y hasta Egipto.

 

Josué 1:5 Nadie te podrá hacer frente en todos los días de tu vida; como estuve con Moisés, estaré contigo; no te dejare, ni te desamparare. (RV)

 

Ésta es una promesa que Dios hizo a Josué. La secuencia es que los comandantes de Israel reciben esa promesa, y mientras caminen con el Señor, el Señor no los abandonará o les dejara, e Israel permanecerá. Ninguna nación será capaz de venir en su contra, mientras obedezcan las leyes de Dios. Esa es la promesa de Dios y la manera que es. Cuando nos salimos de las leyes de Dios, las naciones tienen permiso de arremeter contra nosotros.

 

Josué 1:6-7 Esfuérzate y se valiente; porque tu repartirás a este pueblo por heredad la tierra de la cual jure a sus padres que la daría a ellos. 7 Solamente esfuérzate y se muy valiente, para cuidar de hacer conforme a toda la ley que mi siervo Moisés te mando; no te apartes de ella ni a diestra ni a siniestra, para que seas prosperado en todas las cosas que emprendas. (RV)

 

Allí está el nexo. Guardemos la ley y tendremos éxito. Si no guardamos la ley, fallaremos. Todo esto se encuentra en Deuteronomio 28, las bendiciones y las maldiciones. La comprensión de las bendiciones y las maldiciones es importante. El estudio bíblico en Deuteronomio 28 es crítico (vea el papel Las Bendiciones y las Maldiciones (No. 75)). Todas esas promesas son hechas para que la nación sea la cabeza y no la cola. La nación será una red prestamista y no una red prestataria. Si no guardamos la ley, seremos sometidos por las naciones, y nos convertiremos en una red prestataria, que es exactamente lo que le ocurre a nuestra gente. Estados Unidos es la nación deudora más grande que el mundo haya visto jamás. Australia emergió de la Segunda Guerra Mundial con un excedente. Pagamos nuestra parte, peleamos en todo el planeta, y salimos de la guerra pagando todas nuestras deudas, y tuvimos un excedente. Los estadounidenses lograron pasar de la Segunda Guerra Mundial, hasta hoy, a través de la Guerra Fría, y emergiendo como la nación deudora más grande que el mundo haya visto jamás. Hay una lección en eso. Piensan que son justos, y no son justos. Las maldiciones en contra de Manases son grandes. Hay todo tipo de cosas que le sucederán a Manases y Efraín, como veremos de esta historia hoy.

 

Josué 1:8-9 Nunca se apartara de tu boca este libro de la ley, sino que de día y de noche meditaras en el, para que guardes y hagas conforme a todo lo que en el esta escrito; porque entonces harás prosperar tu camino, y todo te saldrá bien. 9 Mira que te mando que te esfuerces y seas valiente; no temas ni desmayes, porque Jehová tu Dios estará contigo en dondequiera que vayas. (RV)

 

Ser fuertes y valientes es repetido por segunda vez en sólo unos pocos versos. Laspromesas son que uno pondrá a miles a huir, si guardamos la ley. Si no guardamos la ley, uno de ellos pondrá a mil de nosotros a huir. Este es el tipo de promesa hecha a la gente como una nación. Los elegidos existen dentro de las naciones, y nuestro trabajo es orar y fortalecer a esas personas, pero las personas mismas tendrán éxito cuando teman a la ley. Hemos llegado al punto donde ninguna de esas cosas nos ocurrirá otra vez, hasta que la restauración siga de nuestra purificación por fuego.

 

Josué 1:10-15 Y Josué mando a los oficiales del pueblo, diciendo: 11 Pasad por en medio del campamento y mandad al pueblo, diciendo: Preparaos comida, porque dentro de tres días pasareis el Jordán para entrar a poseer la tierra que Jehová vuestro Dios os da en posesión.12 También hablo Josué a los rubenitas y gaditas y a la media tribu de Manases, diciendo:13 Acordaos de la palabra que Moisés, siervo de Jehová, os mando diciendo: Jehová vuestro Dios os ha dado reposo, y os ha dado esta tierra.14 Vuestras mujeres, vuestros niños y vuestros ganados quedaran en la tierra que Moisés os ha dado a este lado del Jordán; mas vosotros, todos los valientes y fuertes, pasareis armados delante de vuestros hermanos, y les ayudareis, 15 hasta tanto que Jehová haya dado reposo a vuestros hermanos como a vosotros, y que ellos también posean la tierra que Jehová vuestro Dios les da; y después volveréis vosotros a la tierra de vuestra herencia, la cual Moisés siervo de Jehová os ha dado, a este lado del Jordán hacia donde nace el sol; y entrareis en posesión de ella. (RV)

 

Este concepto es uno donde Israel no es toda la herencia de la nación de Israel. La tierra al este del Jordán también es de la herencia de Israel. Este punto nunca es comprendido. Cuando regresamos en el sistema milenario, tendremos tierras fuera de Israel dadas como herencia, y las tribus de Manases y Rubén y Gad, específicamente, (y también Dan y Efraín) poseerán tierras al este de Israel. Eso es importante, y recibirán su descanso, antes del descanso para el resto de Israel. Su posición es establecida antes del establecimiento pleno de Israel bajo el Mesías. Este aseguramiento de las tribus exteriores ocurre antes, pero la restauración sigue a la salvación de Judá (Zac. 12:1ff.). Eso es significativo. Eso significa que hay cosas que ocurrirán antes de la llegada del Mesías, la cual empieza el establecimiento del Reino. Uno sólo puede especular sobre los movimientos de las tribus y las asignaciones de la herencia. El significado es que, hubo tres tribus que recibieron su herencia al este de Israel, y enviaron, no a todos, sino sólo a sus hombres armados, para establecer el Reino. En otras palabras, somos los hombres armados del Mesías. Volveremos a Israel, y hay personas de nosotros que entrarán en Jerusalén, pero una parte de nuestra herencia será dejada a nuestras esposas e hijos. En el sentido espiritual, los descendientes se quedarán para tomar parte de su herencia, la cual está fuera de Israel. Eso tiene mucha importancia. Es un prospecto especulativo; En lo que se refiere a la extensión de tierras, nadie sabe. Hay, sin embargo, una promesa dada.

 

Josué 1:16-18 Entonces respondieron a Josué, diciendo: Nosotros haremos todas las cosas que nos has mandado, e iremos adondequiera que nos mandes.17 De la manera que obedecimos a Moisés en todas las cosas, así te obedeceremos a ti; solamente que Jehová tu Dios este contigo, como estuvo con Moisés. 18 Cualquiera que fuere rebelde a tu mandamiento, y no obedeciere a tus palabras en todas las cosas que le mandes, que muera; solamente que te esfuerces y seas valiente. (RV)

 

La obediencia al líder nacional era primordial. Ser fuerte y valientees mencionado por  tercera vez.

 

Josué 2:1 Josué hijo de Nun envió desde Sitim dos espías secretamente, diciéndoles: Andad, reconoced la tierra, y a Jericó. Y ellos fueron, y entraron en casa de una ramera que se llamaba Rahab, y posaron allí. (RV)

 

¿Por qué especialmente Jericó? Porque allí es donde el sistema va a ser tratado. Jericó, como estamos conscientes ahora, tenia ocupación desde antes del conteo bíblico de la creación Adámica. Ha tenido ocupación continua desde al menos 7000 a.C. Eso no cuadra con las genealogías y los linajes en la Biblia. Eso significa que hubo otra creación en la ocupación en Jericó (quizá antes del diluvio). El nombre de Jericó significa Ciudad de la Luna, y parece ser importante también. La luna era una figura masculina en el medio oriente en el sistema árabe. El sol era un sistema femenino, y los atributos del sistema Satánico fueron aplicados a la luna, no al sol. El culto a Baal es un aspecto posterior, pero dentro de este sistema, la luna también, era centro de culto (vea el papel La Resurrección de los muertos (No. 143))

 


Anuncios:

First  Previous  2 to 10 of 10  Next   Last  
Reply  Message 2 of 10 on the subject 
From: BARILOCHENSE6999 Sent: 02/06/2011 03:25

Los judíos harán todo lo posible por decirnos que Rahab no era en realidad una ramera. La verdad es que Rahab si era una ramera. La razón por la que se toman la molestia de señalar el hecho de que Rahab no era una ramera, es porque el reino entero de Israel depende de los descendientes de Rahab, y Cristo es un descendiente directo de Rahab. Así que por lo tanto el Mesías es un descendiente directo de una ramera, que no era una Israelita. Ahora, eso es significativo (vea también el papel Genealogía del Mesías (No. 119)).

 

El problema verdadero era que la prostitución del Templo en esos días era normal dentro de su sociedad. Cada mujer tenia su periodo de servicio en el Templo del culto a los dioses – el sistema de la diosa madre Asteroth o Astarté o pascua tenia una estructura completa de prostitutas en el templo y eso era correcto a través del tiempo al menos hasta el tiempo de Cristo. En Corinto en el tiempo de la Iglesia en un solo Templo había 1,000 prostitutas registradas en el Templo de Artemis. Así es que todos habían participado en ella y la gente estaban siendo llamadas a salir de este sistema en la Iglesia.

 

Rahab debió señalar hacia la salvación de los gentiles y la salvación de personas que habían sido involucradas, sacándolas del pecado y metiéndolas en Israel, bautizadas y limpias. Rahab era el antepasado de Jesucristo y el Rey David. Por su linaje se nos muestra que desde el principio la salvación fue extendida a los gentiles. También, el perdón fue extendido a través del Espíritu Santo.

 

Josué 2:2 Y fue dado aviso al rey de Jericó, diciendo: He aquí que hombres de los hijos de Israel han venido aquí esta noche para espiar la tierra. (RV)

 

Este concepto de enviar dos hombres se relaciona con los testigos, y se relaciona con el concepto total del sistema Mesiánico de la iglesia. Somos enviados de dos en dos para ocuparnos de áreas y ciudades, para espiarlas. Estamos allí para usar a los débiles, o aquellas personas que reciben salvación. Rahab recibió la oportunidad de hacerse miembro de Israel y salvarse bajo el sistema, y veremos cómo y por qué. Una vez que entendemos lo qué ocurre con Rahab entendemos la Pascua y la salvación es de los gentiles.

 

Judá pudo haber entendido la salvación de los gentiles con nada más después del libro de Deuteronomio, excepto el libro de Josué. Si sólo tenían el libro de Josué podrían haber entendido que la salvación iba a ser extendida a los gentiles y pudieron haber entendido cómo iba a ocurrir.

 

Josué 2:3-5 Entonces el rey de Jericó envió a decir a Rahab: Saca a los hombres que han venido a ti, y han entrado en tu casa; porque han venido para espiar toda la tierra. 4 Pero la mujer había tomado a los dos hombres y los había escondido; y dijo: Es verdad que unos hombres vinieron a mí, pero no supe de donde eran.5 Y cuando se iba a cerrar la puerta, siendo ya oscuro, esos hombres se salieron, y no se adonde han ido; seguidlos aprisa y los alcanzareis.(RV)

 

Esta mujer estaba preparada para esconder a los siervos del Dios vivo, y estaba preparada para afrontar la furia de su señor, su propio avasallador feudal, para proteger a los siervos de Dios. Ese es un requisito de nosotros. Estamos obligados a extender ayuda a aquellas personas que nos proveen asistencia. Estamos obligados a extender salvación, y extender vida a través del entendimiento.

 

Josué 2:6-7 Mas ella los había hecho subir al terrado, y los había escondido entre los manojos de lino que tenia puestos en el terrado. 7 Y los hombres fueron tras ellos por el camino del Jordán, hasta los vados; y la puerta fue cerrada después que salieron los perseguidores.(RV)

 

Es un sistema feudal normal; un sistema normal de la ciudad; donde cierran las puertas y cerrojos en la noche por miedo del ataque. Esa era la defensa en esos días.

 

Josué 2:8-10 Antes que ellos se durmiesen, ella subió al terrado, y les dijo: 9 Se que Jehova os ha dado esta tierra; porque el temor de vosotros ha caído sobre nosotros, y todos los moradores del país ya han desmayado por causa de vosotros.10 Porque hemos oído que Jehová hizo secar las aguas del Mar Rojo delante de vosotros cuando salisteis de Egipto, y lo que habéis hecho a los dos reyes de los amorreos que estaban al otro lado del Jordán, a Sehon y a Og, a los cuales habéis destruido.(RV)

 

Se les ordeno destruir completamente a Sehon y a Og, y al pueblo en la llanura (las personas asociadas con los Nefilim). Vea el papel Los Nefilim (No. 154))http://www.ccg.org/English/s/p154.html

 

Josué 2:11-14 Oyendo esto, ha desmayado nuestro corazón; ni ha quedado mas aliento en hombre alguno por causa de vosotros, porque Jehová vuestro Dios es Dios de arriba en los cielos y abajo en la tierra. 12 Os ruego pues, ahora, que me juréis por Jehová, que como he hecho misericordia con vosotros, así la haréis vosotros con la casa de mi padre, de lo cual me daréis una señal segura; 13 y que salvareis la vida a mi padre y a mi madre, a mis hermanos y hermanas, y a todo lo que es suyo; y que librareis nuestras vidas de la muerte.14 Ellos le respondieron: Nuestra vida responderá por la vuestra, si no denunciareis este asunto nuestro; y cuando Jehová nos haya dado la tierra, nosotros haremos misericordia y verdad.(RV)

 

Rahab reconoció que su Dios era Dios. Primero tenemos que entender al Único Dios Verdadero para entrar en Israel y convertirnos en uno de los elegidos. Rahab dio ese primer paso a través de la comprensión del Único Dios Verdadero. Ella entonces fue capaz de tratar con los testigos, protegiéndolos y sabiendo que lo que ella hacía tenía un mayor propósito y que estaría protegida porque ella trataba con los sirvientes del Dios vivo. Rahab recibió comprensión a través del Espíritu Santo, que Israel debía tomar la tierra, y pidió que hicieran un pacto. Ese pacto es extendido en nosotros para los Gentiles.

 

La división es encontrada en la parábola de las ovejas y los cabritos en Mateo. La parábola de las ovejas y los cabritos trata con aquellos que tratan bondadosamente con los elegidos. Serán puestos al lado derecho del Señor y serán recompensados, y aquellos que no tratan bondadosamente con los elegidos serán puestos a la izquierda, y serán destruidos como cabritos. Esa parábola no es para la iglesia, es una parábola para las naciones, a fin de que las naciones entiendan que son juzgadas por la forma en que nos tratan.

 

Josué 2:15-19 Entonces ella los hizo descender con una cuerda por la ventana; porque su casa estaba en el muro de la ciudad, y ella vivía en el muro. 16 Y les dijo: Marchaos al monte, para que los que fueron tras vosotros no os encuentren; y estad escondidos allí tres días, hasta que los que os siguen hayan vuelto, y después os iréis por vuestro camino.17 Y ellos le dijeron: Nosotros quedaremos libres de este juramento con que nos has juramentado. 18 He aquí, cuando nosotros entremos en la tierra, tu ataras este cordón de grana a la ventana por la cual nos descolgaste; y reunirás en tu casa a tu padre y a tu madre, a tus hermanos y a toda la familia de tu padre. 19 Cualquiera que saliere fuera de las puertas de tu casa, su sangre será sobre su cabeza, y nosotros sin culpa. Más cualquiera que se estuviere en casa contigo, su sangre será sobre nuestra cabeza, si mano le tocare. (RV)

 

La marca de Rahab es un paralelo del sistema de la Pascua. Las cuerdas de color escarlata fueron puestas como señal en las ventanas, de la misma forma que la sangre Pascual fue untada en las puertas.

 

Esta marca era señal que un pacto había sido celebrado entre la nación de Israel y una persona Gentil, o que esta casa estaba incluida dentro de la nación de Israel, y la misma aplicación era que estuvieran dentro de sus puertas al igual que en la Pascua. Que no salieran fuera de sus puertas. Si salían fuera de sus puertas, la sangre era sobre su cabeza como fue en las calles de Egipto cuando el ángel de la muerte pasó sobre Israel. Eso es lo que significan las cuerdas escarlata en las ventanas de la casa de Rahab. Se muestra, por consiguiente, que la salvación fue concedida a los gentiles. Esa es la primera indicación, que las naciones de los gentiles tendrán familias que serán metidas en Israel y protegidas bajo la sangre del viejo pacto y la necesaria gracia salvadora de Cristo en el nuevo pacto.

 

Josué 2:20-21 Y si tu denunciares este nuestro asunto, nosotros quedaremos libres de este tu juramento con que nos has juramentado. 21 Ella respondió: Sea así como habéis dicho. Luego los despidió, y se fueron; y ella ato el cordón de grana a la ventana. (RV)

 

Estaban obligados a guardar la fe. No era cuestión de dar palabras vacías, y luego cambiar su lealtad. Ella estaba obligada a guardar la fe para mantener el pacto. La frase significa que estamos obligados a guardar la fe para quedarnos en el Israel espiritual y estamos obligados a mantener el pacto. Cuando no mantenemos el pacto, el pacto es roto con nosotros.

 

Josué 2:22-23 Y caminado ellos, llegaron al monte y estuvieron allí tres días, hasta que volvieron los que los perseguían; y los que los persiguieron buscaron por todo el camino, pero no los hallaron. 23 Entonces volvieron los dos hombres; descendieron del monte, y pasaron, y vinieron a Josué hijo de Nun, y le contaron todas las cosas que les habían acontecido. (RV)

 

Los tres días en el monte, escondiéndose, son de otro significado. Se aplica a los conceptos de las primeras advertencias. Los tres días se refieren al concepto de las cosechas de Israel y Judá cuando en el tercer día nuestra salvación se levanta (Os. 6:1-2). Se aplica también a los tiempos de los testigos estando tendidos en las calles, y luego las actividades que van de eso.

 

Josué 2:24 Y dijeron a Josué: Jehová ha entregado toda la tierra en nuestras manos; y también todos los moradores del país desmayan delante de nosotros.

 


Reply  Message 3 of 10 on the subject 
From: BARILOCHENSE6999 Sent: 02/06/2011 03:25

Josué 3:1-4 Josué se levanto de mañana, y el y todos los hijos de Israel partieron de Sitim y vinieron hasta el Jordán, y reposaron allí antes de pasarlo. 2 Y después de tres días, los oficiales recorrieron el campamento,3 y mandaron al pueblo, diciendo: Cuando veáis el arca del pacto de Jehová vuestros Dios, y los levitas sacerdotes que la llevan, vosotros saldréis de vuestro lugar y marchareis en pos de ella, 4 a fin de que sepáis el camino por donde habéis de ir; por cuanto vosotros no habéis pasado antes de ahora por este camino. Pero entre vosotros y ella haya distancia como de dos mil codos; no os acercareis a ella. (RV)

 

Tratamos con un concepto que el arca, la cual era de hecho el poder de Dios, iría adelante para dominar la tierra, y eso era el poder de Israel. Los tres días representan los tres años, que verán la purificación de Israel en los últimos días. Después de tres años Dios levantara la salvación de Israel a través de Su sistema simbolizado por el arca del pacto. La distancia se ve como el viaje de un día sábado. El Shekinah demostrará la forma en los últimos días.

 

Josué 3:5-13 Y Josué dijo al pueblo: Santificaos, porque Jehová hará mañana maravillas entre vosotros. 6 Y hablo Josué a los sacerdotes, diciendo: Tomad el arca del pacto, y pasad delante de pueblo. Y ellos tomaron el arca del pacto y fueron delante del pueblo.7 Entonces Jehová dijo a Josué: Desde este día comenzare a engrandecerte delante de los ojos de todo Israel, para que entiendan que como estuve con Moisés, así estaré contigo. 8 Tu, pues, mandaras a los sacerdotes que llevan el arca del pacto, diciendo: Cuando hayáis entrado hasta el borde del agua del Jordán, parareis en el Jordán. 9 Y Josué dijo a los hijos de Israel: Acercaos, y escuchad las palabras de Jehová vuestro Dios.10 Y añadió Josué: En esto conoceréis que el Dios viviente esta en medio de vosotros, y que el echara de delante de vosotros al cananeo, al heteo, al heveo, al ferezeo, al gergeseo, al amorreo y al jebuseo.11 He aquí, el arca del pacto del Señor de toda la tierra pasara en medio de vosotros en medio del Jordán. 12 Tomad, pues, ahora doce hombres de las tribus de Israel, uno de cada tribu.13 Y cuando las plantas de los pies de los sacerdotes que llevan el arca de Jehová, Señor de toda la tierra, se asienten en las aguas del Jordán, las aguas del Jordán se dividirán; porque las aguas que vienen de arriba se detendrán en un montón. (RV)

 

Éste es el segundo milagro del cruce de aguas, para tomar la tierra prometida. Salimos de Egipto, a través del Mar Rojo bajo el Mesías, que era el concepto de pasar a través de aguas bajo la protección divina en el desierto, que simboliza el primer advenimiento del Mesías, y el establecimiento de la iglesia en el desierto por dos mil años. Anduvieron en el desierto por cuarenta años, lo cual es simbólico de cuarenta Jubileos, que constituyen los dos mil años de los últimos días. La siguiente fase fue que cruzaron el Jordán, pasando a través de agua, que luego fue separada como una segunda señal del subordinado a Moisés, quien tomo los poderes de Moisés. Entonces, hay un segundo advenimiento Mesiánico. Esto es simbolizado de nuevo por las acciones de Elías y Eliseo separando las aguas del Jordán (2 R. 2:8,14).

 

Josué 3:14-15 Y aconteció cuando partió el pueblo de sus tiendas para pasar el Jordán, con los sacerdotes delante del pueblo llevando el arca del pacto, 15 cuando los que llevaban el arca entraron en el Jordán, y los pies de los sacerdotes que llevaban el arca fueron mojados a la orilla del agua (porque el Jordán suele desbordarse por todas sus orillas todo el tiempo de la siega), (RV)

 

No era simplemente un arroyito. En el tiempo de cosecha, el Jordán se inunda. Por esoera necesario que Josué fuera capaz de recoger el Jordán en un montón, para conseguir que Israel lo atravesara caminando. La cosecha de la Iglesia se hace cuando el Jordán está inundado; En otras palabras bajo adversidad y tribulación (Jer. 12:5; Apo. 12:15-16). Éste es el entendimiento detrás del refrán Si no puedes caminar con hombres en paz cómo podrás correr con caballos cuando el Jordán este inundado; En otras palabras, durante las guerras de la cosecha del Día del Señor (Jer. 12:5 KJV).

 

Josué 3:16-17 las aguas que venían de arriba se detuvieron como en un montón bien lejos de la ciudad de Adam, que esta al lado de Saretan, y las que descendían al mar del Araba, al Mar Salado, se acabaron y fueron divididas; y el pueblo paso en dirección de Jericó. 17 Mas los sacerdotes que llevaban el arca del pacto de Jehová, estuvieron en seco, firmes en medio del Jordán, hasta que todo el pueblo hubo acabado de pasar el Jordán; y todo Israel paso en seco. (RV)

 

Es la responsabilidad del sacerdocio proteger a la nación en la ocupación de la tierraprometida. Tenían una función específica de llevar a la gente en Israel. En otras palabras, su cuidado era necesario para preparar a la nación a tomar su herencia. Los elegidos no pueden tomar su herencia a menos que alguien les enseñe cómo tomar esa herencia. Uno tiene que saber cómo ha sido elaborada la voluntad, y tenemos que saber cómo ir y reclamarla. Tenemos que saber adonde ir. Tenemos que prepararnos para eso, y tenemos que alcanzar una cierta edad de madurez en la cual podamos ejercer juicio. Esas son las leyes de nuestro pueblo. Uno no puede dejarle una herencia a una persona si es menor de edad. Tienen que ser puesta en fideicomiso hasta que puedan ejercer su herencia correctamente. Es la responsabilidad del sacerdocio preparar a las personas a tomar su herencia. Ese es el simbolismo de por qué dependió del sacerdocio estar en el Jordán para llevarlos a través de la seguridad.

 

Josué 4:1-8 Cuando toda la gente hubo acabado de pasar el Jordán, Jehová hablo a Josué, diciendo: 2 Tomad del pueblo doce hombres, uno de cada tribu, 3 y mandadles, diciendo: Tomad de aquí de en medio del Jordán, del lugar donde están firmes los pies de los sacerdotes, doce piedras, las cuales pasareis con vosotros, y levantadlas en el lugar donde habéis de pasar la noche. 4 Entonces Josué llamó a los doce hombres a los cuales él había designado de entre los hijos de Israel, uno de cada tribu.5 Y les dijo Josué: Pasad delante del arca de Jehová vuestro Dios a la mitad del Jordán, y cada uno de vosotros tome una piedra sobre su hombro, conforme al número de las tribus de los hijos de Israel, 6 para que esto sea señal entre vosotros; y cuando vuestros hijos preguntaren a sus padres mañana, diciendo: ¿Qué significan estas piedras? 7 les responderéis: Que las aguas del Jordán fueron divididas delante del arca del pacto de Jehová; cuando ella pasó el Jordán, las aguas del Jordán se dividieron; y estas piedras servirán de monumento conmemorativo a los hijos de Israel para siempre. 8 Y los hijos de Israel lo hicieron así como Josué les mandó: tomaron doce piedras de en medio del Jordán, como Jehová lo había dicho a Josué, conforme al número de las tribus de los hijos de Israel, y las pasaron al lugar donde acamparon, y las levantaron allí.(RV)

 

Eso es lo que ocurre en términos de las piedras siendo tomadas de las tribus de Israelpara juzgar a los Israelitas. Las doce piedras tomadas se convirtieron en los apóstoles, y se convirtieron en los jueces de Israel. Fueron anunciados en el libro de los Jueces, por los jueces que reinaron o rigieron Israel. Hubo doce jueces, y doce apóstoles, y el total de ambos números es veinticuatro, que constituye el número de los ancianos con Cristo alrededor del Trono de Dios (ver Apocalipsis capítulos 4 y 5).

 

Josué 4:9Josué también levantó doce piedras en medio del Jordán, en el lugar donde estuvieron los pies de los sacerdotes que llevaban el arca del pacto; y han estado allí hasta hoy. (RV)

 

Había doce piedras puestas en el Jordán, y había doce piedras colocadas como un altar. Hay significado en este evento. Las doce piedras que fueron colocadas en el Jordán actúan como un recordatorio del cruce a través del rio y parecen guardar relación con las doce estrellas del ejército caído (de la DSS y otros escritos Judaicos). Hay una aplicación al concepto del concejo de los ancianos, y el número de los ancianos que desertaron. Parecen ser puestos allí para mostrar que lo doce que desertaron no entrarían en el Reino en la restauración.

 

Josué 4:10 Y los sacerdotes que llevaban el arca se pararon en medio del Jordán hasta que se hizo todo lo que Jehová había mandado a Josué que dijese al pueblo, conforme a todas las cosas que Moisés había mandado a Josué; y el pueblo se dio prisa y pasó. (RV)

 

La nación cruzo mientras los sacerdotes hacían su trabajo, y detenían las aguas. Ese es el significado. El sacerdote no puede fallar, o la nación es cortada en su movimiento en la tierra prometida. Si los sacerdotes fallan, los débiles fracasarán en obtener su herencia. Por eso es que el sacerdocio es removido en los últimos días y reemplazado (vea el papel Midiendo el Templo (No. 137))

 

Josué 4:11-24 Y cuando todo el pueblo acabó de pasar, también pasó el arca de Jehová, y los sacerdotes, en presencia del pueblo.12 También los hijos de Rubén y los hijos de Gad y la media tribu de Manasés pasaron armados delante de los hijos de Israel, según Moisés les había dicho; 13 como cuarenta mil hombres armados, listos para la guerra, pasaron hacia la llanura de Jericó delante de Jehová. 14 En aquel día Jehová engrandeció a Josué a los ojos de todo Israel; y le temieron, como habían temido a Moisés, todos los días de su vida. 15 Luego Jehová habló a Josué, diciendo: 16 Manda a los sacerdotes que llevan el arca del testimonio, que suban del Jordán. 17 Y Josué mandó a los sacerdotes, diciendo: Subid del Jordán. 18 Y aconteció que cuando los sacerdotes que llevaban el arca del pacto de Jehová subieron de en medio del Jordán, y las plantas de los pies de los sacerdotes estuvieron en lugar seco, las aguas del Jordán se volvieron a su lugar, corriendo como antes sobre todos sus bordes.19 Y el pueblo subió del Jordán el día diez del mes primero, y acamparon en Gilgal, al lado oriental de Jericó. 20 Y Josué erigió en Gilgal las doce piedras que habían traído del Jordán. 21 Y habló a los hijos de Israel, diciendo: Cuando mañana preguntaren vuestros hijos a sus padres, y dijeren: ¿Qué significan estas piedras? 22 declararéis a vuestros hijos, diciendo: Israel pasó en seco por este Jordán. 23 Porque Jehová vuestro Dios secó las aguas del Jordán delante de vosotros, hasta que habíais pasado, a la manera que Jehová vuestro Dios lo había hecho en el Mar Rojo, el cual secó delante de nosotros hasta que pasamos; 24 para que todos los pueblos de la tierra conozcan que la mano de Jehová es poderosa; para que temáis a Jehová vuestro Dios todos los días.(RV)

 


Reply  Message 4 of 10 on the subject 
From: BARILOCHENSE6999 Sent: 02/06/2011 03:26

Eso compone el milagro del cruce. El pueblo subió del Jordán en el décimo día del primer mes, y acamparon en Gilgal en la frontera este de Jericó. El décimo día del primer mes es, como sabemos, para apartar al Cordero de Pascua. El décimo día del primer mes tiene un significado espiritual. Esa fue la fecha cuando el Mesías entró en Jerusalén para ser crucificado. Las doce piedras que sacaron del Jordán, Josué las coloco en Gilgal.

 

Josué 5:1 Cuando todos los reyes de los amorreos que estaban al otro lado del Jordán al occidente, y todos los reyes de los cananeos que estaban cerca del mar, oyeron cómo Jehová había secado las aguas del Jordán delante de los hijos de Israel hasta que hubieron pasado, desfalleció su corazón, y no hubo más aliento en ellos delante de los hijos de Israel.(RV)

 

Esto ocurrirá en los últimos días. Habrá jóvenes como leones en Israel, en todas las naciones.

 

Josué 5:2-8 En aquel tiempo Jehová dijo a Josué: Hazte cuchillos afilados, y vuelve a circuncidar la segunda vez a los hijos de Israel. 3 Y Josué se hizo cuchillos afilados, y circuncidó a los hijos de Israel en el collado de Aralot. 4 Esta es la causa por la cual Josué los circuncidó: Todo el pueblo que había salido de Egipto, los varones, todos los hombres de guerra, habían muerto en el desierto, por el camino, después que salieron de Egipto. 5 Pues todos los del pueblo que habían salido, estaban circuncidados; más todo el pueblo que había nacido en el desierto, por el camino, después que hubieron salido de Egipto, no estaba circuncidado. 6 Porque los hijos de Israel anduvieron por el desierto cuarenta años, hasta que todos los hombres de guerra que habían salido de Egipto fueron consumidos, por cuanto no obedecieron a la voz de Jehová; por lo cual Jehová les juró que no les dejaría ver la tierra de la cual Jehová había jurado a sus padres que nos la daría, tierra que fluye leche y miel.7 A los hijos de ellos, que él había hecho suceder en su lugar, Josué los circuncidó; pues eran incircuncisos, porque no habían sido circuncidados por el camino. 8 Y cuando acabaron de circuncidar a toda la gente, se quedaron en el mismo lugar en el campamento, hasta que sanaron. (RV)

 

Habrá una restauración de circuncisión en los últimos días. El pedernal con el cual Josué circuncidó a Israel era simbólico de Dios que es el pedernal que circuncida los corazones de Israel. Es un concepto que el pueblo de Israel en el desierto recibirá circuncisión espiritual y serán preparados para tomar su herencia. Todo Israel recibirá entendimiento. Somos una minoría llamada a salir en una nación grande. La nación no entiende nada. No puede evitarlo. No es cuestión de decir “estamos mejor que ellos”, y hemos oído esa clase de sentimiento en el pasado. Son nuestro pueblo y Dios los ama tanto como nos ama a nosotros, pero él ha elegido ponernos aquí a hacer un trabajo, para prepararnos y pulirnos. Esa nación será circuncisa cuando entre en Israel; Cada uno de ellos. Aquellos que no estén preparados simplemente morirán.

 

Josué 5:9 Y Jehová dijo a Josué: Hoy he quitado de vosotros el oprobio de Egipto; por lo cual el nombre de aquel lugar fue llamado Gilgal, hasta hoy. (RV)

 

Gilgal significa rodar fuera; Un rodamiento. Así es que el Señor usó el concepto de rodar fuera el oprobio de Egipto. El oprobio de esta Era de los cuarenta Jubileos de dos mil años de los horrores que comenzaran a rodar fuera de nuestro pueblo. Josué el Mesías comenzó a rodar fuera los pecados del mundo.

 

Josué 5:10-12 Y los hijos de Israel acamparon en Gilgal, y celebraron la pascua a los catorce días del mes, por la tarde, en los llanos de Jericó. 11 Al otro día de la pascua comieron del fruto de la tierra, los panes sin levadura, y en el mismo día espigas nuevas tostadas. 12 Y el maná cesó el día siguiente, desde que comenzaron a comer del fruto de la tierra; y los hijos de Israel nunca más tuvieron maná, sino que comieron de los frutos de la tierra de Canaán aquel año. (RV)

 

Esa fue la  primera vez que comieron del fruto, ya que habían comido maná hasta entonces. Fueron alimentados por el Señor en sustento y continuaron hasta que estuvieron listos para tomar su herencia. Seremos alimentados por el Señor en los dos mil años. Cada uno de nosotros es alimentado y cuidado, y nos entregaremos al Señor. No queremos. Nuestro pan y agua estarán seguros. Todos serán atendidos y trataremos. No recibiremos lujos porque no somos gobernantes en este planeta. Seremos; Y toda esta estructura es tratada de esa manera a fin de que nos preparemos. Cuando tomemos nuestra herencia, y entremos, entonces comeremos del fruto, y toda la nación comerá del fruto del sistema milenario. Ellos aún no comen. El mundo en general no come del fruto del Mesías, y de la santa Tierra Prometida, (la restauración milenaria) nuestra herencia, hasta que entremos al sistema milenario.

 

Josué 5:13-15 Estando Josué cerca de Jericó, alzó sus ojos y vio un varón que estaba delante de él, el cual tenía una espada desenvainada en su mano. Y Josué, yendo hacia él, le dijo: ¿Eres de los nuestros, o de nuestros enemigos? 14 El respondió: No; más como Príncipe del ejército de Jehová he venido ahora. Entonces Josué, postrándose sobre su rostro en tierra, le adoró; y le dijo: ¿Qué dice mi Señor a su siervo? 15 Y el Príncipe del ejército de Jehová respondió a Josué: Quita el calzado de tus pies, porque el lugar donde estás es santo. Y Josué así lo hizo.(RV)

 

Uno tiene que dar a Josué lo que merece. Él era valiente. Uno se imagina que este ser se habría visto bastante formidable. Este comandante, este capitán del ejército del Señor, era Jesucristo. Josué conocía quién era y se postro. Esta entidad dijo exactamente la misma cosa que el ángel del Pacto había dicho a Moisés. Él era la misma entidad, el mismo individuo. Él soportaba la presencia de Dios, y cuando estamos en su presencia, estamos en la presencia de Dios por delegación.

 

Josué 6:1-5 Ahora, Jericó estaba cerrada, bien cerrada, a causa de los hijos de Israel; nadie entraba ni salía. 2 Mas Jehová dijo a Josué: Mira, yo he entregado en tu mano a Jericó y a su rey, con sus varones de guerra. 3 Rodearéis, pues, la ciudad todos los hombres de guerra, yendo alrededor de la ciudad una vez; y esto haréis durante seis días. 4 Y siete sacerdotes llevarán siete bocinas de cuernos de carnero delante del arca; y al séptimo día daréis siete vueltas a la ciudad, y los sacerdotes tocarán las bocinas. 5 Y cuando toquen prolongadamente el cuerno de carnero, así que oigáis el sonido de la bocina, todo el pueblo gritará a gran voz, y el muro de la ciudad caerá; entonces subirá el pueblo, cada uno derecho hacia adelante.(RV)

 

Estas circunvalaciones a Jericó representan los siete sellos y las siete trompetas y las siete copas de la ira de Dios de la revelación de los últimos días. Cada uno se mueve en una secuencia, y en el último día hay siete de ellos. Al final de que el gran grito del arcángel, que oiremos para tomar el mundo destrozando las paredes de las ciudades de los sistemas del mundo. Derriba las fortalezas de Satanás. Ese es el simbolismo de Jericó. Se relaciona directamente con los siete sellos, las siete trompetas, y las siete copas de la ira de Dios.

 

Josué 6:6-7 Llamando, pues, Josué hijo de Nun a los sacerdotes, les dijo: Llevad el arca del pacto, y siete sacerdotes lleven bocinas de cuerno de carnero delante del arca de Jehová. 7 Y dijo al pueblo: Pasad, y rodead la ciudad; y los que están armados pasarán delante del arca de Jehová. (RV)

 


Reply  Message 5 of 10 on the subject 
From: BARILOCHENSE6999 Sent: 02/06/2011 03:26

Los siete sacerdotes, llevando las siete bocinas de cuernos de carnero representan a los siete ángeles que reciben las siete trompetas para soplar. Son también siete ángeles de las siete iglesias de los sistemas del mundo. Los siete ángeles desarrollan las siete iglesias en los dos mil años, para prepararnos para tomar el sistema al final. Todos los del pueblo del Señor son sacados bajo los ángeles de las siete iglesias. También hay siete pastores y ocho hombres principales (o príncipes) levantados para hacer este trabajo (Miq. 5:5). Esta secuencia ocurre con el proceso Mesiánico como Miqueas 5:1-4 habla del Mesías y sigue a la paz milenaria de 5:5 ff. Esta paz sigue de la guerra de los asirios. En otras palabras, se refiere a los poderes del norte y los sistemas babilónicos de los últimos días. Aquí vemos a los jóvenes leones de Jacob entre las naciones. Los sistemas falsos de Jacob serán destruidos, como serán aquellos de las naciones (Miq. 5:9-14).

 

Josué 6:8-9 Y así que Josué hubo hablado al pueblo, los siete sacerdotes, llevando las siete bocinas de cuerno de carnero, pasaron delante del arca de Jehová, y tocaron las bocinas; y el arca del pacto de Jehová los seguía. 9 Y los hombres armados iban delante de los sacerdotes que tocaban las bocinas, y la retaguardia iba tras el arca, mientras las bocinas sonaban continuamente. (RV)

 

¿Qué había en el arca del pacto? Originalmente, había un número de cosas en ella incluyendo las tablas de la ley, la vara de Aarón y el maná.

 

En la última mención del arca del pacto había sólo las tablas de la ley. En esta etapa, estaba el recuerdo de lo que tuvimos. Allí estaba la autoridad del sacerdocio y el maná con el que fuimos alimentados en el desierto, y luego con eso estaban las tablas de la ley. Esas cosas iban adelante como una señal de que el Señor estaba con nosotros y una señal de que éramos seguidores de la ley. La razón por la que el arca del pacto iba adelante era porque seguíamos la ley de Dios. Ese es todo el simbolismo. Cada hombre en Israel caminaba un pie detrás del otro detrás de la ley. Por esto es que se hizo de ese modo. Se hizo para mostrarnos, y a cada otro miembro de Israel, que toda su marcha en el desierto fue estar detrás de las leyes de Dios, y olvidamos eso. Tratamos de reescribir la ley.

 

Josué 6:10 Y Josué mandó al pueblo, diciendo: Vosotros no gritaréis, ni se oirá vuestra voz, ni saldrá palabra de vuestra boca, hasta el día que yo os diga: Gritad; entonces gritaréis. (RV)

 

En otras palabras, los misterios de Dios estaban ocultos y emitidos bajo dirección hasta el día que los misterios deben ser revelados y gritados. Por esto es que el mundo no ha entendido. Porque estas cosas estaban sujetas bajo orden y para que, en los últimos días, los misterios de Dios deben revelarse (como el mensaje del primer ángel). Somos los administradores de los misterios de Dios (vea el papel Los Misterios de Dios (No. 131))

 

Josué 6:11-14 Así que él hizo que el arca de Jehová diera una vuelta alrededor de la ciudad, y volvieron luego al campamento, y allí pasaron la noche. 12 Y Josué se levantó de mañana, y los sacerdotes tomaron el arca de Jehová. 13 Y los siete sacerdotes, llevando las siete bocinas de cuerno de carnero, fueron delante del arca de Jehová, andando siempre y tocando las bocinas; y los hombres armados iban delante de ellos, y la retaguardia iba tras el arca de Jehová, mientras las bocinas tocaban continuamente. 14 Así dieron otra vuelta a la ciudad el segundo día, y volvieron al campamento; y de esta manera hicieron durante seis días. (RV)

 

Cuando entraron en la tierra prometida, estaban detrás del Arca. Ahora hay un cambio en la orden de marcha para la batalla. Tienen una guardia de avanzada y una retaguardia y el Arca está protegida. Hay un cambio simbólico de seguir el arca del pacto en la tierra prometida detrás de la ley de Dios, a estar delante y detrás en avanzada y retaguardia de la ley, como guardianes de la ley. Cuando inician el sistema después de la primera fase, se convierten en guardianes de la ley de Dios. Bajo el primer sello, las religiones falsas fueron establecidas. Fue necesario desde entonces que la ley fuera custodiada por los elegidos, así es que su orden de marcha fue alterada y la ley no podría ser removida de los conceptos de la Iglesia y la nación.

 

Josué 6:15-17 Al séptimo día se levantaron al despuntar el alba, y dieron vuelta a la ciudad de la misma manera siete veces; solamente este día dieron vueltas alrededor de ella siete veces. 16 Y cuando los sacerdotes tocaron las bocinas la séptima vez, Josué dijo al pueblo: Gritad, porque Jehová os ha entregado la ciudad. 17 Y será la ciudad anatema a Jehová, con todas las cosas que están en ella; solamente Rahab la ramera vivirá, con todos los que estén en casa con ella, por cuanto escondió a los mensajeros que enviamos. (RV)

 

Ésta son las siete trompetas y luego el grito. La séptima trompeta es la destrucción bajo las copas de la ira de Dios.

 

Josué 6:18-19 Pero vosotros guardaos del anatema; ni toquéis, ni toméis alguna cosa del anatema, no sea que hagáis anatema el campamento de Israel, y lo turbéis. 19 Más toda la plata y el oro, y los utensilios de bronce y de hierro, sean consagrados a Jehová, y entren en el tesoro de Jehová. (RV)

 

Hay una instrucción específica aquí. Todo acerca de ese sistema debía destruirse excepto los artefactos que eran de valor, lo cual era ocupado y provisto en el Templo del Señor bajo un sistema teocrático a fin de que fuera usado en el servicio de Dios y no sería permitido para contaminar al pueblo. Ese es el mismo sistema que ocurrirá en el Milenio. Los metales y cosas que son usadas para armas serán usados para el bien. Cuando entremos en las batallas de Armagedón encontraremos que una gran cantidad de los artefactos y el armamento serán recogidas y usadas, proveyendo recursos para Israel en el establecimiento del Milenio.

 

Josué 6:20-21 Entonces el pueblo gritó, y los sacerdotes tocaron las bocinas; y aconteció que cuando el pueblo hubo oído el sonido de la bocina, gritó con gran vocerío, y el muro se derrumbó. El pueblo subió luego a la ciudad, cada uno derecho hacia adelante, y la tomaron. 21 Y destruyeron a filo de espada todo lo que en la ciudad había; hombres y mujeres, jóvenes y viejos, hasta los bueyes, las ovejas, y los asnos. (RV)

 

No es un espectáculo agradable, pero eso es lo que ocurrirá. El sistema de este mundo va a ser destruido, y sólo aquellas personas que puedan ser utilizadas para desarrollar un sistema nuevo se mantendrán vivas.

 

Josué 6:22 Mas Josué dijo a los dos hombres que habían reconocido la tierra: Entrad en casa de la mujer ramera, y haced salir de allí a la mujer y a todo lo que fuere suyo, como lo jurasteis.(RV)

 

Cuando decimos que el muro se cayó, la casa de Rahab estaba en el muro. Debe haber habido protección divina en Rahab, para mantener su casa intacta, de modo que aunque el muro de Jericó se cayó, su casa estaba milagrosamente conservada. Esa fue indicación de la preservación milagrosa de los gentiles que fueron llamados para entrar en la herencia de Israel bajo la protección divina; Ese fue un milagro. Demuestra que el lugar de seguridad de Rahab estaba en la pared que estaba realmente cayendo a su alrededor, porque la mano del Señor estaba en Rahab. El concepto de un lugar de seguridad está dondequiera que el Señor pone Su mano en nosotros. Veremos que miles caerán a nuestra derecha y a nuestra izquierda. Les veremos caer muertos de pestilencia y enfermedad. Les veremos morir de guerra y armas químicas, y permaneceremos vivos. Ese es el poder de Dios, y si no entendemos eso no tenemos fe. Si pensamos que tenemos que ser arrebatados a un lugar de seguridad, nuestra fe es débil y ese es el problema con las personas que están ocupadas estructurado negocios. Dios pone Su mano en nosotros y comeremos y beberemos (nuestro pan y agua estarán seguros; Isa. 33:16), hasta que seamos llevados al Mesías, cuando él ponga sus pies en el Monte de los Olivos, y podamos estar seguros (ver el papel El Lugar de Seguridad (No. 194))

 

Josué 6:23-27 Y los espías entraron y sacaron a Rahab, a su padre, a su madre, a sus hermanos y todo lo que era suyo; y también sacaron a toda su parentela, y los pusieron fuera del campamento de Israel.24 Y consumieron con fuego la ciudad, y todo lo que en ella había; solamente pusieron en el tesoro de la casa de Jehová la plata y el oro, y los utensilios de bronce y de hierro. 25 Mas Josué salvó la vida a Rahab la ramera, y a la casa de su padre, y a todo lo que ella tenía; y habitó ella entre los israelitas hasta hoy, por cuanto escondió a los mensajeros que Josué había enviado a reconocer a Jericó.26 En aquel tiempo hizo Josué un juramento, diciendo: Maldito delante de Jehová el hombre que se levantare y reedificare esta ciudad de Jericó. Sobre su primogénito eche los cimientos de ella, y sobre su hijo menor asiente sus puertas.27 Estaba, pues, Jehová con Josué, y su nombre se divulgó por toda la tierra.(RV)

 

Jericó ha sido reconstruida. Desde el principio de las personas que establecieron Jericó, tendrán contienda y destrucción para sus hijos menores, y por esto es que no hay paz en Jericó. No habrá paz en Jericó hasta que el Mesías venga, y estas personas morirán. El tratado de paz centrado en esa ciudad está condenado al fracaso.

 

Josué 7:1 Pero los hijos de Israel cometieron una prevaricación en cuanto al anatema; porque Acán hijo de Carmi, hijo de Zabdi, hijo de Zera, de la tribu de Judá, tomó del anatema; y la ira de Jehová se encendió contra los hijos de Israel. (RV)

 

Esto es simbólico de los problemas que entraron en la ley a través de Judá. Judá pervirtió la ley y, hasta el día de hoy, la ley no es guardada en Judá porque pervirtieron la ley. La herencia le fue quitada a Judá, y la ira de Dios fue colocada en Israel por Judá.

 

Josué 7:2 Después Josué envió hombres desde Jericó a Hai, que estaba junto a Bet-avén hacia el oriente de Bet-el; y les habló diciendo: Subid y reconoced la tierra. Y ellos subieron y reconocieron a Hai. (RV)

 


Reply  Message 6 of 10 on the subject 
From: BARILOCHENSE6999 Sent: 02/06/2011 03:27

Luego empezaron la destrucción y la pacificación (como los americanos lo llamaron en Vietnam) del resto de las naciones. Eso es lo que ocurre: Entramos y establecemos un punto de apoyo, y luego seguimos, tratando con nación tras nación. La restauración milenaria de este planeta se hace en una base sistemática. Hay un período de luto. Hay un período de ocupación, y la ocupación se hace luego sistemáticamente para tratar con las naciones. Todas son sistemáticamente derribadas en esa ira de Dios para ser  tratadas y destruidas como un grupo bajo las siete copas de la ira de Dios, y la séptima trompeta, que es simbolizada alrededor de Jericó. La pacificación sistemática del planeta es entonces completada a fin de que el sistema milenario pueda ser establecido, y podamos ocupar el mundo en paz por los mil años.

 

En este corto estudio bíblico de Jericó ganamos un entendimiento de cómo Israel sabia del libro de Josué lo que el libro de Apocalipsis iba a decir. Todo en la Biblia está interconectado. El hecho de que los judíos no tengan el Nuevo Testamento no los excusa, como vemos del estudio en el libro de Ester. Judá tiene a Josué y  tienen a Ester y el Cantar de los Cantares y ellos saben cual es el resultado final. Uno no necesita el Nuevo Testamento para encontrar que va a ocurrir en los últimos días. Uno puede decir que todo en el Nuevo Testamento de la Escritura, es el antiguo testamento. El antiguo testamento nos dirá el comienzo del fin ya que Cristo lo declaró bajo la dirección de Dios a través de los profetas.

 http://www.ccg.org/spanish/s/p142.html

A través de Josué, podemos ganar una visión ampliada de lo que realmente estaba ocurriendo cuando nos tomamos de Israel en primer lugar.

La Caida de los Muros de Jerico

 


 

Continuamos aquí del papel Josué Sucesor de Moisés(No. CB051)

 

La primera Pascua de Israel en Canaán

Habían sido solo cuarenta años desde que Israel había salido de Egipto (Núm. 14:26-35; Deut.1:3; Jos. 5:6). El éxodo había  comenzado después de la primera celebración de la Pascua. Ahora era casi el tiempo de prepararse para otra Pascua. Pero antes de que debiera ser celebrada, Dios le dijo a Josué que la mayor parte de los varones de Israel debieran experimentar el rito físico de la circuncisión que había sido requerida como un signo y sello del convenio entre el Creador e Israel.

 

En aquel entonces el Señor le dijo a Josué que hiciera cuchillos de pedernal y circuncidara a los Israelitas. Así es que Josué hizo eso. Esto fue menester porque todos los hombres de edad militar qué salieron de Egipto y murieron en el desierto habían estado circuncidados, pero los varones nacidos en el desierto durante el viaje no lo estaban (Jos. 5:2-8).

 

Luego el Señor le dijo a Josué, “Hoy he quitado el oprobio de Egipto de ustedes” (v. 9). El pedernal, el cuál Josué uso, simbolizo a Dios, quien es el Pedernal o la Roca que circuncida a los corazones de Israel. Israel debió circuncidar a sus niños masculinos en el octavo día por siempre jamás.

 

En la tarde del día 14 del mes, estando acampados en Gilgal, los Israelitas celebraron la Pascua, la cual incluyó los Días de Pan ácimo. Comieron una cierta cantidad de los productos de la tierra: pan sin levadura en ello (el pan ácimo) y grano asado. El pan ácimo debió ser comido por los siete días del Festín (Ex. 12:15; Lev. 23:6). Como consecuencia, el maná, el cuál había sido la comida principal por cuarenta años, ceso de aparecer al día siguiente o en cualquier momento después de esto (Jos. 5:2-12). El maná fue el regalo de Dios por los cuarenta años del viaje desértico. De ahora en adelante Israel se alimentaba del producto de la tierra prometida.

 

Entretanto, no hubo signo de soldados cananeos excepto esos que podían verse a lo lejos en las paredes de Jericó. No obstante, los espías enemigos mantuvieron una vigilancia estricta hacia Israel. Sus informes de la partida del río se propagaron rápidamente a cada gobernante de esa parte del mundo. A estos líderes les atañó grandemente este acontecimiento asombroso. Se habían sentido seguros con respecto a Israel porque habían considerado que el Jordán era prácticamente imposible de cruzar durante la temporada de inundación.

 

El rey de Jericó se preocupó especialmente. Si bien su fuerza de guerra estaba hecha de muchos hombres feroces expertos en combate, los Israelitas acamparon muy cerca de su ciudad (Jos. 5:1).

 

Para asegurarse que ningún otro espía Israelita pudiera meterse en Jericó, él dio órdenes que las puertas de la ciudad deberían ser cerradas y permanecer cerradas las veinticuatro horas del día. Nadie debía entrar o salir (Jos. 6:1).

 

Josué encuentra al Señor

Algunos días después de que Israel había llegado a Gilgal, Josué fue a solas hacia Jericó a pesar de las protestas de algunos de sus oficiales. Él tuvo el deseo de ver por su cuenta como era el lugar desde un rango más cercano. Él repentinamente se encontró cara a cara con un hombre robusto sujetando una espada destellante y mirándole directamente. Josué caminó a grandes pasos atrevidamente hacia él.

 

¿“Es usted amigo o enemigo de Israel?” Josué le preguntó directamente (Jos. 5:13).

 

“no soy un enemigo,” el hombre contestó con una voz firme. “¡Estoy aquí como el comandante del ejército de Dios!” Luego Josué cayó boca abajo al suelo haciendo reverencia, y le preguntó, “ Qué pide usted de mí, mi señor? (v. 14).

 

Este comandante o este capitán del ejército de Dios fue el ser que más tarde se convirtió en la persona de Jesucristo. Este es el mismo que se apareció a Moisés en la zarza ardiente (vea Ez. 3:1-5).

 

El comandante del ejército de Señor contestó, “Quítate las sandalias, porque el lugar que pisas es santo.” Josué no perdió tiempo en obedecer. Luego él cuidadosamente escuchó las instrucciones de Dios (Jos. 5:15).

 

Luego el Señor dijo a Josué, “Mira, yo he entregado a Jericó en tus manos, junto con su rey y sus hombres de guerra. Marchad alrededor de la ciudad una vez con todos los hombres armados. Haz esto por seis días. Siete sacerdotes llevaran siete (una cada uno) trompetas de cuerno de carnero delante del Arca. En el séptimo día, marchad alrededor de la ciudad siete veces, con los sacerdotes soplando las trompetas. Cuando escuches su sonido prolongadamente, haz a todo el pueblo dar un grito fuerte; Luego el muro de la ciudad colapsará y el pueblo subirá, cada hombre en línea recta” (Jos. 6:2-5, NIV).

 

Inspirado y animado en lo que debía hacer, Josué regresó al campamento y le contó a los oficiales y los sacerdotes sobre su experiencia inusual y sobre el plan de Dios para tomar Jericó (vv. 6-7).

 

El asedio de Jericó comienza

Cuando Josué le había hablado al pueblo, los siete sacerdotes fueron adelante soplando sus trompetas, y el arca de la alianza los siguió. La guardia armada marchó delante de los sacerdotes y la retaguardia siguió el Arca. A esta hora las trompetas sonaban pero Josué les había ordenado al pueblo que no dieran el grito de guerra, o dijeran una sola palabra hasta el día que el les dijo que gritaran. Así es que el Arca del Señor fue llevada alrededor de la ciudad, rodeándola una vez. Luego el pueblo regreso al campamento y pasaron allí la noche (Jos. 6:8-11, NIV).

 

El simbolismo aquí es que los misterios de Dios fueron guardados silenciosamente hasta los últimos días cuando Dios revelara el tiempo para anunciar en alta voz el mensaje del Primer ángel. Los siete sacerdotes que sostienen las trompetas de cuerno de carnero representan los siete ángeles que reciben las siete trompetas para soplar. Son también los siete ángeles de las siete iglesias del sistema del mundo.

 

El día siguiente, los Israelitas aparecieron por segunda vez y marcharon alrededor de Jericó una vez, de la misma manera y a la misma distancia que la primera vez. Luego regresaron al campamento. Hicieron esto por seis días (vv. 12-14). Tal como Israel rodeó la ciudad de Jericó y le dio una advertencia física a la ciudad, el evangelio del Reino de Dios debe salir al mundo entero antes de que el fin pueda venir. Estamos en ese proceso ahora y el Evangelio del Reino de Dios esta siendo publicado en muchos idiomas diferentes.

 

Los Israelitas cambian de táctica

En el séptimo día, madrugaron y marcharon alrededor de la ciudad en la misma forma excepto que esta vez la rodearon siete veces. ¡La séptima vez alrededor de la ciudad, cuándo los sacerdotes sonaron la trompeta prolongadamente, Josué le ordenó al pueblo, “Gritad! ¡Porque el Señor les ha dado esta ciudad! (vv. 15-16, NIV).

 

Josué procedió a decir, “La ciudad y todo lo que está dentro de ella será maldito del Señor. Sólo Rahab y todo lo que este con ella en su casa se salvará porque ella escondió a los dos espías que enviamos. Pero manténgase alejados de las cosas malditas a fin de que no causen su propia destrucción y traigan maldición al campamento de Israel tomando cualquiera de ellos. Toda la plata y el oro y los artículos de bronce y hierro son sagrados para el Señor y deben entrar en su tesoro” (vv. 17-19). Todo debió destruirse excepto estas cosas que podrían ser usadas en el servicio del Templo.

 

Destrucción divina

El ruido que resultó cuando las trompetas sonaron y que el pueblo grito causó que el muro colapsara. Así es que el ejército fue a la carga y tomó la ciudad de Jericó (v. 20).

 

El simbolismo de lo ocurrido en Jericó guarda relación con los siete sellos, las siete trompetas, y las siete copas de la ira de Dios de la revelación de los últimos Días. El grito de la gente es simbólico del gran grito del Arcángel, lo cual hará pedazos las paredes de las ciudades de este mundo y descenderá la regla de Satanás. Vea los papeles Los Siete Sellos de Apocalipsis (No.CB95)y Las Siete Trompetas de Apocalipsis (No.CB96)

 


Reply  Message 7 of 10 on the subject 
From: BARILOCHENSE6999 Sent: 02/06/2011 03:27

Jos 6:17Y la ciudad 5892   será maldita 2764, (incluso) eso, y todo ese (este) allí dentro, para el señor  3068

Maldito / dedicado - SHD 2764: 1) una cosa dedicada, cosa dedicada, abolición, devoción.

 

Nota: Jericó quiere decir Ciudad de la Luna y fue probablemente el centro para adorar a la diosa luna. Así es que Dios sólo no destruía a los cananeos y sus ciudades sino que también la religión falsa.  Algunos podrían pensar que Dios es cruel Pero él realmente les demostraba misericordia. En el futuro serán resucitados y  les será dada una oportunidad para aprender la forma de Dios a la paz y la felicidad (Mat. 12:41, 42; Apo.20:11-12; Isa. 65:19-25).

 

Jericó es también llamada la ciudad de las palmeras (Deut.34:3; Jue. 1:16; 3:13).  Se sabe que las palmeras pueden representar al anfitrión espiritual así que es interesante que Josué, el hijo de Nun (la salvación de Dios nace por la resistencia), trajo a Israel (él dominará con / como El) a través del rio Jordán (el río del juicio) hacia Gilgal (rodar fuera) como el lugar para circuncidarse. Finalmente, Cristo condujo a Israel a Jericó a derribar los muros que rodeaban la Ciudad de las Palmeras.

 

Sólo una familia salvada

Rahab y sus parientes estaban adentro en el tiempo de caída de Jericó, y aunque la casa se construyó en la pared, esa porción particular de la pared se escatimó milagrosamente. Josué envió a los dos exploradores que habían espiado la tierra para traer a Rahab y todo lo relativo a ella, y sus posesiones, hacia un lugar seguro fuera del campamento de Israel (Jos. 6:20-23). Rahab y su familia estaban en un lugar de seguridad porque la mano de Dios estaba en ellos. De la misma forma que nuestro lugar de seguridad está dondequiera Dios pone Su mano en nosotros.

 

Luego quemaron la ciudad entera y todo en ella, pero pusieron la plata y el oro y los artículos de bronce y hierro en la tesoro de la casa de Jehová (v. 24).

 

La desolación de Jericó una conmemoración

Corra la voz a todo el pueblo,” Josué les informó, “que ningún hombre debe reconstruir Jericó. El que reconstruya la ciudad caerá bajo una maldición del Creador, y él se volverá sin hijos. Su hijo mayor morirá cuando él coloque la base y él menor morirá cuando coloque las puertas de la ciudad. Dejen que las cenizas y las piedras de Jericó sean un monumento a la destrucción que vendrá a todos los adoradores de ídolos” (vv. 25-27). Esta profecía se cumplió aproximadamente 500 años más tarde cuando un Israelita muy tonto reconstruyó Jericó (1Rey. 16:34).

 

Las noticias de la caída de Jericó se extendieron velozmente por la tierra, y Josué obtuvo fama en esa en parte de mundo por su liderazgo en Israel para tomar la ciudad. Consecuentemente, el miedo hacia Israel se acumuló en las naciones circundantes (v. 27).

 

El pecado de Acan

Algunos Israelitas fueron infieles con relación a las cosas devotas. Acan (SHD 3756, el que molesta), hijo de Carmi (SHD 2067, mi viñedo) el hijo de Zabdi (SHD 2262, dotado), el hijo de Zerah (SHD 5063, levantado) de la tribu de Judá (SHD 5912, elogiado), tomo algunos de ellos y la cólera de Señor ardió en contra de Israel (Jos 7:1).

 

La siguiente ciudad que Josué tuvo intención de conquistar era llamada Ai. Otra vez los exploradores estaban acostumbrados a obtener información. Cuando regresaron de Ai, dijeron, “No suba todo el pueblo en contra de Ai. Envíe dos o tres mil hombres a tomarlo, pues sólo algunos hombres viven allá.” Así aproximadamente tres mil hombres fueron hacia allá; Pero los hombres de Ai mataron treinta y seis de ellos. Expulsaron a los Israelitas de la puerta de la ciudad hasta las canteras y los derribaron a golpes en las cuestas (vv. 2-5, NIV).

 

¿“Dónde esta la ayuda y la defensa que Dios nos prometió?” Fue la pregunta que cruzo las mentes de la mayor parte de los soldados Israelitas. Era un hecho vergonzosamente obvio para los Israelitas que la protección de Dios, desde el cruce del Jordán, se basaba en su obediencia.

 

La fe en su Creador velozmente huyó, y así también hizo a los Israelitas. En lugar de contraatacar, cambiaron de dirección y corrieron lejos. Fue un ejército decaído y deshonrado el que regreso al campamento. Cuando las personas oyeron lo que sucedió, su confianza en Dios se vino abajo por una nueva baja. No podrían entender por qué Dios les prometía victoria veloz sobre todos sus enemigos, y que luego permitiera que cerca de tres mil de sus soldados fueran desorganizados, cazados y lisiados por los Amorreos adoradores  de ídolos.

 

En esos días era la costumbre de demostrar pena, remordimiento o humillación rasgándose la ropa y lanzando polvo en la cabeza de uno.

 

Eso fue lo que hizo Josué cuando oyó lo que sucedió. Él estaba trastornado y desalentado y convocó a los ancianos en conjunto ante el Tabernáculo hasta la puesta de sol postrados y con una actitud de arrepentimiento (v. 6).

 

¿“Por qué nos has traído sobre el Jordán para dejarnos caer en las manos de los Amorreos?” Josué pregunto a Dios como correspondía con su cara hacia suelo dentro del Tabernáculo. “Habría sido mejor para nosotros quedarnos en el lado este del río que el intentar atacar a nuestros enemigos aquí y terminar rehuyéndoles despavoridamente. Cuando todos los cananeos y otras naciones escuchen acerca de esto, se decidirán que somos realmente débiles, y vendrán con sus fuerzas combinadas para rodearnos. ¡Nos destruirán, y el gran nombre de nuestro Dios será deshonrado!” (vv. 7-9).

 

“estas cosas no han ocurrido por cualquier infidelidad de mi parte,” el Señor contestó. “Mis órdenes fueron que ningún botín (los despojos de la guerra) debería ser tomado de Jericó para ganancia personal. Le advertí a Israel que si alguien hacia eso se volvería tan maldito como las personas de Jericó, y que una maldición caería sobre todo Israel como consecuencia de ello. Alguien ha ido en contra de mi voluntad sobre este punto, y una maldición ha caído sobre esta nación. Por esto es que el intento para conquistar a Ai fue un fracaso. Mi ayuda y mi fuerza no estaba con los soldados, ni puede mi ayuda estar con Israel otra vez en cualquier intento para vencer a sus enemigos hasta que ustedes quiten y destruyan al culpable” (vv. 10-12).

 

Josué estaba sorprendido y conmocionado cuando oyó esto. No se le había ocurrido que la derrota de sus soldados podría ser debido a que alguien obtuvo botín de Jericó y lo tenía escondido.

 

Levántate y dile al pueblo lo ocurrido,” el Señor continuó. “Diles que no pueden afrontar a sus enemigos hasta que el culpable sea removido, y que deben lavarse y deben estar listos a presentarse delante de ti mañana, a fin de que el culpable pueda ser encontrado” (vv.13-15).

 

Josué obedeció, y al día siguiente los jefes de tribus se congregaron delante del Tabernáculo y echaron suerte para aprender qué tribu tenia a la persona culpable. y la suerte cayo sobre la tribu de Judá. Luego vinieron los jefes de familia para echar suerte. y cayo sobre el jefe de familia de los Zeraitas, y fue el turno de los jefes de casa de los Zeraitas. , según la manera que Dios decidió, la suerte cayo sobre la familia de Zabdi.

 

Los hombres de la familia de Zabdi solemnemente se reunieron. La vasta multitud de espectadores silenciosos supo que unos de estos hombres era responsable de la muerte de treinta y seis hombres, el daño de muchos otros y la retirada rápida y humillante de los israelitas de Ai (vv. 16-18).

 

El hombre culpable encontrado

La suerte indico que el culpable era un hombre de nombre Acan, referido en otras Sagradas Escrituras (versión Ingles) como Acar (1Cr. 2:7). Acan fue expuesto ante Josué. “No trates de silenciar tu mala acción,” Josué le aconsejó. “Honra a Dios confesando lo que has hecho” (Jos. 7:19).

 

¡Acan contestó, “es verdad! He pecado contra, el Señor, el Dios de Israel. Cuando vi en el saqueo un bello manto de Babilonia, doscientos siclos de plata y una barra de oro que pesaba cincuenta siclos, los codicié y los tomé. Están escondidos en el suelo dentro de mi tienda de campaña, con la plata debajo” (vv. 20-21, NIV).

 

Josué inmediatamente envió mensajeros a la tienda de campaña de Acan y allí estaba todo escondido en su tienda de campaña. Trajeron las cosas a Josué y a todos los Israelitas y extendieron las cosas delante del Señor (vv. 22-23).

 

Josué tuvo conciencia del evento desagradable que seguía. Según las órdenes de Dios, Acan y su familia, su ganado y sus posesiones – incluyendo las cosas que él había robado – fueron llevados a un lugar disponible fuera del campamento de Israel.

 

Allí Josué otra vez confrontó a Acan preguntándole por qué él había sido tan irreflexivo y desobediente en lo que se refiere a traer tantos problemas al pueblo. Josué dijo, “El Señor te turbe a ti hoy”.

 

Entonces todo Israel le apedreó, y después apedrearon al resto de su familia y los quemaron. Sobre Acan amontonaron un gran montón de rocas. Luego el Señor apartó su cólera de Israel (Jos. 7:24-26).

 

Ai destruida

Luego el Señor dijo a Josué, “No Tengas Miedo; No estés desalentado. Toma el ejército entero, sube y ataca la ciudad de Ai. Porque yo he entregado en tus manos el rey de Ai, sus gente, su ciudad y su tierra. Tú harás con Ai y su rey lo mismo que a Jericó y su rey, excepto que pueden tomar botín (los bienes) y ganado para ustedes mismos. Pon una emboscada (o ataca por sorpresa) detrás de la ciudad” (Jos 8:1-2, NIV).

 

Josué inmediatamente escogió treinta mil de sus mejores soldados de guerra y los envió en la noche. Él les dijo, “Ustedes debe poner una emboscada detrás de la ciudad. No vayan lejos de la ciudad. Todos estos conmigo avanzarán y se adelantarán hacia la ciudad y cuándo los hombres salgan en contra de nosotros, les rehuiremos. Correrán tras nosotros hasta que los hayamos conducido lejos de la ciudad. Luego ustedes deben levantar la emboscada y tomar la ciudad. El Señor nuestro Dios la dará en nuestras manos. Cuando ustedes hayan tomado la ciudad incéndienla” (vv. 3-8).

 

Josué los envió y fueron al lugar de emboscada y estaban al acecho entre Bethel y Ai – en el lado oeste de Ai. Pero Josué se quedo esa noche entre el pueblo en Gilgal. Temprano la mañana siguiente él se puso en camino con los ancianos de Israel y los oficiales y el resto de los soldados. Marcharon y se acercaron a la ciudad y acamparon en el lado norte de Ai con el valle entre ellos y la ciudad. Esa noche Josué entró en el valle (vv. 9-13).

 

Cuando el rey de Ai vio a los Israelitas acercándose en la llanura, él se excito mucho. Aquí, él pensó, es una excelente oportunidad para derrotar dos veces y humillar al temible enemigo que había invadido Canaán. Cualquier ciudad o cualquier nación que pudiera poner a Israel a huir dos veces sería gloriosamente heroica y poderosa. Así es que él y sus hombres salieron a prisa a encontrar a Israel en combate. ¡Pero él no sabia de la emboscada! (v. 14).

 

Josué y sus hombres se permitieron retroceder y escapar hacia el desierto. Todos los hombres de Ai salieron en persecución de ellos. Así es que fueron conducidos con engaño a salir de la ciudad y así también la dejaron indefensa. ¡El plan de Josué había surtido efecto! (vv. 15-17).

 


Reply  Message 8 of 10 on the subject 
From: BARILOCHENSE6999 Sent: 02/06/2011 03:28

Luego el Señor dijo a Josué, “Sostén en alto la jabalina que está en tu mano hacia Ai, porque en tu mano entregaré la ciudad.” Tan pronto como Josué hizo esto los hombres de la emboscada se arrojaron. Entraron y capturaron la ciudad y la incendiaron (vv. 18-19).

 

Los hombres de Ai vieron atrás y vieron el humo de la ciudad pero no podían escapar porque los Israelitas que habían estado escapando hacia el desierto se habían vuelto en contra de sus perseguidores (v. 20).

 

Cuando Josué vio que la emboscada había tomado la ciudad dio la vuelta y ataco a los hombres de Ai. Los hombres de la emboscada también salieron de la ciudad en contra de ellos, así es que fueron rodeados  y los Israelitas los hirieron, no dejando sobrevivientes. Pero tomaron al rey de Ai vivo y lo trajeron a Josué (vv. 21-23).

 

Dejando miles de cadáveres desordenando el valle, los Israelitas convergieron en Ai y destruyeron al resto de paganos que quedaron allí. No fue hasta entonces que Josué bajo su mano que sujetaba en lo alto la jabalina (vv. 24-26). Esto es similar a la situación donde las manos de Moisés estaban sujetas en posición vertical por Aarón y Hur en orden para que Josué y su ejército prevalecieran en la batalla en contra del ejército Amalecita (vea a Ex. 17:10-13).

 

Las cosas de valor fueron removidas de la ciudad, y luego fue quemada. Por lo que respecta al rey de Ai, él fue colgado en un árbol como un castigo por su terrible idolatría. A la puesta del sol su cuerpo fue bajado, arrojado a tierra delante de una de las puertas de Ai y fue cubierto con un montón de piedras grandes. (Jos. 8:27-29).

 

Las noticias del fin deshonroso del rey ciertamente alcanzarían a otros gobernantes de ciudades cercanas, y así acrecentarían el miedo y el terror, aumentando cada vez en esa región de paganismo.Lo que era más probable de concernirle a las otras naciones, sin embargo, era que doce mil hombres  y mujeres cananeos perecieron ese día (v. 25).

 

La renovación del Convenio

Después de que los vencedores habían regresado a Gilgal y habían descansado algunos días, Josué declarado que una ceremonia especial sería llevada a acabo en un área a varias millas al norte de Ai. Todo Israel hizo el viaje sobre el áspero país, el Arca siendo llevado de un lado a otro como siempre. Los únicos que no prosiguieron fueron algunos soldados que se quedaron a vigilar el campamento y encargarse de los animales.

 

Las personas se congregaron en las cuestas de dos puntos altos vecinos, el Monte. Ebal y Monte. Gerizim, como Moisés les hubo mandado (Deut. 11:29-30). Observaron y escucharon como las ceremonias sagradas tuvieron lugar. Un altar de piedras completas (sin cortar) fue levantado en el Monte. Ebal, como Dios les había ordenado (Ex. 20:25). Los sacrificios por fuego y las ofrendas de paz fueron hechos allí. Josué leyó al pueblo las muchas bendiciones que vendrían a ellos a través de la obediencia, y las maldiciones que vendrían a ellos por la desobediencia. Estas cosas fueron escritas en las piedras del altar.

 

Las bendiciones y las maldiciones vienen a las mismas personas dependiendo de su obediencia.

 

En presencia de los Israelitas, Josué copio, en piedras, las Leyes de Dios dadas a través de Moisés. Después él leyó todas las palabras de la Ley al pueblo en esta asamblea solemne, para recordarles cómo Dios quiere que ellos vivan, y de la importancia tremenda de ser obediente (Jos. 8:30-35).

 

Después de las ceremonias el pueblo acampo y luego iniciaron el viaje de regreso a Gilgal. Israel hizo este viaje en territorio enemigo y de regreso, sin encontrar un solo soldado enemigo. Sin embargo, los movimientos del pueblo no pasaron inadvertidos, y los gobernantes de la tierra se pusieron más afligidos cuando escucharon acerca de esta mayor penetración a Canaán.

 

El engaño Gabaonita

Por siglos las naciones pequeñas de la región de Canaán habían guerreado entre ellos y se habían matado violentamente el uno al otro. Ahora que un enemigo extranjero había entrado en la tierra, los gobernantes pusieron a un lado sus diferencias y decidieron juntarse para hacer la guerra en contra de Josué e Israel. Israel no tuvo conocimiento de estos planes particulares, aunque Josué y sus oficiales fueron conscientes de que tal cosa podía ocurrir (Jos. 9:1-2).

 

Cuando las personas de Gabaón oyeron lo que había hecho Josué con Jericó y Ai, decidieron enviar a una delegación de incógnito a Gilgal. Cargaron sus burros con sacos usados y odres viejos todos agrietados y remendados. Los hombres se pusieron sandalias usadas y viejas; y vestidos viejos. Su pan y sus víveres estaban secos y mohosos. Luego fueron a Josué en el campamento a Gilgal y dijeron a él y los hombres de Israel, “hemos venido de un país distante; Haz un pacto con nosotros” (vv. 3-6).

 

Los hombres de Israel sospecharon al principio y dijeron que estas personas bien podrían vivir cerca de ellos. Pero los desconocidos dijeron, " hemos oído cómo su pueblo ha subido del sur a conquistar las naciones en esta parte del mundo. Hemos hecho un largo viaje para encontrarles y pedirles a ustedes que le prometan a nuestra nación que ustedes no tomaran guerra contra nosotros si alguna vez ustedes alcanzan nuestras fronteras" (vv.7-11).

 

Josué dijo, " necesitamos probar que ustedes son de esta nación distante que han mencionado. De otra manera, sería estúpido hacer una promesa con ustedes con la cual nos refrenaríamos de atacar a su nación”.

 

“le aseguramos a usted, señor," el portavoz contestó, " que no somos de cualquier nación enemiga. Seremos sus sirvientes. Hemos sido enviados aquí por los líderes y el pueblo de nuestro país para decirles que hemos oído la fama de su gran Dios. Somos conscientes de cómo él trató con el gobernante de Egipto, y cómo les ayudó a ustedes a volverse victoriosos sobre los Amorreos y los reyes de Hesbon y Basan. Cuando nuestro pueblo escucho cómo les ayudó su Dios en estas batallas, se dieron cuenta que era tonto tratar de oponerse a ustedes, así es que nos enviaron a pedirles que nos prometan no atacar a nuestro país que es tan respetuoso de su poder y del Dios de ustedes”.

 

Mentiras que sonaron lógicas

“Este pan nuestro estaba caliente cuando salimos de casa pero ahora está seco y mohoso. Estos odres eran nuevos pero ahora se han rajado y nuestras ropas y nuestras sandalias están desgastadas de viajar a través de una distancia tan larga ”.

 

Así los hombres de Israel examinaron sus provisiones y esto pareció evidencia justa de que estos hombres habían venido desde una excelente distancia de una tierra extranjera Pero no inquirieron del Señor. Luego Josué hizo un pacto de paz con ellos para dejarlos vivir, y los líderes de la asamblea lo ratificaron por juramento (Jos. 9:12-15). La advertencia de Dios contra hacer la paz con los cananeos fue temporalmente descuidada, y los líderes de Israel prestaron más atención a estos desconocidos que a Dios.

 

Sin embargo, tres días después de que hiciesen el pacto con los Gabaonitas, los Israelitas oyeron que ellos eran sus vecinos. Ahora era bastante evidente que su "país" era un área que estaba dentro de los límites de Canaán, y Dios le había dado instrucciones a Israel de destruir a todas las naciones, todas las ciudades y al pueblo dentro de esos limites. Obviamente estos hombres habían persuadido a Israel con engaño a una promesa sagrada de tener piedad de su pueblo, lo cual fue en contra de la voluntad de Dios.

 

Así es que los Israelitas salieron en pos de ellos y en el tercer día llegaron a sus ciudades. No los atacaron porque los líderes de la asamblea habían prestado juramento a ellos por el Señor, el Dios de Israel. Todos estos juramentos ataban a Israel. La asamblea entera Israelita estaba furiosa con sus líderes pero los líderes les dijeron lo que pensaban hacer (vv. 16-21).

 

Josué dijo a los Gabaonitas, "¿Por Qué hicieron todo este problema de tratar de conducirnos con engaño a creer que su tierra natal quedaba realmente distante; en lugar de dentro de nuestra tierra sólo a algunas millas de nuestro campamento? Ustedes están ahora bajo una maldición y nunca dejarán de servir de leñadores y aguadores para la Casa de Dios (v. 22). Noé había hecho previamente una predicción de que Canaán seria maldito y algún día se convertiría en esclavo de Sem (Gen. 9:25-36). El culto en el Tabernáculo (y más tarde el Templo) requirió una gran cantidad de madera y agua para los sacrificios y para lavarse, así existía una necesidad de trabajo servil para hacer estos deberes

 

“oímos acerca de cómo ustedes arrasaron a sus enemigos," explico un oficial gabaonita. “No quisimos figurar entre ellos. La ciudad de Gabaón aquí, y tres otras ciudades de Heveos hacia el sur – Chephirah, Beeroth y Kirjathjearim – formamos una alianza secreta para buscar una promesa de los líderes de Israel de que no nos atacarían. Oímos que ustedes son unas personas justas y honestas, y conservarían cualquier voto que ustedes pudieran hacer.

 

“Nos dimos cuenta de que su Dios les ordeno que destruyeran a toda la gente de esta región, y estábamos tan alarmados que tratamos de llevar a cabo el único plan que pensamos nos podría salvar. Pero no mendigamos libertad ahora. Ustedes nos tienen en su poder para ocuparse de nosotros como deseen" (Tómele el Pelo. 9:24-25).

 

Los Heveos se deberían haber considerado ellos mismos muy afortunados de permanecer vivos dadas las circunstancias, pero es naturaleza generalmente humana de tener esperanza más de la que es recibida, y hubo un tono de amargura en la voz del líder Gabaonita.

 

Habiendo finalizado por lo pronto estos temas con los Heveos, Josué y sus muchos soldados se regresaron hacia Gilgal. Poco sospecharon que muy pronto irían a toda velocidad de regreso hacia Gabaón. Veremos por qué, cuándo continuemos con esta historia en el papel CB53.

 

Otras fuentes de referencia:

La Caída de Jericó (No. 142)

Estudio Biblico NIV

 

Reply  Message 9 of 10 on the subject 
From: BARILOCHENSE6999 Sent: 02/06/2011 03:28

LA ESPOSA DE CRISTO SERÁ
UNA NACIÓN DE REYES Y SACERDOTES

En Génesis 17, Dios hizo un pacto eterno con Abraham. En este pacto eterno, Dios prometió a Abraham que "naciones y reyes" saldrían de Él. En Génesis 17:6-7, está escrito:

"Y te multiplicaré en gran manera, y haré naciones de ti, y reyes saldrán de ti. Y estableceré mi pacto entre tú y yo, y tu descendencia después de ti en sus generaciones, por pacto perpetuo para ser tu Dios, y el de tu descendencia después de ti."

 

Los cristianos son herederos de este pacto que Dios hizo a Abraham a través de Jesucristo. Esto lo podemos ver en Gálatas 3:16, 29, según está escrito:

"Ahora bien, a Abraham fueron hechas las promesas, (Génesis 17:7) y a su simiente. No dice: Y a las simientes, como si hablase de muchos, sino como de uno. Y a tu simiente, la cual es Cristo…Y si vosotros sois de Cristo, ciertamente linaje de Abraham sois, y herederos según las promesas."

Así como Dios prometió a Abraham que naciones saldrían de Él, la Novia de Cristo es descrita como, "nación santa." En 1ª Pedro 2: 9 dice:

"Mas vosotros sois linaje escogido, real sacerdocio, nación santa, pueblo adquirido por Dios, para que anunciéis las virtudes de aquel que os llamó de las tinieblas a su luz admirable…"

Así como Dios prometió a Abraham que reyes saldrían de Él, la Novia de Cristo es una heredera de la promesa de Dios hecha a Abraham cuando es descrita como siendo "reyes y sacerdotes" delante de Dios. En Revelación 1:5-6 está escrito:

"Y de Jesucristo el testigo fiel, el primogénito de los muertos, y el soberano de los reyes de la tierra. Al que nos amó, y nos lavó de nuestros pecados con su sangre, y nos hizo reyes y sacerdotes para Dios, su Padre; a él sea gloria e imperio por los siglos de los siglos. Amén."

Por lo tanto, podemos ver la promesa que Dios hizo a Abraham en Génesis 17:8, que es un pacto perpetuo (Génesis 17:7) incluía a los descendientes de Abraham siendo "naciones y reyes" (Génesis 17:6). Espiritualmente, esto será cumplido por Jesús y Su Novia (Gálatas 3:16, 29) que será "reyes y sacerdotes" (1ª Pedro 2:9; Revelación 1:5-6) delante de Dios y gobernará y reinará con Él sobre la tierra para siempre (Revelación 5:10).

En el contexto al hacer el pacto con Abraham, Dios pidió a Abraham que fuera Su Novia. Andando (servir a Dios como modo de vida) perfectamente (Tamim = sin mancha – Génesis 17:1) delante de Dios.

Debido a que este pacto que Dios hizo con Abraham fue hecho con Jesús al mismo tiempo y somos herederos de este pacto (Gálatas 3:16, 29), Dios pide a los cristianos a que andemos (vivir nuestras vidas cristianas) "sin mancha" también. Si los cristianos hacemos esto, Dios nos hará Su Novia también. Podemos estar seguros de esta verdad porque el pacto que Dios hizo con Abraham era un "pacto eterno." ¡Porque Jesús no está todavía unido a Su Esposa y esto era parte del pacto eterno que Dios hizo a Abraham, este pacto sigue vigente hoy en día!

Examinaremos más adelante el significado bíblico del pacto que Dios hizo a Abraham incluyendo cómo el destino de la Novia de Dios está relacionado con el pacto de Dios más tarde en este libro. Por ahora, necesitamos comprender que Dios pidió a Abraham que anduviera "sin mancha" delante de Dios y esta es la característica de la Novia de Dios (Efesios 5:27).

 

JOSUÉ DESEÓ SER SIN MANCHA

Examinemos otras dos Escrituras que usan la palabra hebrea, "Tamim," que significa "ser sin mancha" y es la característica de la Novia de Dios (Efesios 5:27). El ejemplo siguiente se encuentra en Josué 24:14. En Josué 24, Josué reunió a los hijos de Israel juntos después de darles un discurso de despedida en Siquem. En este punto, Josué había pasado muchos años dirigiendo el pueblo para conquistar la tierra de Canaán que Dios había prometido a Abraham. (Génesis 15:18-21). Este discurso es dado por Josué antes de morir (Josué 24:14). En Josué 24:14 dice:

"Ahora, pues, temed al Señor, y servidle con integridad y en verdad…"

La palabra traducida como "integridad" en la Biblia Reina Valera es la palabra hebrea, "Tamim," que significa "sin mancha." Una vez más, Dios está encomendando a Su pueblo a través de Josué que le sirva en integridad ("Tamim = sin mancha) y verdad. A partir de estas cosas, estamos comenzando a comprender que Dios ha deseado desde el principio de los tiempos que no sólo desea habitar con Su Novia por toda la eternidad (ya hemos visto esta verdad en el capítulo 2) sino que Dios ha deseado que Su Novia ande en "madurez espiritual" delante de Él y sea "Tamim = sin mancha."

En Josué 24:14 no solo específica que debemos servir a Dios en integridad ("Tamim = sin mancha") sino también en verdad.

 

LA NOVIA DEBE DE SERVIR AL SEÑOR EN VERDAD

La palabra hebrea traducida como "verdad" es la palabra hebrea "Emet." La palabra "Emet" se deletrea con las palabras hebreas Alef, Mem y Tav. Estas letras son la primera, la del medio y la última del alfabeto hebreo. En esto, Dios está presentando la lengua hebrea y su alfabeto como una herramienta para comprender las cosas más profundas de Dios.

Jesús se refirió a Sí mismo como el "Alfa y Omega" (Revelación 22:13). Alfa y Omega son las primera y última letras del alfabeto griego. En hebreo, la primera y la última letras son "Alef y Tav". Esto lo podemos ver en Isaías 41:4; 44:6; 48:12.

Una vez más, Dios específica a través de Josué que debemos servirle en "integridad y verdad". ¿Qué es la verdad bíblica? La Biblia define lo que es la verdad en el Salmo 119:142, según está escrito:

"Tu justicia es justicia eterna, y tu ley (Torá) la verdad."

Jesús menciona el Salmo 119:142 en Juan 17:17 según está escrito:

"Santifícalos en tu verdad; tu palabra es la verdad."

Anteriormente en este libro, vimos que la palabra hebrea para "santificar" es "Kadash". Es la palabra de Strong (6942). La palabra "santificar" que en hebreo es "Kadash" significa "hacer limpio, ser santo."

En Juan 15:3, Jesús nos dice que somos limpios (santificados) por la palabra (Torá), según está escrito:

"Ya vosotros estáis limpios por la palabra que os he hablado."

Jesús se va a unir a la Novia que no sólo es espiritualmente madura y "sin mancha" sino también una Novia "santificada" que está limpia por la verdad (Torá) de Dios, sin las obras de la ley. Está extremadamente claro en Efesios 5:26-27 está escrito:

"Para santificarla, habiéndola purificado, en el lavamiento del agua por la palabra (Torá), a fin de presentársela…santa y sin mancha."

 http://www.hebroots.org/ch4bridespan.html#CHAP4

 

Reply  Message 10 of 10 on the subject 
From: BARILOCHENSE6999 Sent: 02/06/2011 03:29

LOS DOCE ESPÍAS RECONOCEN LA TIERRA PROMETIDA

En Números (Bemidbar) 13:1-17, el Di-s de Israel ordenó a Moisés (Moshé) que los hijos de Israel seleccionasen uno de cada una de las doce tribus y reconociesen la tierra de Canaán que el Di-s de Israel había prometido a la simiente de Abraham (Avraham). Un resumen de este acontecimiento es como sigue:

 

 

DI-S ORDENA A JOSUÉ QUE CONQUISTE
LA TIERRA PROMETIDA

Cuando el Di-s de Israel ordenó a Josué y a la simiente de Abraham (Avraham) que entrase en la Tierra Prometida, el Di-s de Israel le reiteró a Josué la promesa que Él hizo con Abraham (Avraham). En Josué 1:1-4 está escrito:

 

LOS HIJOS DE ISRAEL SOLAMENTE POSEEN
PARTE DE LA TIERRA PROMETIDA

Después de la muerte de Josué, los hijos de Israel poseyeron (en parte) la tierra de Canaán. (Josué 21:43-45). Los hijos de Israel no poseyeron la totalidad de la tierra que el Di-s de Israel prometió a Abraham (Avraham), que Sus descendientes poseerían la tierra desde el Nilo hasta el Eufrates (Génesis [Bereshit> 15:18-21), incluyendo la tierra de Canaán (Génesis [Bereshit> 17:8).

 

DI-S ASIGNA JUECES PARA ACABAR LA CONQUISTA
DE LA TIERRA PROMETIDA

Después de la muerte de Josué, entramos en el período de los Jueces. Durante este tiempo, la totalidad de la tierra de Canaán no había sido conquistada todavía (Jueces [Shoftim> 1:27-34). El Di-s de Israel permitió que algunas partes de la tierra de Canaán que Él había prometido a Abraham (Génesis [Bereshit> 17:7-8) quedaran sin conquistar para probar los corazones de la simiente de Abraham (Avraham), para determinar si serían obedientes a Su Torá y creer en el pacto que Él hizo con Abraham (Avraham). En Jueces [Shoftim> 3:1-4 está escrito:

 

LOS PECADOS DE LOS HIJOS DE ISRAEL
EN LA TIERRA PROMETIDA

Cuando el Di-s de Israel entró en un contrato de matrimonio (ketuvá) con la simiente de Abraham (Avraham) en el monte Sinaí para guardar Su Torá. Él dio instrucciones específicas a Su pueblo referente a cómo debían de conducirse en presencia de otras naciones que habitaran en la tierra de Canaán (Deuteronomio [Devarim> 7:1-5). En estos versículos vemos que el Di-s de Israel ordena a Su pueblo que haga las siguientes cosas:

 

Espiritualmente (sod/significado más profundo), el Di-s de Israel solicitaba a la simiente de Abraham (Avraham) que vivieran entre la gente de la tierra de Canaán pero que no practicaran los caminos de su cultura. Los mismos valores culturales que existían en la tierra de Canaán durante los días cuando el Di-s de Israel instruyó a la simiente de Abraham (Avraham) que conquistara la Tierra Prometida siguen presentes hoy en nuestra sociedad del mundo Occidental por medio de nuestro sistema de valores basados en la cultura Greco/Romano/Babilónica. El Di-s de Israel ordena todavía a Su pueblo, a los que son llamados por Su nombre dentro de la casa de Israel (Cristianismo) y la casa de Judá (Judaísmo) que se aparten de las prácticas y caminos y valores Greco/Romano/Babilónicos de nuestra cultura. En Revelación 18:4 está escrito:

 

  • Cada miembro de cada de las doce tribus fue seleccionado para espiar la tierra (Números [Bemidbar> 13:1-17.

     

     

  • Solamente Josué Y Caleb regresaron con las noticias de que los hijos de Israel podían poseer la tierra que el Di-s de Israel prometió a Abraham (Avraham).

     

    1. Josué era de la tribu de Efraín (Reino del Norte).
    2. Caleb era de la tribu de Judá (Reino del Sur)

     

  • Diez espías regresaron con el mal informe de que los hijos de Israel no podían poseer la tierra que el Di-s de Israel había prometido a Abraham (Avraham) (Números [Bemidbar> 13:17-20, 25-33)

     

     

  • El castigo del Di-s de Israel para aquellos que creyeron el mal informe fue caminar 40 años en el desierto. Un año por cada día de reconocimiento (Números [Bemidbar> 14:26-34)

     

    "Aconteció que después de la muerte de Moisés siervo del Señor que el Señor habló a Josué hijo de Nun, servidor de Moisés, diciendo: Mi siervo Moisés ha muerto, ahora, pues, levántate y pasa este Jordán, tú y todo este pueblo, a la tierra que les doy a los hijos de Israel. Yo os he entregado, como lo había dicho a Moisés, todo lugar que pisare la planta de vuestro pie. Desde el desierto y el Líbano hasta el gran río Eufrates, toda la tierra de los heteos hasta el gran mar donde se pone el sol, será vuestro territorio."

    "Estas, pues, son las naciones que dejó el Señor para probar con ellas a Israel, a todos aquellos que no habían conocido todas las guerras de Canaán; solamente para que el linaje de los hijos de Israel conociese la guerra, para que la enseñasen a los que antes no la habían conocido: los cinco príncipes de los filisteos, todos los cananeos, los sidonios, y los heveos que habitaban en el monte Líbano, desde el monte de Baal-hermón hasta llegar a Hamat. Y fueron para probar con ellos a Israel, para saber si obedecerían a los mandamientos del Señor, que él había dado a sus padres por mano de Moisés."

    • No contraer matrimonio con las hijas de las naciones que habitaran en la tierra de Canaán.

       

       

    • No servir a los dioses de las naciones que habitaban en la tierra de Canaán.

       

       

    • Destruir los lugares de adoración de esas naciones que habitaban en la tierra de Canaán incluyendo sus altares, sus estatuas y las imágenes de Asera.

       

      "Y oí otra voz del cielo, que decía: Salid de ella, pueblo mío, para no seáis partícipes de sus pecados, ni recibáis parte de sus plagas."

  • El castigo del Di-s de Israel para aquellos que creyeron el mal informe fue caminar 40 años en el desierto. Un año por cada día de reconocimiento (Números [Bemidbar> 14:26-34)

     

    "Aconteció que después de la muerte de Moisés siervo del Señor que el Señor habló a Josué hijo de Nun, servidor de Moisés, diciendo: Mi siervo Moisés ha muerto, ahora, pues, levántate y pasa este Jordán, tú y todo este pueblo, a la tierra que les doy a los hijos de Israel. Yo os he entregado, como lo había dicho a Moisés, todo lugar que pisare la planta de vuestro pie. Desde el desierto y el Líbano hasta el gran río Eufrates, toda la tierra de los heteos hasta el gran mar donde se pone el sol, será vuestro territorio."

    "Estas, pues, son las naciones que dejó el Señor para probar con ellas a Israel, a todos aquellos que no habían conocido todas las guerras de Canaán; solamente para que el linaje de los hijos de Israel conociese la guerra, para que la enseñasen a los que antes no la habían conocido: los cinco príncipes de los filisteos, todos los cananeos, los sidonios, y los heveos que habitaban en el monte Líbano, desde el monte de Baal-hermón hasta llegar a Hamat. Y fueron para probar con ellos a Israel, para saber si obedecerían a los mandamientos del Señor, que él había dado a sus padres por mano de Moisés."

    • No contraer matrimonio con las hijas de las naciones que habitaran en la tierra de Canaán.

       

       

    • No servir a los dioses de las naciones que habitaban en la tierra de Canaán.

       

       

    • Destruir los lugares de adoración de esas naciones que habitaban en la tierra de Canaán incluyendo sus altares, sus estatuas y las imágenes de Asera.

       

      "Y oí otra voz del cielo, que decía: Salid de ella, pueblo mío, para no seáis partícipes de sus pecados, ni recibáis parte de sus plagas."

      http://www.hebroots.com/2casach12.html

 

Anuncios:

First  Previous  2 a 10 de 10  Next   Last  
Previous subject  Next subject
 
©2020 - Gabitos - All rights reserved