Home  |  Contact  

Email:

Password:

Sign Up Now!

Forgot your password?

EL MUNDO DE ATLANTIDA
 
What’s New
  Join Now
  Message Board 
  Picture Gallery 
 Files and Documents 
 Polls and Test 
  List of Participants
 LA ORACION DEL PUEBLO DE DIOS 
  
 ♥.·:*¨NUESTROS RETOS SEMANALES ¨*:·.♥ 
 ○○MIS OBSEQUIOS○○ 
 ~•~**OFRECIMIENTOS**~•~ 
 ~•~**ENTREGA DE FIRMAS**~•~ 
 ○○~REFLEXIONES~○○ 
 ~☺MIS BASES☺~ 
 ♫♪♫MUSICA♫♪♫ 
 ~~CATECISMO~~ 
 TEMA DE LOS DÍAS DE LA SEMANA 
 
 
  Tools
 
~~CATECISMO~~: 5 MANERAS DE CAMINAR CON JESÚS
Choose another message board
Previous subject  Next subject
Reply  Message 1 of 1 on the subject 
From: Atlantida  (Original message) Sent: 28/05/2019 22:13

En el relato de los discípulos de Emaús (Lc. 24: 13 – 35), vemos como existen 5 maneras para caminar con Jesús. Una lectura de este pasaje del Evangelio nos permite ver dos partes: la primera, el desánimo de los discípulos que han vivido la pasión y muerte de Jesús; y una segunda parte en la que vemos cómo Jesús acompaña a estos discípulos en el camino.

Podemos quedarnos en la primera parte del relato, añorando los acontecimientos pasados, diciendo que antes las cosas estaban mejor. Podemos, incluso, decir que si hubiéramos vivido en los tiempos de Jesús las cosas serían de otra manera.

Pero lo más importante del relato es la segunda parte. En ella se presenta las 5 cosas que debemos hacer para caminar con Jesús en todo momento. Con estas 5 maneras, Jesús se hace presente en nuestra vida, en nuestro caminar.

 

5 maneras para caminar con Jesús

 

1. La lectura de las Escrituras

“Y comenzando por Moisés y por todos los Profetas les interpretó en todas las Escrituras lo que se refería a Él” (Lc. 24: 27). La vida de Jesús está escrita en la Biblia. El Nuevo Testamento es la vida de Cristo escrita para que le conozcamos. El Antiguo Testamento, con sus relatos, apuntan a Cristo. Si queremos seguir a Jesús y que camine con nosotros, una lectura profunda y constante de la Escrituras nos lleva a conocerle. Así podremos decir como los discípulos de Emaús que nuestro corazón arde cuando leemos las Escrituras (Lc. 24: 32).

 

2. La oración personal

“¿No es verdad que ardía nuestro corazón dentro de nosotros, mientras nos hablaba por el camino y nos explicaba las Escrituras?” (Lc. 24: 32). Jesús quiere hablarnos, quiere tener una conversación de amigos con nosotros. De ahí la importancia de la oración personal. En la oración nos ponemos delante de su presencia; le hablamos y el nos habla al corazón. Por eso es que puede arder nuestro corazón. La oración no es sino sacar un tiempo para conversar con el Él por el camino. ¿Cuál camino? Pues el camino de nuestras vidas. Jesús se interesa por nosotros.

 

3. El amor a la Eucaristía

“Y cuando estaban juntos a la mesa tomó pan lo bendijo, lo partió y se lo dio. Entonces se les abrieron los ojos y lo reconocieron…” (Lc. 24: 30 – 31) Jesús se quiso quedar con nosotros en la Eucaristía. En la Eucaristía lo encontramos a Él, con su Cuerpo y con su Sangre, con su Alma y su Divinidad. Saquemos tiempo para visitarlo en el Sagrario; Él nos espera. Y acudamos a la Santa Misa, lugar principal de la Eucaristía. La Santa Misa es el sacrificio de Jesús para nosotros. Es la gran muestra de Amor. Si somos asiduos a la Santa Misa podremos reconocerle, ya que se nos da como alimento para el camino de la vida.

 

4. La fidelidad a la Iglesia

“Y al instante se levantaron y regresaron a Jerusalén, y encontraron reunidos a los once y a los que estaban con ellos” (Lc. 24: 33). La Iglesia es el cuerpo místico de Cristo en la Tierra y Cristo es su cabeza. Por ello, la Iglesia es parte esencial de nuestro caminar con Cristo. Jesús ha querido que la Iglesia sea Madre y Maestra para cada uno de nosotros. No puede existir ningún cristiano si no sigue a la Iglesia. Ni puede haber cristiano que siga a una Iglesia pero que no siga a Cristo. Es a través de la Iglesia, que el mensaje de Jesús llega nuestros días, llega a nuestros corazones.

 

5. El apostolado

“El Señor ha resucitado realmente y se ha aparecido a Simón” (Lc. 24: 34). Lo primero que hicieron los discípulos de Emaús al encontrarse y reconocer a Jesús fue regresar a Jerusalén y proclamar la Resurrección de Jesús. Es parte esencial, de cada cristiano, proclamar a los demás las maravillas que Jesús ha hecho en nuestras vidas. Nuestras vidas han sido tocadas y transformadas por Jesús. ¿No vamos a compartir esa alegría con los demás?

 

El caminar en Cristo es fácil, pues su yugo es suave y su carga ligera. Solo corresponde que caminemos junto a Él. ¿Estás dispuesto a caminar con Él?



First  Previous  Without answer  Next   Last  
Anuncios:

 
©2020 - Gabitos - All rights reserved