Home  |  Contact  

Email:

Password:

Sign Up Now!

Forgot your password?

๑۩۞۩๑ Libres de Mente ๑۩۞۩๑‏
 
What’s New
  Join Now
  Message Board 
  Image Gallery 
 Files and Documents 
 Polls and Test 
  Member List
 ◙◙◙◙◙◙◙◙◙◙◙◙◙◙◙◙◙◙◙ 
 ◙◙◙◙◙◙◙◙◙◙◙◙◙◙◙◙◙◙◙ 
 ๑۩۞۩๑ Reflexiones ____de la Vida ๑۩۞۩๑‏ 
 ♥·-:¦:-·♥·-:¦:-·♥·-:¦:-·♥ Reflexiones de Amor 
 ♥·-:¦:-·♥·-:¦:-·♥·-:¦:-·♥ ๑۩۞۩๑ Frases ๑۩۞۩๑‏ 
 ☆☆☆☆☆☆☆☆☆ †_Religiosos_† ☆☆☆☆☆☆☆☆☆ 
 ☆☆ Especial ☆☆ ☆☆☆☆☆☆☆☆☆ 
 ◙◙◙◙◙◙◙◙◙◙◙◙◙◙◙◙◙◙◙ Fondos 
 ◙◙◙◙◙◙◙◙◙◙◙◙◙◙◙◙◙◙◙ Comunidades Amigas 
 ¸.·°✿°·.¸.·°✿°·.¸.·°✿°·.¸ ___Dia de la Madre 
 ¸.·°✿°·.¸.·°✿°·.¸.·°✿°·.¸ Perú 
 ¸.·°✿°·.¸.·°✿°·.¸.·°✿°·.¸ 
 ◙◙◙◙◙◙◙◙◙◙◙◙◙◙◙◙◙◙◙ 
 ¸.·°✿°·.¸.·°✿°·.¸.·°✿°·.¸ 
 
 
  Tools
 
Humor: Las Manos de Dios
Choose another message board
Previous subject  Next subject
Reply  Message 1 of 11 on the subject 
From: Almadeaventurero  (Original message) Sent: 29/04/2011 18:33

Cuando observo el campo sin arar, cuando los aperos de labranza están olvidados, cuando la tierra está quebrada y abandonada, me pregunto:
¿DONDE ESTARÁN LAS MANOS DE DIOS?

Cuando observo la injusticia, la corrupción, el que explota al débil; cuando veo al prepotente pedante enriquecerse del ignorante y del pobre, del obrero y del campesino, carentes de recursos para defender sus derechos, me pregunto:
¿DONDE ESTARÁN LAS MANOS DE DIOS?

Cuando contemplo a esa anciana olvidada; cuando su mirada es nostalgia y balbucea todavía algunas palabras de amor por el hijo que la abandonó, me pregunto:
¿DONDE ESTARÁN LAS MANOS DE DIOS?

Cuando veo al moribundo en su agonía llena de dolor; cuando observo a su pareja y a sus hijos deseando no verle sufrir; cuando el sufrimiento es intolerable y su lecho se convierte en un grito de súplica de paz, me pregunto:
¿DONDE ESTARÁN LAS MANOS DE DIOS?

Cuando miro a ese joven ante fuerte y decidido, ahora embrutecido por la droga y el alcohol, cuando veo titubeante lo que antes era una inteligencia brillante y ahora harapos sin rumbo ni destino, me pregunto:
¿DONDE ESTARÁN LAS MANOS DE DIOS?

Cuando a esa chiquilla que debería soñar en fantasías, la veo arrastrar su existencia y en su rostro se refleja ya el hastío de vivir, y buscando sobrevivir se pinta la boca y se ciñe el vestido y sale su cuerpo a vender, me pregunto:
¿DONDE ESTARÁN LAS MANOS DE DIOS?

Cuando aquel pequeño a las tres de la madrugada me ofrece su periódico, su miserable cajita de dulces sin vender, cuando lo veo dormir en la puerta de un zaguán tiritando de frío, con unos cuantos periódicos que cubren su frágil cuerpecito, cuando su mirada me reclama una caricia, cuando lo veo sin esperanzas vagar con la única compañía de un perro callejero, me pregunto:
¿DONDE ESTARÁN LAS MANOS DE DIOS?

Después de tanto preguntarme, fui yo quien pregunto a Dios: 
"¿Dónde están tus manos, Señor? para luchar por la justicia, para dar una caricia, un consuelo al abandonado, rescatar a la juventud de las drogas, dar amor a los olvidados"; después de un largo silencio escuché su voz que me dijo:

después de un largo silencio escuché una suave voz que me dijo, - Hijo, ¿ no te das cuenta ?, mis manos, mi mente y mi amor, están en ti, TU eres mis manos, atrévete a usarlas para lo que fueron hechas, para dar amor y alcanzar estrellas".

Y comprendí que las manos de Dios somos "TU y YO", los que tenemos la voluntad, el conocimiento y el coraje para luchar por un mundo más humano y justo, aquellos cuyos ideales sean tan altos que no puedan dejar de acudir a la llamada del destino a aquellos que desafiando el dolor, la crítica y la blasfemia se reten a sí mismos para ser las manos de Dios.



First  Previous  2 to 11 of 11  Next   Last  
Reply  Message 2 of 11 on the subject 
From: Almadeaventurero Sent: 29/04/2011 18:36
Tienes derecho
 

Tienes derecho a enfadarte, pero no debes pisotear la dignidad del otro.

Tienes derecho a sentir celos del triunfo de los demás, pero no debes desearles mal.

Tienes derecho a caer, pero no debes quedarte tirado.

Tienes derecho a fracasar, pero no debes sentirte derrotado.

Tienes derecho a equivocarte, pero no debes sentir lástima de ti mismo.

Tienes derecho a regañar a tus hijos, pero no debes romper sus ilusiones.

Tienes derecho a tener un mal día, pero no debes permitir que se convierta en costumbre.

Tienes derecho a tomar una mala decisión, pero no debes quedarte estacionado en ese momento.

Tienes derecho a ser feliz, pero no debes olvidar ser agradecido.

Tienes derecho a pensar en el futuro, pero no debes olvidar el presente.

Tienes derecho a buscar tu superación, pero no debes olvidar tus valores.

Tienes derecho a triunfar, pero no debe ser a costa de otros.

Tienes derecho a inventar, pero no debes olvidar a Dios.

Tienes derecho a vivir en paz, pero no debes confundir ese derecho con ser mediocre o conformista.

Tienes derecho a vivir en la opulencia, pero no debes olvidar compartir con los menos afortunados.

Tienes derecho a desanimarte, pero no debes perder la esperanza.

Tienes derecho a la justicia, pero no debes confundirla con la venganza.

Tienes derecho a violentarte, pero no debes dejar de ser cortés.

Tienes derecho a un mañana mejor, pero no debes cimentarlo en un hoy fraudulento.

Tienes derecho a ser positivo, pero no debes ser arrogante.

Tienes derecho a soñar y enseñar a otros a soñar.


Reply  Message 3 of 11 on the subject 
From: Almadeaventurero Sent: 29/04/2011 18:42
La Naranja
 
Un ateo dictaba una conferencia ante un gran auditorio defendiendo la inexistencia de Dios.

Después de haber finalizado su discurso, desafió a cualquiera que tuviese preguntas a que subiera a la plataforma.

Un hombre que había sido bien conocido en la localidad por su adicción a las bebidas alcohólicas, pero que había encontrado recientemente liberación y esperanza en Dios, aceptó la invitación y sacando una naranja del bolsillo comenzó a pelarla lentamente.

El conferencista le pidió que hiciera la pregunta; el hombre, continuó imperturbable pelando la naranja en silencio, al término de lo cual, se la comió.

Se dirigió al conferencista y le preguntó: "¿Estaba dulce o agria?"

"No me pregunte tonterías", respondió el orador con señales evidentes de enojo; "¿Cómo puedo saber el gusto si no la he probado?"

Y aquel hombre regenerado por el amor de Dios le respondió:
"Y ¿cómo puede usted saber algo de Dios, si nunca lo ha probado?"

Dios te dice: "Juro por mi vida que, en mi presencia, todos se arrodillarán y me alabarán" Romanos 14:11


Reply  Message 4 of 11 on the subject 
From: Almadeaventurero Sent: 29/04/2011 18:46

El Sol y el Viento

 

El sol y el viento discutían sobre cuál de dos era más fuerte. La discusión fue larga, porque ninguno de los dos quería ceder. Viendo que por el camino avanzaba un  hombre, acordaron en probar sus fuerzas utilizándolas contra él.

Vas a ver, dijo el viento, como con sólo echarme sobre ese hombre, desgarro sus vestiduras.
Y comenzó a soplar cuanto podía. Pero cuantos más esfuerzos hacía, el hombre más oprimía su capa, gritando contra el viento, y seguía caminando. El viento encolerizado, descargó lluvia y nieve, pero el hombre no se detuvo, sino que se aferraba más a su capa. Comprendió el viento que no era posible arrancarle la capa.

Sonrió el Sol mostrándose entre dos nubes, recalentó la tierra y el pobre hombre, que se regocijaba con aquel dulce calor, se quitó la capa y se la puso sobre el hombro.
Ya ves, le dijo el Sol al Viento, como con bondad se consigue más que con violencia.

Reflexión:
Los seres humanos deberíamos pensar profundamente acerca de nuestras acciones. Utilizamos la violencia, la ironía, la agresividad, la sorna y la burla para tratar de lograr nuestros objetivos. No nos damos cuenta de que, la mayoría de las veces, con esos métodos, son más difíciles de alcanzarlos. Una sonrisa siempre puede lograr mucho más que el más fuerte de los gritos. Y basta con ponerse por un momento en el lugar de los demás para comprobarlo. ¿Que prefieres, una sonrisa o un insulto?... ¿una caricia o una bofetada?... ¿una palabra tierna o una ironía?... Pensemos que los demás seguramente prefieren lo mismo que nosotros... Entonces tratemos a nuestros semejantes de la misma manera en la que nos gustaría ser tratados... Así veremos que todo será mejor. Que el mundo será mejor. Que la vida será mejor, y que harás feliz a Dios.


Reply  Message 5 of 11 on the subject 
From: Almadeaventurero Sent: 29/04/2011 18:49
El sabio Ahmed
 

Un viejo árabe que vivía en los EE.UU., cerca del Pentágono desde hacía 40 años, quería plantar papas en su jardín, pero arar la tierra ya era un trabajo muy pesado para él.

Su único hijo Ahmed, estaba estudiando en Francia y el viejo decidió mandarle un mensaje por correo electrónico explicándole el problema: Querido Ahmed: Me siento mal porque no voy a poder plantar mi jardín con papas este año. Estoy muy viejo para trabajar la tierra. Si tú estuvieras aquí, sé que darías vuelta la tierra por mí. Qué Alá esté contigo. Te quiere, papá.

Pocos días después recibió un correo electrónico de su hijo: Querido papá, por lo que más quieras, no revuelvas la tierra de ese jardín, ahí es donde tengo escondido aquello. Te quiere, Ahmed.

A las pocas horas aparecieron cientos de Policías local, agentes del FBI, de la CIA y representantes del Pentágono para registrar el jardín en busca de materiales de destrucción masiva, bombas, ántrax o lo que sea. Removieron toda la tierra del jardín y como finalmente no encontraron nada, se fueron.

Ese mismo día el hombre recibió otro mail de su hijo: Querido papá: Seguramente ya podrás plantar las papas. Es lo mejor que pude hacer desde aquí. Te quiere, tu hijo Ahmed.

“Haz como el anciano, pídele a Jesús, todas aquellas cosas que no puedas realizar, un día El te sorprenderá, de una manera que nunca podrás imaginar”


Reply  Message 6 of 11 on the subject 
From: Almadeaventurero Sent: 29/04/2011 18:51
La botella de leche
 

Dos hermanos, uno de cinco y otro de diez años, iban por las casas pidiendo algo de comer. Estaban muy hambrientos, pero por más que rogasen por un poco de comida, encontraban una y otra vez el mismo tipo de respuesta: "trabajen y no molesten", "aquí no hay nada, pordioseros”... Pasaron así casi toda un mañana y finalmente, desanimados y tristes los niños se sentaron en un banco de la plaza. Una mujer, al verlos llorando, se compadeció de ellos y les entregó una botella de leche.

¡Que fiesta! Ambos se sentaron nuevamente. El hermano mayor simulaba estar saboreando la leche, decía: “Que exquisita está esta leche”, mirando de reojo al pequeñito.
"Ahora es tu turno. Sólo toma un poquito" Y el hermanito, le respondía: "¡Está sabrosa!"
"Ahora yo", dijo el mayor que seguía fingiendo, porque su propósito era que el pequeño se bebiera toda la botella.
"Ahora tú", "Ahora yo", "Ahora tú", "Ahora yo"...
La mujer, observaba esa escena con su rostro humedecido por las lágrimas, sin poder creer lo que estaba viendo. Esos "ahora tú", "ahora yo" quebrantaron su corazón...
Y entonces, sucedió algo que le pareció extraordinario.

El mayor comenzó a cantar, a danzar, a jugar fútbol con la botella vacía de leche. Estaba radiante, con el estómago vacío, pero con el corazón rebosante de alegría, brincaba con la naturalidad de quien no hace nada extraordinario, con la naturalidad de quien está habituado a hacer cosas extraordinarias sin darles la mayor importancia.

De aquel niño podemos aprender una gran lección: "Quien da es más feliz que quien recibe" Es así que debemos amar. Sacrificándonos con tanta naturalidad, con tal elegancia, con tal discreción, que los demás ni siquiera puedan agradecernos el servicio que les prestamos".

¿Como podrías hoy encontrar un poco de esta "felicidad" y hacer la vida de alguien mejor, con más "alegría de ser vivida"? ¡Adelante, levántate y haz lo que sea necesario!

Cerca de ti puede haber un amigo que necesita de tu hombro, consuelo, o quizás un poco de tu alegría y compañía.

Jesús te dice:
“Dios los bendecirá a ustedes, los que ahora pasan hambre, porque tendrán comida suficiente. Dios los bendecirá a ustedes, los que ahora están tristes, porque después vivirán alegres”. Lucas 6:21


Reply  Message 7 of 11 on the subject 
From: Almadeaventurero Sent: 29/04/2011 18:53
Latif
 

Latif era el hombre más pobre de la aldea. Cada noche dormía donde podía, bajo un improvisado techo o bien frente a la plaza del pueblo.

Cada día se recostaba debajo de un árbol, con la mano extendida y la mirada perdida esperando que algún transeúnte le dejara una minima limosna y solo comía de lo que la gente del pueblo le traían.

Sin embargo, a pesar de su aspecto y de su forma de vida, Latif por ser anciano era considerado como el hombre más sabio del pueblo.

Una mañana el rey rodeado por sus guardias apareció en la plaza, caminaba entre los puestos con el deseo de hacer algunas compras y de repente tropezó con Latif, que dormía a la sombra de una encina.
Alguien le dijo al Rey que Latif era el hombre más pobre del pueblo, pero que era muy respetado por su sabiduría.

El rey se acercó al mendigo y le dijo: -Si me contestas una pregunta te doy esta moneda de oro.
Latif lo miró, despectivamente, y le dijo: - No hace falta, puedes quedarte con tu moneda, para qué la querría yo. Dime, ¿cuál es tu pregunta?
Había un problema que el rey no podía solucionar y hacía varios días que lo angustiaba. Un problema de bienes y recursos que sus analistas no habían podido solucionar.
La repuesta de Latif fue justa y creativa. El rey se sorprendió dejó la moneda de oro a sus pies y se fue meditando sobre lo sucedido.

Al día siguiente el rey volvió a ver a Lafit, este como de costumbre descansaba, debajo de un árbol.
Otra vez el rey hizo otra pregunta, a lo que Latif la respondió sabiamente.
El soberano volvió a sorprenderse de tanta sabiduría. Se sentó en el suelo frente a Latif, y le dijo:
-Querido amigo te necesito a mi lado, estoy agobiado por las decisiones que como rey debo tomar. No quiero perjudicar a mi pueblo y tampoco ser un mal soberano. Te pido que vengas al palacio y seas mi asesor. Te prometo que no te faltara nada, y serás respetado.
Después de pensar unos minutos, aceptó la propuesta del rey.

Esa misma tarde llegó Latif al palacio, en donde inmediatamente le fue asignado un lujoso cuarto a escasos metros de la alcoba real. En la habitación, una tina llena de agua tibia con esencias lo esperaba.
Durante las siguientes semanas las consultas del rey se hicieron habituales.
Todos los días y a cualquier hora, el monarca mandaba llamar a su nuevo asesor para consultarle sobre los problemas del reino, sobre su propia vida o sobre sus dudas espirituales.
Latif siempre contestaba con claridad y precisión.

El recién llegado se transformó en el interlocutor favorito del rey.
En poco tiempo ya no había decisión o asunto que el monarca no consultara con su preciado asesor.

Esto desencadenó los celos de todos los cortesanos que veían en el mendigo una amenaza para su propia influencia y un perjuicio para sus intereses.
Un día todos los demás asesores pidieron audiencia al rey.
-Tu amigo Latif, como tú llamas, está conspirando para derrocarte, dijo uno de ellos.
-No puede ser, dijo el rey. No lo creo.
-Puedes confirmarlo tu mismo, dijeron otros. Todos los días a las cinco de la tarde, Latif se escabulle del palacio hasta llegar a un cuarto donde se reúne a escondidas, no sabemos con quién. Le hemos preguntado a dónde iba y ha contestado con evasivas. Esa actitud terminó de alertarnos sobre su conspiración.

El rey se sintió defraudado y dolido. Debía confirmar esas versiones. Esa tarde en el horario previsto, lo aguardaba oculto en el recodo de una escalera.
Desde allí vio cómo, Latif llegaba a la puerta, miraba hacia los lados, asegurándose de que nadie lo viera, abría la puerta y se escabullía sigilosamente dentro del cuarto.

Seguido de su guardia personal el monarca golpeó la puerta.
-¿Quién es? Dijo Latif.
-Soy yo, el rey, dijo el soberano. Ábreme la puerta.
Latif abrió la puerta. No había nadie allí. Ninguna puerta, o ventana, ninguna puerta secreta, ningún mueble que permitiera ocultar a alguien.
Sólo había en el piso un plato de madera desgastado, en un rincón una vara de caminante y en el centro de la pieza una túnica raída colgando de un gancho en el techo.

-¿Estás conspirando contra mi Latif? Pregunto el rey.
-¿Cómo se le ocurre, majestad? Contesto Latif. De ninguna manera, ¿Por qué lo haría?
-Vienes aquí cada tarde en secreto. ¿Qué es lo que haces aquí? ¿Para qué vienes a este deplorable cuarto en secreto?

Latif sonrió y se acercó a la túnica rotosa y mal oliente que pendía del techo. La acarició y le dijo al rey: -Hace sólo seis meses cuando llegué, lo único que tenía eran esta túnica, este plato y esta vara de madera. Ahora me siento tan cómodo con la ropa que visto, es tan confortable la cama en la que duermo, es tan halagador el respeto que me das y tan fascinante el poder que regala mi lugar a tu lado, que vengo cada día para estar seguro de no olvidarme de quién soy y de dónde vine.

“Nunca debemos olvidar quienes somos y de donde venimos, en cierto aspecto la vida se puede transformar en un bumerang  podemos regresar siempre al mismo lugar”


Reply  Message 8 of 11 on the subject 
From: Almadeaventurero Sent: 29/04/2011 18:56
El Mago y el ratón
 

Era un extraordinario y famoso mago. Un día, mientras paseaba vio a un ratoncito y se le ocurrió hacer algo realmente importante con él.
 
 Se dirigió entonces al frágil ratoncito y le dijo:
-Has pasado por mi camino y me ha cautivado tu fragilidad, así que ya no serás más un ratón, te voy a convertir en la más bella de las mujeres, la más habilidosa y la más llena de todas las virtudes.
Y al instante se convirtió, en una bella doncella.
-Ahora ¿qué deseas?, pídeme lo que quieras. Le dijo el mago.
La doncella, le respondió:
-Quiero casarme con el ser más poderoso del mundo.
Muy bien, dijo el mago:
-Te casarás con el Sol, él es quién da luz y calor a todo el planeta.
Pero entonces intervino el Sol y dijo:
-No soy tan poderoso, piensa que unas cuantas nubes pueden cubrirme y ocultar mi luz y mi calor.
EL mago reflexionó y dijo:
-Es cierto, entonces, te casaras con las Nubes que son capaces de dejar sin luz y calor al Sol y que  nos dan la lluvia tan indispensable para la vida.
Pero las Nubes respondieron:
-No es tanta nuestra fuerza o importancia, ya que el viento nos lleva de un lado al otro, a su antojo.
Nuevamente el mago, dijo:
-Es cierto, te casaremos con el Viento.
Pero el Viento que estaba oyendo la conversación, dijo:
-Yo no tengo tanto poder como pensáis. Una montaña puede detenerme e impedirme que pase al otro lado y solo puedo quedarme donde ella decida.
El mago se quedó razonando nuevamente:
-Entonces te casarás con la Montaña, nadie la podrá mover.
Pero la montaña, respondió:
-Yo no soy la más poderosa de la tierra. Date cuenta que un simple ratoncito puede excavar y roer donde más le gusta y hacer su madriguera dentro de mí.
Después de escuchar al Sol, las Nubes, el Viento y la Montaña el mago sin decir ni una sola palabra  convirtió a la bella mujer nuevamente en un ratoncito.

El ratoncito viendo el mago alejarse comprendió que:
"Nadie es más fuerte y nadie es mejor, Dios creo todo lo que existe de acuerdo a un plan divino desde la eternidad y ordenó todas las cosas  en su lugar. Cada uno de nosotros somos parte de un plan estratégicamente diseñado, tanto el ratoncito, como tu y yo somos sumamente importantes para que todo se cumpla según su propósito”


Reply  Message 9 of 11 on the subject 
From: Almadeaventurero Sent: 29/04/2011 19:03
La Bailarina
 

Una joven había tomado clases de ballet durante toda su infancia, y había llegado el momento en que se sentía lista para convertir su afición en profesión. Deseaba llegar a ser una primera bailarina y quería comprobar si poseía las cualidades necesarias, de manera que, cuando llegó a su ciudad, una gran compañía de danza fue al teatro y habló con el director.

-Quisiera llegar a ser una gran bailarina-, le dijo, -pero no sé si tengo el talento necesario o qué me hace falta para conseguirlo-.
-Hazme una demostración, le dijo el director. Pero apenas había bailado unos segundos, la interrumpió, moviendo la cabeza en señal de desaprobación-.
-No, usted no tiene las condiciones necesarias-, le dijo.

La joven llegó a su casa con el corazón desgarrado, arrojó las zapatillas de baile en lo más profundo de un armario y no volvió a calzarlas nunca más. Se casó, tuvo hijos y cuando se hicieron un poco mayores, empezó a trabajar como cajera en un supermercado.

Años después asistió a una función de ballet y a la salida se topó con el viejo director, ella lo saludó y le recordó la charla que habían tenido años antes, le mostró fotografías de sus hijos y le comentó de su trabajo en el supermercado, pero al final, antes de despedirse, le preguntó.

-¿Cómo pudo usted saber tan rápido que yo no tenía condiciones de bailarina?
-¡Ahhh! apenas la miré cuando usted bailó delante de mí, simplemente le dije lo que siempre le digo a todas, le contestó.
-¡Pero eso es imperdonable! exclamó ella, ¡usted arruinó mi vida, pude haber llegado a ser primera bailarina! -No lo creo, repuso el viejo maestro. Si hubieras tenido las dotes necesarias y una verdadera vocación para bailar, no habrías prestado ninguna atención a mi comentario. 
 
“Sin duda, si te crees perdido, estás perdido y si crees que no puedes, no podrás. Si quieres hacer algo pero lo crees imposible, no creo que triunfes jamás. En la vida no sólo el valiente o el veloz triunfa, al final el que vence es el que cree que es posible”

 “¿Puedes confiar en Dios? Para el que confía en Él, todo es posible” Marcos 9:23 
“Cristo me da fuerzas para enfrentarme a toda clase de situaciones” Filipenses 4:13

 
 

Reply  Message 10 of 11 on the subject 
From: Almadeaventurero Sent: 24/05/2011 10:09

SE NECESITA UN IDEALISTA



Idealista es aquel que comprende que su misión inicia donde su responsabilidad termina.

Idealista es aquel que está firmemente convencido que lo imposible es posible, el que tiene el don de ver las cosas como deberían ser, sus pies están en la tierra y su mirada en las estrellas.

Idealista es quien lucha incansablemente por lograr su sueño y vive permanentemente su pasión, pues no importando el tiempo sabe que al final vencerá. Y si acaso muriera en la lucha, dirán de él: “Simplemente murió, nunca fue vencido”.

Idealista es quien vive realmente su compromiso, al final de cada día termina cansado ya que entregó lo mejor de él mismo por realizar su ideal.

Idealista es quien sabe con certeza que la más pequeña acción en pos de sus sueños lo acerca más a su estrella.

Idealista es aquel a quien le duele profundamente la enfermedad y el abandono en que vive el ser humano, es quien no tolera la injusticia, y siente profundamente la miseria; vive lastimado al contemplar la destrucción de la naturaleza; el que siente en carne propia una herida abierta y profunda por cada niño que, sin importarle a nadie, ha hecho de la calle su morada.


Idealista es aquel invencible que tiene la firme convicción que de él depende su propia y plena realización y que es la única forma de heredar su espíritu a la humanidad, y muere en paz devolviéndole a Dios la esencia de su creación.


MIGUEL ÁNGEL CORNEJO Y ROSADO


Reply  Message 11 of 11 on the subject 
From: sharostyles69 Sent: 23/02/2015 22:40
 el sol y el viento, q hermoso texto pareciera algo simple pero para la humanidad tan dificil llevar a cabo algunas veces por algunas personas..muy buen texto


First  Previous  2 a 11 de 11  Next   Last  
Previous subject  Next subject
 
©2022 - Gabitos - All rights reserved