Home  |  Contact  

Email:

Password:

Sign Up Now!

Forgot your password?

LOS MENSAJEROS CRISTIANOS DE IEUE
 
What’s New
  Join Now
  Message Board 
  Image Gallery 
 Files and Documents 
 Polls and Test 
  Member List
 Cristo es Dios manifestado en Carne 
 Correcta abreviatura y pronunciación del Nombre de Dios 
 
 
  Tools
 
General: LA VERDAD DE JUAN 17.5 (LA GLORIA DEL HOMBRE ANTES QUE EL MUNDO FUESE)
Choose another message board
Previous subject  Next subject
Reply  Message 1 of 1 on the subject 
From: GOYOBRITO  (Original message) Sent: 18/08/2013 17:46

LA VERDAD DE JN. 17.5

 (LA GLORIA DEL HOMBRE ANTES QUE EL MUNDO FUESE):  

Contenido:

 

1) Etimología de Mundus (mundo).

2) Primer Hijo humano creado por Dios, su gloria y facultades antes de ser expulsado del paraíso.

3) Vencimiento de Adán por la maldad de Lucifer, su expulsión del Paraíso y la procreación del linaje humano.

4) Corrupción y destrucción del mundo antiguo.

5) Existencia y muerte del segundo Hijo humano de Dios (Jesucristo), para recuperarle al hombre la gloria pérdida.

Al final, conclusión.

 

1) Mundus (mundo):

Originalmente, la palabra mundus (mundo), era limpio “claro”, lo cual por la idea del filósofo Pitágoras (582-507 a.C), pasó a ser llamado cosmos, ordenado y bello. De cuya palabra se correlaciona los animales limpios e inmundos.

2) Primer Hijo humano creado por Dios, su gloria y facultades, antes de que fuese expulzado del paraíso.

El primer Hijo humano creado por Dios, era Adán, quien antes de ser expulsado del Huerto del Edén tenía facultades y abundante gloria con Dios; y por el cual muchísimos milenios después, tuvo que venir Cristo el Mesías, tal como a continuación y en el orden de importancia se comenta:

A) Gn. 2-8. Estos son los orígenes de los cielos y de la tierra cuando fueron creados, el día que Dios, hizo la tierra y los cielos, y toda planta en el campo antes que fuese en la tierra, y toda hierva del campo antes que naciese; porque Dios Altísimo aún no había hecho llover sobre la tierra, ni había hombre que labrase la tierra, sino que subía de la tierra un vapor, el cual regaba toda la faz de la tierra. Entonces Dios formó al hombre del polvo de la tierra, y sopló en su nariz aliento de vida, y fue el hombre un ser viviente. Y Dios plantó un huerto en Edén, al oriente; y puso allí al hombre que había formado.

B) Gn. 1:26 Entonces dijo Dios, hagamos al hombre a nuestra imagen, conforme a nuestra semejanza; y señoree en los peces del mar, en la aves de los cielos, en las bestias, en toda la tierra, y en todo animal que se arrastra sobre la tierra.

C) Le has hecho poco menor que a los Ángeles. Y lo coronaste de honra y de gloria. Le hiciste señorear sobre todas las obras de tus manos; todo lo pusiste debajo de sus pies: Ovejas y bueyes, todo ello; Y asimismo las bestias del campo, las aves de los cielos y los peces del mar; Todo cuanto pasa por los senderos del mar (Salm. 8:6-8).

D) Le hiciste un poco menor que los ángeles, le coronaste de gloria y de honra, y le pusiste sobre la obras de tus manos; todo lo sujetaste bajo sus pies (Hb. 2:7-8).

E) Pero vemos aquel que fue hecho un poco menor que los ángeles, a Iesue (Jesús), coronado de gloria y de honra, a causa del padecimiento de la muerte, para que por la gracia de Dios gustase la muerte por todos (Heb. 2.9).

3) Vencimiento de Adán por la maldad de Lucifer, su expulsión del Paraíso y la procreación del linaje humano.

De ser vencido Adán por la maldad de lucifer, no tuvo Dios otra solución que permitir la procreación del linaje humano, para restituir a posterior la gloria perdida; y esta procreación Adán la realizaría con su pareja en el mundo que forjaría o fundaría, donde a posterior se produjo una gran propagación de los seres humanos.

4) Corrupción y destrucción del mundo antiguo.

Causante a los vigilantes (Hijos de Dios), el mundo fue corrompido, y por tanto Dios mediante un diluvio, hizo que el mundo de ese entonces, pereciera en agua. Pasado este diluvio, Noé y su familia serían los encargados de forjar o fundar un nuevo mundo, con la procreación y multiplicación de una nueva sociedad (Gn. Cap. 6, 7 y 8; y 2ª de P. 3:6). Mundo este que también ha de ser destruido con fuego, donde las obras en la tierra serán quemadas (2ª de P. 3.7, 10-13).

5) Existencia y muerte del segundo Hijo humano de Dios (Jesucristo), para recuperarle al hombre la gloria pérdida.

Pero vemos aquel que fue hecho un poco menor que los ángeles, a Iesue (Jesús), coronado de gloria y de honra, a causa del padecimiento de la muerte, para que por la gracia de Dios gustase la muerte por todos (Heb. 2.9).

Partiendo de esta primicia, que se relaciona con el punto tres (3) del presente tema, fue de gran importancia la existencia y muerte del segundo Hijo Humano de Dios (Jesucristo), ya que El queriendo recobrarle al hombre la gloria perdida y la honra que tuvo a su lado antes que el primer mundo fuese, permitió la procreación entre Eva y Adán, pues era su propósito que tiempo después se consumara el Misterio de la Piedad, para la remisión de los pecados y la vida eterna. Por lo tanto Jesús en una ocasión, como hombre dijo: “Ahora pues, Padre, glorifícame tú al lado tuyo, con aquella gloria que tuve contigo antes que el mundo fuese (Jn. 17.5).”

Cuyo Misterio que se resume en la simiente sagrada “Jesucristo”, trató Satanás de frustrarlo mediante el rey Herodes, pues en lo tocante Ap. 12.3-5, ello así lo señala:

3También apareció otra señal en el cielo: he aquí un gran dragón, escarlata que tenía siete cabezas y diez cuernos, y en sus cabezas siete diademas; 4y su cola arrastraba la tercera parte de las estrellas del cielo, y las arrojó sobre la tierra. Y el dragón se paró frente a la mujer que estaba para dar a luz, a fin de devorar a su hijo tan pronto como naciese. 5Y ella dio a luz un hijo varón, que regirá con vara de hierro a todas las naciones; y su hijo fue arrebatado para Dios y para su trono.”

En definitiva era pues necesario, de que Jesucristo naciera y se sacrificara por todos, puesto que si por el primer Adán sobrevino la muerte, contrariamente por él al ser levantado de entre los muertos, sobre venga la primera resurrección y la vida eterna, para sus escogidos; y por lo tanto razones suficientes tuvo cristo en decir antes de ser crucificado:

“Ahora pues Padre, Glorifícame tú al lado tuyo, con aquella gloria que tuve contigo antes que el mundo fuese (JN. 17.5)

 


First  Previous  Without answer  Next   Last  

 
©2021 - Gabitos - All rights reserved