Home  |  Contact  

Email:

Password:

Sign Up Now!

Forgot your password?

LOS MENSAJEROS CRISTIANOS DE IEUE
 
What’s New
  Join Now
  Message Board 
  Image Gallery 
 Files and Documents 
 Polls and Test 
  Member List
 Cristo es Dios manifestado en Carne 
 Correcta abreviatura y pronunciación del Nombre de Dios 
 
 
  Tools
 
General: Opinión Personal de la Gran Tribulación y el Rapto de la iglesia:
Choose another message board
Previous subject  Next subject
Reply  Message 1 of 1 on the subject 
From: GOYOBRITO  (Original message) Sent: 21/08/2013 21:21

Opinión Personal de la Gran Tribulación y el Rapto de la iglesia:

Aunque Jesucristo se sacrificó por nosotros, para que fueran perdonados todos nuestros pecados, y desde luego en el juicio final podamos ser salvos de la condenación eterna, nunca nos dijo que antes de este acontecimiento íbamos a estar fuera de peligros del adversario“el diablo” y de todo su séquito de demonios. Se debe recordar que los apósteles fueron perseguidos y tribulados, y la mayoría fueron encarcelados y asesinados; y luego muchos Cristianos también fueron capturados y muertos de distintas formas. Y todo esto sucedió por las sectas religiosas y los imperios malvados de los hombres. Aún en los últimos tiempos nos esperan adversidades y cosas terribles, porque el falso profeta y el anticristo harán la guerra a los verdaderos cristianos. Yo en los comienzos de mi conversión al Evangelio Santo y Eterno, creía lo del rapto de la iglesia antes de la gran tribulación, tan sólo por escucharlo decir de algunos predicadores, pero leyendo bien las Sagradas Escrituras, me di de cuenta que la iglesia si pasará por la gran tribulación. Seremos probados como el oro, y cuando se dice de ser librados de la prueba de fuego que vendrá, es porque nos acontecerá parecido a Sadrad, Mesag y Abenego, estando a similitud dentro del horno de fuego mandado a recalentar por Nabucodonosor 7 veces más de lo acostumbrado. Lo cual de manera figurativa es “la tierra”, sobre la que el sol alumbrará 7 veces más de lo normal,y cuando esto suceda el señor nos envolverá con su Santo Espíritu. Pero como ya antes he dicho “seremos probados como el oro”; y así se demostrará si somos de verdad verdaderos cristianos. Tengo el presentimiento, de que entre quienes dicen o afirman ser cristianos, algunos aceptarán en dejarse marcar cuando vean venir la marca de la bestia, para no ser condenados a muerte ¿y que quiere Jesucristo con respecto a esto?, que todo aquel que pierda la vida por su causa la hallará. Pues Cristo quiere es nuestra valentía, porque sólo los valientes arrebatan el reino de los cielos; y no obstante aquien se deje marcar por el interés de no morir, le será peor, por cuanto todo el que reciba la marca de la bestia debe morir igual a la bestia, y aún le darán el castigo de la segunda muerte en el lago que arde con fuego y azufre (donde el gusano nunca muere y el fuego nunca se apaga). Así que es sólo de valiente morir por la causa de Cristo, y como dijo el Apóstol Pablo: “ya yo estoy para ser sacrificado, por lo demás me espera la corona de Justicia.” Pablo ya sabía lo de su sacrificio, y no huyó, ni tampoco renegó de Cristo, sino más bien le dio aliento a Timoteo, a su hijo en la fe.

Es lamentable y contraproducente ver a muchos líderes religiosos decir a sus congregaciones que la iglesia no pasará por la gran tribulación, creando un precedente de frustración contra el señor, porque cuando se manifieste el anticristo ¿qué dirán los que han sido convencidos en tales cosas? Pues se atreverán a decir que el Señor Jesucristo no existe, y que todo fue una mera mentira, porque no vino ni los levantó antes de la gran tribulación. Y entonces el diablo los engañe diciendo, que él si es el Dios que vino, y a quien todo el mundo debe servir y adorar.

Es un grave error de quienes dicen que el señor levantará su iglesia antes de la gran tribulación. Deberían analizar bien a Mateo 24.1-44, a Lucas 21.5-36, y a Márcos 13.1-37, para que luego digan la verdad a la gente y muchos no tengan miedo de morir por causa del Señor Jesucristo, ni antes ni durante la gran tribulación, sabiendo que así como Cristo Resucitó de los muertos, nosotros también resucitaremos, y seremos levantados para reunirnos con el Señor en lo alto.



First  Previous  Without answer  Next   Last  

 
©2021 - Gabitos - All rights reserved