Home  |  Contact  

Email:

Password:

Sign Up Now!

Forgot your password?

Cuarto Camino
 
What’s New
  Join Now
  Message Board 
  Image Gallery 
 Files and Documents 
 Polls and Test 
  Member List
 
 
  Tools
 
General: se puedan guardar o mantener separadas las ideas del Trabajo
Choose another message board
Previous subject  Next subject
Reply  Message 1 of 1 on the subject 
From: Alcoseri  (Original message) Sent: 20/02/2013 19:59
COMENTARIO SOBRE EL ESTAR SELLADO A LA VIDA Con el tiempo debemos ser cauces para esta enseñanza. Si logramos difundir esta enseñanzatal como siempre nos la enseñaron nos beneficiaremos. Para lograrlo es menester que algoesté sellado en nosotros, herméticamente sellado contra el efecto de las cosas que sucedenfuera de nosotros. Es preciso dejar en nosotros un lugar al Trabajo donde eventualmente nadade lo que ocurra en el mundo externo pueda afectarlo. Hace algún tiempo hemos dicho que elTrabajo se asemeja a un nuevo ser que se está formando dentro de nosotros y cómo hemos de proteger ese ser y luchar a menudo por él contra la lógica de los sentidos externos. Hemoshablado la última vez sobre el significado del pie. El pie es el lado externo que está encontacto con la vida. Otra vez hablaré más extensamente sobre lo que significan los ojos encontraste con el pie. Pero, en suma, los ojos significan esotéricamente nuestra comprensión psicológica interior que se distingue de la comprensión que se logra por medio de los sentidoso del pie. Se dice a menudo en el Trabajo que es menester ir en contra de la vida. Por ejemplo,lee los diarios y ve como en el mundo todas las gentes están furiosas y dominadas por laviolencia y entonces suele pensar: "¿De qué sirve el Trabajo si todo anda de ese modo?"Ahora bien, tal pensamiento ¿no significa acaso que no ha encerrado el Trabajo contra lasinfluencias de la vida? Se permite que. la propia actitud hacia el Trabajo se mezcle con cosas pertenecientes a la gran maquinaria de vida, del mismo modo que si se esperase que la vidaexterna correspondiera o se conformara al Trabajo. Este cerrarse uno mismo a la vida de ta-----modo que se puedan guardar y mantener separadas las ideas-Trabajo, es necesario. Hay quehacerlo tarde o temprano. El Trabajo está bajo otras leyes que la vida. Sus orígenes no son losmismos que los de la vida. Si juzgamos el Trabajo por lo que sucede en la vida, no locomprenderemos. Aquí, en el Trabajo, estamos estudiando algo que difiere de la vida. Nosesforzamos por ponernos bajo influencias diferentes de las influencias de la vida. Intentamosformar algo en nosotros mismos que la vida no pueda conmover, suceda lo que sucediere enla vida, sea la guerra o la paz, la pobreza o la riqueza, el mal tiempo o el bueno, el fracaso o eléxito. Se basa en la idea de que es preciso establecer en nosotros un lugar donde pueda existir el Trabajo, y tenemos que proteger ese lugar. Como es sabido el Trabajo enseña que todo loque sucede en la vida sucede de la única manera en que puede suceder. Dice que la vida esuna gran máquina. Enseña que la Vida Orgánica en la Tierra sirve a un propósito cósmico.Esta sensible película viviente que rodea la Tierra es utilizada para un propósito, deliberado.Empero el Hombre tiene la posibilidad, un hombre individual, de desconectarse de algunas delas leyes mecánicas de la vida y empezar a crecer a través de leyes más conscientes. Cuandose adopta el punto de vista, la no-correspondencia de la vida con lo que se espera, ya no esmás una fuente de negatividad. Y si un hombre se nutre suficientemente con las ideas delTrabajo será capaz de mantener ese lugar escondido al que nos hemos referido y entonces loseventos que antes lo arrastraban hacia la negatividad ya no tienen más poder sobre él porqueestá vigorizado por el Trabajo, como tantas veces lo repetí. No hay que buscar la Voluntad deDios en la vida. La Oración del Señor se inicia con la idea de que la Voluntad de Dios no secumple en la Tierra, pero puede cumplirse para el hombre.Hemos hablado la última vez de confeccionar zapatos y de cómo el Trabajo tenía cuero parahacer nuevos zapatos. También hemos dicho que nuestros zapatos de vida se gastan —almenos, en ciertos casos, porque algunas personas están al parecer muy satisfechas de suszapatos de vida—. Una antigua enseñanza del esoterismo se impartía con el nombre deHermes. De dicha enseñanza surgió la expresión "herméticamente cerrado" que se empleabaen la alquimia esotérica. La alquimia esotérica se fundaba en la idea de que el Hombre comometal vil podía ser transformado en oro —esto es, el Hombre considerado como un metal,digamos el plomo, tal como es en su presente estado, por medio del conocimiento y la práctica podría convertirse en oro. Esta era la alquimia esotérica. La alquimia exotérica sefundaba en la idea de que el actual plomo podía ser transformado en oro, lo cual es una posibilidad. Un hermitaño era una persona que seguía la enseñanza de Hermes y buscabaapartarse de tos efectos de la vida encerrándose en una caverna o yendo al desierto. Esta no esla idea del Trabajo. Equivaldría a liberarse de la vida artificialmente. Tenemos que aislarnosde los efectos de la vida externa en el momento mismo en que los experimentamos. Aquíinterviene la idea de la práctica de la no identificación. ¿Con qué, de paso, está ustedidentificado en este momento? Desde luego, sin observación de sí, no tendrá idea algunasobre este particular. Sin observación de sí se está simplemente identificado. general, si estees el caso, casi siempre no se esfuerza uno por aislarse de los Dicho estado permanece en laoscuridad. No es llevado a la conciencia. En efectos de la vida externa, y entonces no haynada de cerrado. Tal persona no vive conscientemente. ¿Cómo es posible decir que dicha persona está trabajando? Pero no admitirá qué se está comportando de ese modo a menos quédeje penetrar la luz en su oscuridad interior —es decir, que observe su estado—. Cuando noconoce de qué modo se comporta, para usted todo es oscuridad. Si, lo está haciendo en todomomento, pero no lo sabe. Esto es lo extraño. No está usted consciente. Está dormido en símismo. En este caso es correcto decir que una persona es una máquina, una personamecánica. Ahora bien, en una máquina nada está sellado, nada es hermético a los impactos delas cosas externas. La vida lo hace girar así como una correa hace girar una máquina.Retornemos a lo que se dijo al comienzo de esta disertación, que cada cual se convierte en uncanal para la enseñanza de este Trabajo. Para llegar a ser en este sentido un canal el Trabajo74 debe estar sellado a la vida —de otro modo la vida lo seguirá cambiando—. Por eso nuncahay que poner la mano en el fango de los propios pies y llevarla a los ojos. La comprensión dela vida es una cosa y la comprensión del Trabajo es otra. La vida no debe prevalecer o estar por encima del Trabajo. En este Trabajo un hombre es alguien que a despecho de lascircunstancias externas, ya sea que lo ayuden o no, sigue trabajando. La vida no sacude sucomprensión del Trabajo. Su vista, que en este caso es introspección, lo sostiene. En elesoterismo hay dos clases de ceguera. Hay los ciegos a quienes Cristo sanaba —las gentes queestán ciegas internamente—. Y hay los ciegos a quienes se les ha despertado su vista interior y ahora son ciegos para la vida externa. Sabemos que una cosa se puede tomar desde un puntode vista de la vida y desde un punto de vista del Trabajo. Cuando se considera algo comotrabajo los resultados son diferentes. Hay un nivel de comprensión más elevado que el nivelen que se apoyan los pies. En ese nivel se da uno cuenta que todo cuanto sucede a uno en lavida es la mejor cosa que pudiera sucederle, si se lo toma como trabajo —como medio dedesarrollo—. Se da cuenta de un modo práctico que fue creado como un organismo auto-desarrollante. Ya no se toma más la vida como un fin en sí ni se espera que sea como se ladeseaba, sino que se la toma como un medio que conduce a un fin. Citaré otra vez la frasesegún la cual para una persona inteligente ni la vida ni la propia vida puede ser comprendidaen función de sí misma. Es necesaria una idea adicional. ¿No ha reflexionado acaso sobre este particular cuando se encontraba en dificultades de vida? ¿No ha tenido acaso una vislumbrede que son exactamente lo que usted necesitaba?En los antiguos mitos muchas ideas esotéricas eran presentadas en la forma de alegorías quesi se toman literalmente carecen de sentido, pero si se lo hace psicológicamente lo tienen.Recuerden que cuando Odiseo desembarcó en la isla de Circe, Hermes le dio una hierbamágica que lo protegía contra sus hechizos, aunque sus compañeros fueron convertidos encerdos por sus encantamientos. ¿Creen ustedes que esa hierba existía en realidad? Quizás —acónito—. Pero me imagino que el Trabajo, si se lo toma realmente dentro de uno mismo, producirá el mismo efecto —a saber, sería una protección contra los encantamientos de lavida, contra sus ilusiones, contra sus espejismos. ¿No recuerdan el mito de Trabajo que nosdice que estamos todos en una sala llena de espejos? En esa sala todas las gentes andan de prisa, creyendo que van en línea recta, que progresan, pero debido a que los espejos cambiancontinuamente su ángulo de visión, todos giran en redondo, repitiendo siempre el mismocírculo. A veces una persona suele sentirlo. Quiero decir, que nos parece que la vida nos haengañado y que no todo es culpa de la gente o de las cosas. Empero, sin las ideas del Trabajono hay manera de comprender esa sospecha. El otro día revisaba unas notas que había escritohace mucho tiempo y di con un pasaje que voy a transcribir. Se refería a un hombre que hacía poco se había unido al Trabajo. Decía que cada vez que regresaba de una fiesta o de unafunción social tenía la impresión de haber sido engañado, no por la fiesta o por la anfitriona,sino por algo que sentía confusamente pero que siempre está presente, algún poder que lohacía sentirse como un tonto y parecía usarlo para sus propios fines y empero sinmalevolencia sino más bien de un modo provechoso y práctico —actuando para sus propiosfines entre gentes que son lo bastante estúpidas como para permitir que ese poder lashipnotice. Lo cito porque me parece que aquí tenemos a un hombre que ya tiene rastros deCentro Magnético. Tiene el vago sentimiento de ser usado por algún poder al cual no puederesistirse y que lo está engañando. Diría que si un hombre empieza a sentir que la vida lo estáengañando, si siente que está en la Sala de los Espejos, ya alcanzó la etapa en la cual elTrabajo y sus ideas le pueden ser útiles. Quiero decir, ya es capaz de comprender que la viday su propia vida no pueden ser entendidas en función de sí mismas sino que exigen otrainterpretación. Por eso el Trabajo suele ser útil para tal persona


First  Previous  Without answer  Next   Last  

 
©2022 - Gabitos - All rights reserved