Home  |  Contact  

Email:

Password:

Sign Up Now!

Forgot your password?

Masoneria
 
What’s New
  Join Now
  Message Board 
  Picture Gallery 
 Files and Documents 
 Polls and Test 
  List of Participants
 El Águila Masónica 
 EL CUADRO SIMBÓLICO 
 
 
  Tools
 
EL CUADRO SIMBÓLICO
Delante se erige la serpiente cósmica del Gnosticismo. Su cola se pierdeen la radiación misteriosa de aquel fuego eterno que, por limitación de las capacidades intelectuales, quedará, quizás, por siempre escondida tras una nube impenetrable. Su cuerpo, alternado entre azul y rojo, simboliza, en el ordenamiento de la parte del Universo accesible a los sentidos, la unión internade dos formas de Energía: la fuerza y la materia, en sus perennes combinaciones.
 
 Las fauces, abiertas hacia arriba, proyectan rayos proféticos sobre la ciudad ideal, que la imaginación y el corazón entrevén en las nieblasdel avenir. Y en la espiral de su enroscamiento, bajo el impulso del Gran Arquitecto,prosigue, según leyes fijas, el curso de la evolución, o en otros términos, la ascensión del Ser. El primer ciclo es el de la Gravitación.
 
 
 
 
 
De el se forma el polvo cósmico,cada átomo del cual es por si mismo un sistema solar. En el se ocultan y mueren los clavos dorados que brillan en la profundidad del Cielo; las Constelaciones representadas por sus signos tradicionales; los Soles que seaproximan eternamente sin nunca alcanzarse; los Planetas con sus cortejos deanillos y de satélites; los cometas mensajeros que vagan de un Universo a otro;las partes de mundos extraños que vienen a estrellarse contra el suelo casi quepara comprobar la unidad de la composición de los cuerpos interespaciales.
 
 
 
Todos estos fenómenos sobrevenían con la máxima regularidad que laTierra no era más que una masa de vapores hirvientes en la nebulosa que losorigina; y seguirán produciéndose hasta cuando acabada, gélida e inerte, nosea más que un recuerdo en la memoria de Tierras lejanas a las que le habríasucedido.El segundo ciclo es el de la Cristalización. Entramos aquí en un mundo extraño y armónico.En el seno de las precipitaciones atmosféricas, ricas en sal y vapores, elenfriamiento gradual permite vislumbrar los tipos cristalinos que manifiestan lafacultad de desarrollarse, alimentarse y reconstruirse, según un plano ideal quela Naturaleza nos presenta como una primera lección de geometría.
 
  
 En el templo de la Naturaleza se hallan los futuros símbolos del Arte Real, pero tales cuerpos sin alma no son más que el preludio o quizás, el germen de la Vida. Poco a poco se consolidan, en las aguas vaporosas, de las piedras rocosascristalinas que se dislocan bajo el empuje de mareas subterráneas. Lasampollas volcánicas surgen, explotan y se hunden; emulsiones de lava seprecipitan formando caminos de cíclopes: la opaca atmósfera comienza arecibir los rayos del Sol. 6 El tercer ciclo es el de la Vida. Como nació sobre la Tierra aún es unmisterio. Con la vida surgió el Amor: el Eros, salido del huevo cósmico cantadopor el Orfismo, corta la flecha que le asegurará preservarla por medio delapareamiento de sexos opuestos. Las colonias de pólipos desarrollanorganizaciones sociales, en las cuales, los individuos se reúnen bajo la divisa: Todos para uno y uno para todos. Las algas flotan como cintas largas sobre lasuperficie de los mares.
 
 
 
Anfibios de extrañas formas, monstruos aéreos y terrestres, que luchan bajo la lujuriosa flora de los pantanos carboníferos ocretáceos, sus refugios.Cuando el ambiente es favorable, los animales de sangre calientepueblan los continentes en época terciaria; es el reino de los mamíferosrepresentado por los marsupiales, el hipopótamo, la jirafa, el oso de lascavernas y los mamuts; luego, por grandes felinos y renos que pronto seseparan a causa de la diferencia de clima. Entre los animales primitivos vaga elHomínido Oreopithecus; aún no es un Hombre, pero llegará la hora en la quehallará en su pensamiento la noción de una personalidad intelectual y moralpropia, y cuando se vea a través del agua cristalina de una fuente, concebirá laimagen de su propia individualidad física.Un Ser que se ha levantado sobre un nuevo plano: una antorcha quenunca jamás se apagará mientras esté encendida.Entramos aquí al cuarto ciclo que es el de la civilización : inició el día elque el Hombre tomó una rama del árbol o recogió una piedra para hacerse un arma.
 
 
A la piedra natural le sigue la piedra tallada y luego, la levigada. ElHombre aprendió el uso del fuego, dejó su cueva para hacerse una choza enmedio de las aguas; luego se hará amuletos; adorará a los Astros; trabajará elmetal; inventará el dibujo; domará al caballo para lanzarse a cazar el bisonte;asumirá una vida pastoral; se hará agricultor sobre el limo fecundo dejado por los ríos. Finalmente, se abrirá la cadena de las principales civilizacioneshistóricas; los imperios surgen; las Artes se perfeccionan, los himnos rebotanen el Cielo junto al humo de los sacrificios; los primeros Templos se elevan enel delta del Éufrates y en el valle del Nilo; inician las grandes irrigaciones; Chinae India desarrollan una cultura original y refinada; Grecia une en una fecundatriada, arte, filosofía y libertad.Después del interregno de la Edad Media, que se hace asistir del cortejode las marchantes Cruzadas bajo el mando del Partenón para conquistar latumba de su Dios, surge la triunfadora imagen de la Civilizacióncontemporánea , con los maravillosos inventos del vapor, de la electricidad, dela energía atómica y, aeroplanos y satélites artificiales surcan el espacio.
 
 
La Humanidad seguirá su destino bajo este mar de intereses y depasiones, de descubrimientos y de beneficios materiales; continuaráevolucionando sin prestar atención a la esfinge que esconde sus Verdades ydetrás de la cual, desde hace siglos, hay un selecto grupo que contempla yhurga el infinito. 7 Ahí nace el quinto ciclo, en el que se mueven los filósofos, las religiones yla Masonería Escocesa que, erigiéndose sobre sus diferencias de raza,profesión, clase, partido y religión, recuerda a sus miembros, en la sucesión delos Grados, las principales instituciones religiosas y sociales que contribuyen aforjar la cultura espiritual de la Sociedad: con la diferencia que tales inst. eran yson, forzadamente, el producto de una mentalidad local y temporánea, mientrasque la Masonería Libre se da a conocer para preparar la base de una alianzauniversal bajo la égida de la Libertad y de la Tolerancia.
 
 
En el 1º grado como Aprendices, forjan, con la piedra bruta, la Naturalezaaún desconocida; así inicia la construcción del Templo. En el 2º, losCompañeros de Arte aprenden el uso de la escuadra y del compás para dar forma a la Piedra Cúbica. En el 3º, los Maestros Masónicos se hallan bajo elmístico ramo del cuerpo del Maestro que fue víctima de la ignorancia, de lahipocresía y de la ambición. En el 4º, se preparan en silencio e intentanemprender una lucha contra estos artífices de la muerte de su Maestro Hiram.En el 5º, el Perfecto Masón, reconoce que antes de hacerlo debe vencerse supropio ser, para regenerar la sociedad. Del 6º al 8º, se precisan las nociones deorganización y de justicia.Los Elegidos del IX, en su cólera, golpean al criminal, pero solo losElegidos del XII, más conscientes, condenan a los cómplices por medio de laacción de la justicia regular. En el 13º grado, el Arco Real subterráneo, revelaen donde yace uno de los Compañeros, con el Nombre sagrado escrito encaracteres misteriosos, pero, aunque logra descifrar las letras, no encuentra lamanera de pronunciarlo porque mil idolatrías han desfigurado su pronunciación.En el siguiente grado (14º), el Gran Elegido aprende que c las letras silábicasde la ciencia indican todas las direcciones en las que el pensamiento humanose mueve hacia el infinito y que la pronunciación del Nombre, que varía segúnel tipo de inteligencia, solo se puede adquirir a través de la Realidad misteriosa.
 Ara o Altar Masonico donde se coloca la Biblia, no como libro religioso sino como libro de estudio.
 
En el 15º grado, el Caballero de Oriente, que trae de Babilonia laenseñanza de los Magos, adquirió de los adversarios de la libertad, el derechode pasar por el puente de Gadara que conduce a los trabajos de lareconstrucción del Templo. Esta reconstrucción es proseguida por los Príncipesde Jerusalén (16º), que poseen la fuerza del espíritu por asociación voluntaria.En el 17º, los Caballeros de Oriente y de Occidente, encontrándose yreconociéndose como Hermanos luego de una larga separación, preparan launión de la antigua inspiración de los Arianos asiáticos con el método de losArianos europeos en vista de un acercamiento, del cual nuestro siglo puede ser llamado a recoger sus frutos.He aquí los Rosa Cruz (18º): médicos, viajeros, naturalistas, filántropos yeducadores. Los Caballeros del Águila y del Pelicano, con su arduaconcepción, basada en la observación científica de la Naturaleza y en la obradel amor de Jesús, logran encender la esperanza que mantiene prendido alcandelabro místico y a la caridad que fecunda todo cuanto existe. 8 Al Rosa Cruz le sigue el Pontífice, 19º, que abre, con los Maestros de lasLeyes simbólicas de vida (20º) y con los Caballeros Noaquitas (21º), la serie degrados filosóficos.
 
En el 22º grado, se muestra el Hacha Real que depone la espada, paracortar los cedros del Líbano. Con este simbólico instrumento se transmitieronde generación en generación, los Misterios de los Drusos, que los Patriarcasconversaban con los Elohim. Los Jefes y los Príncipes del Tabernáculo, 23º,encuentran el Arca de la Alianza, en la que reposan, las Tablas de la Leymasónica. El Caballero de la Serpiente de Bronce, 25º, aplica a las agitacionesdel mundo actúa, la lección remarcada en la leyenda del Éxodo. En el 26º, elPríncipe de Gracia recibe las enseñanzas de aquél que, pudiendo alcanzar elNirvana, prefirió renacer por amor hacia todas las criaturas.En el 27º, el Comendador del Templo baja del caballo para socorrer a uninfiel herido. En el 28º, el Caballero del Sol se ha iniciado en los misterios delMithra, en los cuales los misterios de la antigüedad, fundaron la doctrina delZoroastro. En el 29º, el Caballero de San Andrés de Escocia, se abreva a lasrevelaciones místicas del que fue el discípulo favorito del Maestro.Finalmente, en el 30º grado, frente a la Escalera doble de siete escalones,el Caballero Kadosch recibe de los Templarios, la Espada con la cual vencerá alos adversarios de la Libertad. En ella está el camino luminoso, en el que elÁguila de dos cabezas guiará a los sucesores, a Jerusalén Celeste. Este Ritual fue tomado integralmente del de Farina, única fuente válida.Sin embargo, en este grado, en especial, se conservan algunos desarrollosrituales, particularmente en la parte de la iniciación. Quizás no se compara conel tiempo en el que el desarrollo de la vida de los pueblos estaba en constanteprogreso, puesto que alude al sentido esotérico de las creencias religiosas.Por ello, a lo largo del tiempo, ciertos conceptos y ciertas fórmulas revocatoriaspodrían parecer superfluos.
 
 
Fieles a los símbolos y a la ritualidad de la iniciación,se dejó íntegramente en este Ritual la parte histórica que el celebrante podrádesarrollar con su propia habilidad, teniendo de presente que el contexto sedesarrolla en un solo Templo y no en tres, para adaptar sapientemente aquellaparte que creemos es más oportuna para la celebración iniciática.Se agregó el juramento, omitido en los textos, que complementará lasobligaciones que el Caballero Kadosch adquiere con este grado, en donde seafrontan los problemas de la vida común, tanto en lo político como en lo social yvarias manifestaciones del pensamiento moderno relacionadas con la vida que sedesarrolla fuera de los confines de la propia tierra, con las conquistas de laciencia, del pensamiento, del arte y de la religión.
 
©2019 - Gabitos - All rights reserved