Home  |  Contact  

Email:

Password:

Sign Up Now!

Forgot your password?

__ FORO CRISTIANO LA VERDADERA LEY DE DIOS Y SU IGLESIA
 
What’s New
  Join Now
  Message Board 
  Image Gallery 
 Files and Documents 
 Polls and Test 
  Member List
 ________________ NUESTRA FE ES SÓLO EL EVANGELIO ________________ 
 EL EVANGELIO COMENTADO ________________ 
 LA VERDADERA LEY DE DIOS ________________ 
 CONCILIOS QUE IMPUSIERON LAS LEYES DE LAS BIBLIAS ________________ 
 CRISTIANOS EN EL ORIENTE ________________ 
 LA ABOMINACIÓN DE LA DESOLACIÓN ______________ 
 LA BESTIA con el número 666 ________________ 
 JESUCRISTO SE NOS HA MANIFESTADO ________________ 
 CONTRADICCIONES EN CARTAS "PAULINAS" ________________ 
 
 
  Tools
 
General: LA LEY QUE JESUS NO VINO A ABOLIR ES LA LEY DEL EVANGELIO
Choose another message board
Previous subject  Next subject
Reply  Message 1 of 51 on the subject 
From: Porque77  (Original message) Sent: 05/09/2013 11:23
La Ley que Jesucristo no vino a abolir es la Ley del Evangelio

 

Algunas religiones imponen la creencia de que Jesucristo no vino a abolir las leyes de muerte y de esclavitud del viejo testamento, pero esta enseñanza es totalmente contraria a las enseñanzas del Evangelio, pues el Evangelio nos enseña que Jesucristo abolió muchos mandamientos del viejo testamento.  Y es que Moisés recibió la Ley, pero después de Moisés los escribas judíos la cambiaron, como nos dice el profeta Jeremías:

 

"... mi pueblo no conoce el juicio de Yavé. ¿Cómo decís: Nosotros somos sabios, y la ley de Yavé está con nosotros? Ciertamente la ha cambiado en mentira la pluma mentirosa de los escribas" (Jeremías 8:7-9).

 

Dios había dado la Ley a Moisés en Diez Palabras o Diez Mandamientos, pero en tiempos de Jesucristo las leyes del viejo testamento ya tenían más de 600 preceptos, muchos de ellos preceptos y tradiciones de hombres.  Por eso, Jesucristo abolió muchos preceptos del viejo testamento y restableció la verdadera Ley de Dios.  Pero muchos poderosos codiciosos de las naciones no recibieron los mandamientos del Evangelio y siguieron aplicando las leyes del viejo testamento.

 

Desde el siglo IV (emperador Constantino y sus sucesores), la religión dominada por el imperio interpretó mal el Evangelio para volver a imponer las leyes de muerte y de esclavitud del viejo testamento que Jesucristo había abolido. Y esta interpretación que ha confundido a muchos es la interpretación errónea que hacen algunas religiones de las siguientes palabras del Evangelio:

 

"No penséis que he venido para abrogar la ley o los profetas...(Mateo 5:17-20).

 

En estas palabras se basan muchos para decirnos que Jesucristo no vino a abolir ningún mandamiento del viejo testamento, pero eso es un error porque estas palabras del Evangelio no hacen referencia a la ley del viejo testamento, pues Jesucristo sí que abolió muchos mandamientos del viejo testamento, como podemos ver en Mateo 5:21-48 y otras partes del Evangelio.  

 

Las palabras de Jesucristo en este famoso versículo (Mateo 5:17), que nos dice que Él no había venido a abolir la Ley y los profetas, hacen referencia a la verdadera Ley de Dios, que es la que el mismo Jesucristo nos enseña en el Evangelio.  Jesucristo nos da a conocer que la Ley y los profetas que Él no había venido a abolir es la siguiente:

 

"todas las cosas que queráis que los hombres hagan con vosotros, así también haced vosotros con ellos; porque ésta es la ley y los profetas". (Mateo 7:12).

 

Por tanto, ésta es la Ley que Dios dio a Israel porque Jesucristo mismo dice que "ésta es la ley y los profetas".  Ésta es la Ley que sigue vigente, que Jesucristo no vino a abolir ("No penséis que he venido para abrogar la ley o los profetas").  Y de esta Ley es de la que no ha pasado "ni una jota ni una tilde":  de la Ley que Jesucristo nos enseña en el Evangelio y que es la verdadera Ley que Dios había dado a Moisés.  

 

Aclarado este punto, veamos lo que nos sigue diciendo el Evangelio en cuanto a los mandamientos de la Ley:

 

Jesucristo también nos enseña los mandamientos de la Ley, que son "mandamientos muy pequeños", unos pocos mandamientos, que son los que Jesucristo también nos enseña en el Evangelio.  El Evangelio así nos dice:

 

"Entonces vino uno y le dijo: Maestro bueno, ¿qué bien haré para tener la vida eterna? El le dijo: ¿Por qué me llamas bueno? Ninguno hay bueno sino uno: Dios. Mas si quieres entrar en la vida, guarda los mandamientos. Le dijo: ¿Cuáles? Y Jesús dijo: No matarás. No adulterarás. No hurtarás. No dirás falso testimonio. Honra a tu padre y a tu madre; y, Amarás a tu prójimo como a ti mismo. El joven le dijo: Todo esto lo he guardado desde mi juventud. ¿Qué más me falta? Jesús le dijo: Si quieres ser perfecto, anda, vende lo que tienes, y dalo a los pobres, y tendrás tesoro en el cielo; y ven y sígueme. Oyendo el joven esta palabra, se fue triste, porque tenía muchas posesiones" (Mateo 19:16-22)

 

La figura de este hombre que tenía muchos bienes y que no quiso seguir los mandamientos de Jesucristo, es la figura de los dictadores poderosos de las naciones que hicieron religiones a su gusto para que justificaran la opulencia y el dominio de los dictadores poderosos.  El Evangelio también nos dice:

 

"Entonces los fariseos, oyendo que había hecho callar a los saduceos, se juntaron a una. Y uno de ellos, intérprete de la ley, preguntó por tentarle, diciendo: Maestro, ¿cuál es el gran mandamiento en la ley? Jesús le dijo: Amarás al Señor tu Dios con todo tu corazón, y con toda tu alma, y con toda tu mente. Este es el primero y grande mandamiento. Y el segundo es semejante: Amarás a tu prójimo como a ti mismo. En estos dos mandamientos pende toda la ley y los profetas". (Mateo 22:34-40)

 

¿Cómo voy a amar a mi prójimo como a mí mismo si no reparto con él todo lo que tengo para que él viva como yo vivo?...  Las religiones que justifican a los poderosos dictadores en su codicia de poder y riquezas, no cumplen con lo que manda el Evangelio.

 

Lo que Dios quiere es la misericordia:

"... si supieseis qué significa:
Misericordia quiero, y no sacrificio, no condenaríais a los inocentes" (Mateo 12:7)


Jesús mandó perdonar setenta veces siete:

"Entonces se le acercó Pedro y le dijo: Señor, ¿cuántas veces perdonaré a mi hermano que peque contra mí? ¿Hasta siete? Jesús le dijo: No te digo hasta siete, sino aun hasta setenta veces siete". (Mateo18:21-22)

 

La misericordia y el perdón es la enseñanza de la verdadera Ley de Dios. 

Muchas religiones dominadas por los poderosos dictadores nunca aceptaron estos mandamientos de Jesucristo, pues con sus filosofías e interpretaciones lo cambiaron todo, y así es como se volvieron a la leyes del viejo testamento de penas de muerte y de esclavitud para imponerlas como si todas fueran mandamientos de Dios.

 

Estas enseñanzas del Evangelio que nos devuelven la verdadera Ley y los verdaderos mandamientos de Dios, nos descubren que los mandamientos de muerte y de esclavitud del viejo testamento (preceptos que justificaban que unos hombres tuvieran a otros como esclavos y que mandaban que unos hombres hicieran daño y mataran a otros hombres) no son la Ley que realmente había dado Dios a Moisés y al pueblo desde antiguo.

 

Ningún versículo aislado de las escrituras puede suplantar toda la enseñanza del Evangelio, la cuál nos enseña la verdadera Ley y los verdaderos mandamientos que Dios había dado a los hombres desde el principio.

 

Moisés recibió la Ley, pero después de Moisés los escribas judíos la cambiaron en mentira, como nos dice el profeta Jeremías:

 

"... mi pueblo no conoce el juicio de Yavé. ¿Cómo decís: Nosotros somos sabios, y la ley de Yavé está con nosotros? Ciertamente la ha cambiado en mentira la pluma mentirosa de los escribas" (Jeremías 8:7-9).

 

Esto había ocurrido con las escrituras antes de Jesucristo y el pueblo ya no conocía la verdadera Ley de Dios, por eso el pueblo estaba en tinieblas.  Y cuando Jesucristo comenzó a predicar y restableció la verdadera Ley de Dios, el pueblo que estaba en tinieblas vio una gran luz:

 

"El pueblo asentado en tinieblas vio gran luz;
Y a los asentados en región de sombra de muerte,
Luz les resplandeció
".
(Mateo 4:15-16)

 

Otra interpretación equivocada de algunos religiosos

 

Muchos nos quieren hacer ver que el Evangelio no es la Ley sino que viene a confirmar las leyes del viejo testamento.  Y por otra parte, también quieren hacer ver que el Evangelio es solamente lo que dice la siguiente cita de las cartas atribuidas a Pablo:

 

"Además os declaro, hermanos, el evangelio que os he predicado, el cual también recibisteis, en el cual también perseveráis; por el cual asimismo, si retenéis la palabra que os he predicado, sois salvos, si no creísteis en vano. Porque primeramente os he enseñado lo que asimismo recibí: Que Cristo murió por nuestros pecados, conforme a las Escrituras; y que fue sepultado, y que resucitó al tercer día, conforme a las Escrituras...(1ª Corintios 15:1-4)

 

¿Es ésta toda la enseñanza del Evangelio?  ¿que Jesucristo murió por nuestros pecados, que fue sepultado y que resucitó al tercer día?... 

 

Cuando una verdad tan amplia como es la enseñanza del Evangelio se la quiere reducir toda a unas pocas palabras, esa verdad tan reducida puede llegar a ser incomprensible para muchas personas sencillas.  Esta enseñanza que reduce tanto el significado de lo que realmente es el Evangelio, es una enseñanza muy difundida por muchos religiosos, pero esta enseñanza no nos dice toda la verdad.  Y al no decirnos toda la verdad, muchos pueden ser confundidos por diferentes religiones.

 

La verdad amplia y completa hay que buscarla en todo el contexto del Evangelio, el cuál nos enseña que Jesucristo también dio su vida para enseñarnos la verdadera Ley de Dios y los verdaderos mandamientos que Dios había dado desde el principio y que su pueblo ya no conocía.  Ley que el pueblo ya no conocía porque había sido cambiada por la pluma mentirosa de los escribas (Jeremías 8:7-8).

 

Pero muchos judíos, celosos de las leyes del viejo testamento, no recibieron la Ley de Dios como Jesucristo la enseñaba.  Y esta gran discusión que mantuvo Jesucristo con los escribas y fariseos por causa de la ley, muchas religiones del mundo la quieren hacer olvidar.   Por eso dicen que el Evangelio es que Jesucristo murió por nuestros pecados, que fue sepultado y que resucitó al tercer día. 

 

Esta enseñanza reducida de lo que es el Evangelio puede confundir a muchos cristianos, y por eso es necesario que todo cristiano conozca el Evangelio completo para saber qué es lo que nos enseñó Jesucristo realmente.  El mismo Pablo nos dice que no creamos en "evangelios" diferentes al que nos predicó Jesucristo, pues así nos dice: 

 

"Estoy maravillado de que tan pronto os hayáis alejado del que os llamó por la gracia de Cristo, para seguir un evangelio diferente. No que haya otro, sino que hay algunos que os perturban y quieren pervertir el evangelio de Cristo. Mas si aun nosotros, o un ángel del cielo, os anunciare otro evangelio diferente del que os hemos anunciado, sea anatema. Como antes hemos dicho, también ahora lo repito: Si alguno os predica diferente evangelio del que habéis recibido, sea anatema". (Gálatas 1,6-9).

 

Esto nos enseña que los puntos difíciles de las cartas atribuidas a Pablo hay que examinarlos a la luz del Evangelio siempre recordando estas palabras del propio Pablo:  "hay algunos que os perturban y quieren pervertir el evangelio de Cristo. Mas si aun nosotros, o un ángel del cielo, os anunciare otro evangelio diferente del que os hemos anunciado, sea anatema".  

 

En relación con estas palabras de Pablo, el apóstol Pedro también nos dice:

 

"Y tened entendido que la paciencia de nuestro Señor es para salvación; como también nuestro amado hermano Pablo, según la sabiduría que le ha sido dada, os ha escrito, casi en todas sus epístolas, hablando en ellas de estas cosas; entre las cuales hay algunas difíciles de entender, las cuales los indoctos e inconstantes tuercen, como también las otras Escrituras, para su propia perdición. Así que vosotros, oh amados, sabiéndolo de antemano, guardaos, no sea que arrastrados por el error de los inicuos, caigáis de vuestra firmeza. Antes bien, creced en la gracia y el conocimiento de nuestro Señor y Salvador Jesucristo". (2ª Pedro 3:15-18)

 

La Gracia y el conocimiento de Nuestro Señor Jesucristo es toda la enseñanza del Evangelio, enseñanza que deja abolidos muchos mandamientos del viejo testamento porque no eran verdadera Ley de Dios y nos revela la Ley y los mandamientos que realmente había dado Dios a Moisés y a su pueblo.

 

En la siguiente respuesta escribiré varios mandamientos del viejo testamento abolidos por Jesucristo.





First  Previous  37 to 51 of 51  Next   Last  
Reply  Message 37 of 51 on the subject 
From: Porque77 Sent: 07/06/2018 23:53
Parece que en algunos puntos nos vamos entendiendo......
 
......................................................
 


QUÉ ES EL TRIGO Y QUÉ ES LA CIZAÑA...
 
El trigo es la enseñaNza y los misericordiosos mandamientos de Jesucristo... La cizaña es todo lo que Jesucristo abolió del viejo testamento judío, y también todo lo escrito en cualquier escritura que contradice lo que Jesucristo manda.
 

EL TRIGO Y LA CIZAÑA, ¿cómo podemos entender este ejemplo en las escrituras?

"Otra parábola les propuso, diciendo: «El Reino de los Cielos es semejante a un hombre que sembró buena semilla en su campo. Pero, mientras su gente dormía, vino su enemigo, sembró encima cizaña entre el trigo, y se fue. Cuando brotó la hierba y produjo fruto, apareció entonces también la cizaña. Los siervos del amo se acercaron a decirle: "Señor, ¿no sembraste semilla buena en tu campo? ¿Cómo es que tiene cizaña?" El les contestó: "Algún enemigo ha hecho esto." (Mateo 13,24-28)

INTERPRETACIÓN:

El campo es el mundo, y también las escrituras.  El Hijo del Hombre entregó a los hombres sus Palabras y su Ley, y los hombres las escribieron.  Luego se fue, subió a los cielos...   La predicación de los profetas y apóstoles dio mucho fruto, y entre los hombres surgieron muchos creyentes.    Pero al surgir muchos creyentes, también surgieron de la oscuridad muchos hombres codiciosos que sembraron en el mundo y en las escrituras mucha cizaña (muchos preceptos de hombres).  Los ángeles y muchos hombres conocedores de la verdader Ley de Dios preguntaron"Señor, ¿no sembraste semilla buena en tu campo? ¿Cómo es que tiene cizaña?"

Y el Señor, a través de su profeta, les dice:

"Aun la cigüeña en el cielo conoce su tiempo, y la tórtola y la grulla y la golondrina guardan el tiempo de su venida; pero mi pueblo no conoce el juicio de Yavé. ¿Cómo decís: Nosotros somos sabios, y la ley de Yavé está con nosotros? Ciertamente la ha cambiado en mentira la pluma mentirosa de los escribas" (Jeremías 8:7-8).

Y Jesucristo también les dijo a los escribas y fariseos:

"Hipócritas, bien profetizó de vosotros Isaías, cuando dijo:
Este pueblo de labios me honra;
Mas su corazón está lejos de mí.
Pues en vano me honran,
Enseñando como doctrinas, mandamientos de hombres".
(Mateo 15,7-9)

Jesucristo nos vino a enseñar de nuevo la verdadera Ley de Dios cuando el pueblo ya no la conocía porque los escribas habían cambiado la Ley, y luego mandó a sus discípulos predicar por todos los pueblos solamente el Evangelio para la salvación de todos los hombres, pues así nos dijo:    "Id por todo el mundo y predicad el evangelio a toda criatura. El que creyere y fuere bautizado, será salvo; mas el que no creyere, será condenado". (Marcos 16,15-16)


Reply  Message 38 of 51 on the subject 
From: Porque77 Sent: 09/06/2018 11:32
Esperanza...
 
"Por tanto, id, y haced discípulos a todas las naciones, bautizándolos en el nombre del Padre, y del Hijo, y del Espíritu Santo; enseñándoles que guarden todas las cosas que os he mandado; y he aquí yo estoy con vosotros todos los días, hasta el fin del mundo. Amén". (Mateo 28,19-20).

"Y será predicado este evangelio del reino en todo el mundo, para testimonio a todas las naciones; y entonces vendrá el fin". (Mateo 24,11-14).
-------------------------------------------------------------

HAY QUE CREER en el Evangelio y NO en las BIBLIAS...

Jesucristo predicó y mandó predicar sólo el Evangelio...

Jesucristo no nos mandó predicar las leyes adulteradas del viejo testamento judío, ni nos mandó predicar las partes de las cartas atribuidas a Pablo torcidas por los indoctos que mandan cosas contrarias a lo que manda el Evangelio de Jesucristo...

Jesucristo predicó el Evangelio y mandó que se predicara el Evangelio:

"Id por todo el mundo y predicad el evangelio a toda criatura. El que creyere y fuere bautizado, será salvo; mas el que no creyere, será condenado". (Marcos 16,15-16).

"Y recorrió Jesús toda Galilea, enseñando en las sinagogas de ellos, y predicando el evangelio del reino, y sanando toda enfermedad y toda dolencia en el pueblo". (Mateo 4,23).

"Los ciegos ven, los cojos andan, los leprosos son limpiados, los sordos oyen, los muertos son resucitados, y a los pobres es anunciado el evangelio; y bienaventurado es el que no halle tropiezo en mí". (Mateo 11, 5-6)

"Y muchos falsos profetas se levantarán, y engañarán a muchos; y por haberse multiplicado la maldad, el amor de muchos se enfriará. Mas el que persevere hasta el fin, éste será salvo. Y será predicado este evangelio del reino en todo el mundo, para testimonio a todas las naciones; y entonces vendrá el fin". (Mateo 24,11-14).

"Por tanto, id, y haced discípulos a todas las naciones, bautizándolos en el nombre del Padre, y del Hijo, y del Espíritu Santo; enseñándoles que guarden todas las cosas que os he mandado; y he aquí yo estoy con vosotros todos los días, hasta el fin del mundo. Amén". (Mateo 28,19-20).

Esto es lo que había mandado predicar Jesucristo: EL EVANGELIO con sus misericordiosos mandamientos... Pero aquellos poderosos del imperio romano del siglo IV (emperador Constantino y sus hijos y sucesores) que no amaban el Evangelio, impusieron al mundo sus biblias, con sus leyes del viejo testamento judío de penas de muerte y de esclavitud, para dejar anulados los misericordiosos mandamientos del Evangelio...

Los poderosos del imperio romano también impusieron las cartas atribuidas a Pablo que habían sido torcidas por los indoctos para imponer la ley de la espada y con ello imponer sistemas de terror... Esas cartas así dicen:

Las cartas atribuidas a Pablo dicen que estemos sometidos a las autoridades, sin distinguir entre autoridades buenas o malas:

"Sométase toda persona a las autoridades superiores; porque no hay autoridad sino de parte de Dios, y las que hay, por Dios han sido establecidas....... porque no en vano lleva la espada........ Por lo cual es necesario estarle sujetos, no solamente por razón del castigo, sino también por causa de la conciencia. Pues por esto pagáis también los tributos......" (Romanos 13:1-6)

Esto es lo que dicen las cartas: que hagamos todo lo que dicen los gobernantes, sin distinguir entre gobernantes buenos o malos. Y además dicen que "no en vano lleva la espada" (para herir o matar), justificando con ello los castigos terribles y las penas de muerte. Pero Jesucristo había mandado todo lo contrario, pues había dicho que los jefes de las naciones las tiranizan y que entre nosotros no debe ser así:

"Jesús los llamó y les dijo: "Sabéis que los jefes de las naciones las tiranizan y que los grandes las oprimen con su poderío. Entre vosotros no debe ser así, sino que si alguno de vosotros quiere ser grande, que sea vuestro servidor; y el que de vosotros quiera ser el primero, que sea el servidor de todos; de la misma manera que el hijo del hombre no ha venido a ser servido, sino a servir y dar su vida en redención de muchos". (Mateo 20:25-28.)

Reply  Message 39 of 51 on the subject 
From: María Laura3 Sent: 19/06/2018 13:33

La Ley que en verdad fue dada por Dios desde siempre y para siempre son los mandamientos que Jesús nos enseñó cuando predicó el Evangelio.

Los mandatos del Antiguo Testamento que ordenaban a los hombres hacer daño y matar a las personas no son más que mandatos de hombres que fueron  a la ley, pues la Ley de Dios fue cambiada por la pluma mentirosa de los escribas,  como nos dice Jeremías 8:8. 


Reply  Message 40 of 51 on the subject 
From: Porque77 Sent: 21/06/2018 12:43
Esperanza
 
Los mandamientos que Jesucristo enseña en el Evangelioson los verdaderos mandamientos de Dios, mandamientos que deben guardar todos aquellos que quieran entrar en la vida...


 
Así es Esperanza... Otro tema:

Las cartas atribuidas a Pablo y torcidas por los indoctos así dicen:

"Sométase toda persona a las autoridades superiores; porque no hay autoridad sino de parte de Dios, y las que hay, por Dios han sido establecidas....... porque no en vano lleva la espada........ Por lo cual es necesario estarle sujetos, no solamente por razón del castigo, sino también por causa de la conciencia. Pues por esto pagáis también los tributos......" (Romanos 13:1-6)

Esto es lo que dicen las cartas: que hagamos todo lo que dicen los gobernantes, sin distinguir entre gobernantes buenos o malos. Y además dicen que "no en vano lleva la espada" (para herir o matar), justificando con ello los castigos terribles y las penas de muerte. Pero Jesucristo había mandado todo lo contrario, pues había dicho que los jefes de las naciones las tiranizan y que entre nosotros no debe ser así:

"Jesús los llamó y les dijo: "
Sabéis que los jefes de las naciones las tiranizan y que los grandes las oprimen con su poderío. Entre vosotros no debe ser así, sino que si alguno de vosotros quiere ser grande, que sea vuestro servidor; y el que de vosotros quiera ser el primero, que sea el servidor de todos; de la misma manera que el hijo del hombre no ha venido a ser servido, sino a servir y dar su vida en redención de muchos". (Mateo 20:25-2
8.)

Reply  Message 41 of 51 on the subject 
From: Porque77 Sent: 23/06/2018 00:59
...
 
CAPITALISMO... donde unos son muy ricos Y OTROS SON MUY POBRES...

TODO EN COMÚN O CAPITALISMO donde unos son muy ricos Y OTROS SON MUY POBRES...

Los hombres codiciosos de poder y riquezas han realizado un gran esfuerzo para imponer sus leyes del capitalismo salvaje a las que ellos llaman: LA LEY..., donde unos son muy poderosos y ricos mientras los demás viven en la pobreza o en la miseria...

Los hombres codiciosos de poder y riquezas han realizado un gran esfuerzo para hacer ver que ellos deben recibir diez, veinte o treinta veces el salario de cualquier obrero... y a las leyes que ellos imponen las llaman: LA LEY... Pero se olvidan y niegan la verdadera y única Ley, que es la ley de Jesucristo, y que les manda a los ricos que entreguen todos sus bienes entre los pobres si quieren entrar en la vida...

Todos estos hombres codiciosos siempre han querido aparentar ser mas inteligentes que Jesucristo, los apóstoles y primeros cristianos, que lo tenían todo en común...

Los hombres que dominan en las naciones "capitalistas" viven en la opulencia cobrando sueldos astronómicos (diez, veinte o treinta veces mas que los obreros), mientras los obreros,
a veces están en el paro y no cobran nada...

Los pobres están tan acostumbrados a estas desigualdades que a veces parece que hasta se acostumbran, y viven el sueño de hacerse ricos algún día... Pero los primeros cristianos eran ricos en misericordia y veían como un desastre la desigualdad...


La vida de los primeros cristianos
(todas las cosas en común)


"Y perseveraban en la doctrina de los apóstoles,
en la comunión unos con otros, en el partimiento del pan y en las oraciones. Y sobrevino temor a toda persona; y muchas maravillas y señales eran hechas por los apóstoles.

Todos los que habían creído estaban juntos,
y tenían en común todas las cosas; y vendían sus propiedades y sus bienes, y lo repartían a todos según la necesidad de cada uno. Y perseverando unánimes cada día en el templo, y partiendo el pan en las casas, comían juntos con alegría y sencillez de corazón, alabando a Dios, y teniendo favor con todo el pueblo. Y el Señor añadía cada día a la iglesia los que habían de ser salvos". (Hechos 2:42-47).

"Y la multitud de los que habían creído era de un corazón y un alma; y ninguno decía ser suyo propio nada de lo que poseía, sino que tenían todas las cosas en común. Y con gran poder los apóstoles daban testimonio de la resurrección del Señor Jesús, y abundante gracia era sobre todos ellos.

Así que no había entre ellos ningún necesitado
; porque todos los que poseían heredades o casas, las vendían, y traían el precio de lo vendido, y lo ponían a los pies de los apóstoles; y se repartía a cada uno según su necesidad. Entonces José, a quien los apóstoles pusieron por sobrenombre Bernabé (que traducido es, Hijo de consolación), levita, natural de Chipre, como tenía una heredad, la vendió y trajo el precio y lo puso a los pies de los apóstoles". (Hechos 4:32-37)

Y esta vida de los primeros cristianos es lo que coincide con lo que manda Jesucristo cuando nos dice que amemos a nuestros prójimos como a nosotros mismos... ¿Como vamos a amar a nuestros prójimos como a nosotros mismos si no tenemos en común con ellos todo lo que tenemos?...

Reply  Message 42 of 51 on the subject 
From: Porque77 Sent: 24/06/2018 12:22

"Me veía yo en un campo. Y veía venir a Jesucristo del oriente, en la forma de un niño, como de siete años. Me miraba intensamente y con mucho amor. Tendía sus manos hacia mí, y yo sentía en mi alma que Jesucristo me estaba manifestando que me amaba muchísimo y que quería que yo me fuera con Él".......

Cuando los hombres y mujeres de buena voluntad comprendan que el camino de la paz y del amor es el verdadero camino de Jesucristo..., entonces terminarán las guerras, las penas de muerte, los castigos terribles y la desigualdad.........  

¡Despertad, pequeños, despertad!...,

¡porque hay una bandera que izar!...:    

¡La Bandera Blanca del Amor y de la Paz!...


Reply  Message 43 of 51 on the subject 
From: Porque77 Sent: 06/07/2018 13:15
Jesucristo abolió todos los preceptos de los hombres escritos en el viejo testamento judío que mandaban matar o hacer daño a las personas y nos volvió a enseñar los verdaderos mandamientos de Dios:
 
 
TE RECUERDO LOS MANDAMIENTOS DE JESUCRISTO

"todas las cosas que queráis que los hombres hagan con vosotros, así también haced vosotros con ellos; porque ésta es la ley y los profetas". (Mateo 7:12)

Jesús también enseña los verdaderos mandamientos de la Ley de Dios que debemos guardar para entrar en la vida y que así nos dicen:

"Mas si quieres entrar en la vida, guarda los mandamientos. Le dijo: ¿Cuáles? Y Jesús dijo: No matarás. No adulterarás. No hurtarás. No dirás falso testimonio. Honra a tu padre y a tu madre; y, Amarás a tu prójimo como a ti mismo. El joven le dijo: Todo esto lo he guardado desde mi juventud. ¿Qué más me falta? Jesús le dijo: Si quieres ser perfecto, anda, vende lo que tienes, y dalo a los pobres, y tendrás tesoro en el cielo; y ven y sígueme. Oyendo el joven esta palabra, se fue triste, porque tenía muchas posesiones.  Entonces Jesús dijo a sus discípulos: De cierto os digo, que difícilmente entrará un rico en el reino de los cielos. Otra vez os digo, que es más fácil pasar un camello por el ojo de una aguja, que entrar un rico en el reino de Dios" (Mateo 19:16-24)

A los hombres codiciosos que se hacen dueños de muchas posesiones les cuesta muchísimo entregar sus bienes a los pobres. Ellos no quieren el camino de la misericordia y prefieren imponer sacrificios y esclavitud a los pobres. Por eso, Jesucristo también les dijo:

"Si hubierais comprendido qué quiere decir: "Misericordia quiero, y no sacrificios", no condenaríais a los inocentes" (Mateo 12:7 )

"Amarás al Señor tu Dios con todo tu corazón, y con toda tu alma, y con toda tu mente. Este es el primero y grande mandamiento. Y el segundo es semejante: Amarás a tu prójimo como a ti mismo". (Mateo 22:34-40)

El Señor no mandó que se mate a las personas que cometen faltas, sino que se les perdone, pues el Evangelio así nos dice:

"Entonces se le acercó Pedro y le dijo: Señor, ¿cuántas veces perdonaré a mi hermano que peque contra mí? ¿Hasta siete? Jesús le dijo: No te digo hasta siete, sino aun hasta setenta veces siete". (Mateo18:21-22)

"Porque si perdonáis a los hombres sus ofensas, os perdonará también a vosotros vuestro Padre celestial; mas si no perdonáis a los hombres sus ofensas, tampoco vuestro Padre os perdonará vuestras ofensas". (Mateo 6:14)

"Y cuando estéis orando, perdonad, si tenéis algo contra alguno, para que también vuestro Padre que está en los cielos os perdone a vosotros vuestras ofensas. Porque si vosotros no perdonáis, tampoco vuestro Padre que está en los cielos os perdonará vuestras ofensas". (Marcos 11:25-26)

 

"No juzguéis, y no seréis juzgados; no condenéis, y no seréis condenados; perdonad, y seréis perdonados". (Lucas 6:37) 

 

"Id por todo el mundo y predicad el evangelio a toda criatura. El que creyere y fuere bautizado, será salvo; mas el que no creyere, será condenado". (Marcos 16:15-16).

 

"Por tanto, id, y haced discípulos a todas las naciones, bautizándolos en el nombre del Padre, y del Hijo, y del Espíritu Santo; enseñándoles que guarden todas las cosas que os he mandado; y he aquí yo estoy con vosotros todos los días, hasta el fin del mundo. Amén". (Mateo 28,19-20).


Reply  Message 44 of 51 on the subject 
From: María Laura3 Sent: 03/01/2022 11:57

En las Biblias no todo es palabra de Dios, pues falso es todo escrito que combate contra el Evangelio. Y también algunos de los que combaten contra el Evangelio son los religiosos del imperio romano, y después otras religiones, que incluyeron en las biblias los mandatos del Viejo Testamento que Jesucristo había anulado con sus enseñanzas del Evangelio porque solo era preceptos de hombres.

Y atualmente también combaten contra el Evangelio todos aquellos que dicen que no estamos bajo la Ley, anulando con ello los mandamientos que Jesús nos enseñó cuando predicaó el Evangelio. Lee:


Mateo 7:21-23

No todo el que me dice: Señor, Señor, entrará en el reino de los cielos, sino el que hace la voluntad de mi Padre que está en los cielos. Muchos me dirán en aquel día: Señor, Señor, ¿no profetizamos en tu nombre, y en tu nombre echamos fuera demonios, y en tu nombre hicimos muchos milagros? Y entonces les declararé: Nunca os conocí; apartaos de mí, obradores sin ley


Reply  Message 45 of 51 on the subject 
From: María Laura3 Sent: 26/02/2022 21:58

Lo que Jesucristo mandó predicar es solamente el Evangelio y no todo lo que está escrito en las Biblias, pues en las Biblias hay escritos muchos mandatos de hombres que faltaban a la misericordia. Y Jesucristo abolió esos mandatos porque no eran verdadera ley de Dios, pues Jesucristo no vino a abolir la verdadera ley de Dios.


Reply  Message 46 of 51 on the subject 
From: Josediego Sent: 10/03/2022 21:48

La verdadera Ley de Dios es la que Jesucristo nos enseñó en el Evangelio, que así nos dice:

"todas las cosas que queráis que los hombres hagan con vosotros, así también haced vosotros con ellos;
porque ésta es la ley y los profetas". (Mateo 7:12)

Jesús también enseña los verdaderos mandamientos de la Ley de Dios que debemos guardar para entrar en la vida y que así nos dicen:

"Mas si quieres entrar en la vida, guarda los mandamientos. Le dijo: ¿Cuáles? Y Jesús dijo: No matarás. No adulterarás. No hurtarás. No dirás falso testimonio. Honra a tu padre y a tu madre; y, Amarás a tu prójimo como a ti mismo.  

El joven le dijo: Todo esto lo he guardado desde mi juventud. ¿Qué más me falta? Jesús le dijo:

Si quieres ser perfecto, anda, vende lo que tienes, y dalo a los pobres, y tendrás tesoro en el cielo; y ven y sígueme.

Oyendo el joven esta palabra, se fue triste, porque tenía muchas posesiones.  Entonces Jesús dijo a sus discípulos: De cierto os digo, que difícilmente entrará un rico en el reino de los cielos. Otra vez os digo, que es más fácil pasar un camello por el ojo de una aguja, que entrar un rico en el reino de Dios" (Mateo 19:16-24)
A los hombres codiciosos que se hacen dueños de muchas posesiones les cuesta muchísimo entregar sus bienes a los pobres. Ellos no quieren el camino de la misericordia y prefieren imponer sacrificios y esclavitud a los pobres.Por eso mutilan los mandamientos escritos en el Evangelio... Por eso, Jesucristo también les dijo:

"Si hubierais comprendido qué quiere decir: "Misericordia quiero, y no sacrificios", no condenaríais a los inocentes" (Mateo 12:7 )


Reply  Message 47 of 51 on the subject 
From: Porque77 Sent: 19/03/2022 00:16
por Esperanza.
-----------------------------

LAS FALSAS RELIGIONES HAN CAMBIADO LA LEY DE DIOS (EVANGELIO).. POR MANDAMIENTOS Y PRECEPTOS DE HOMBRES QUE JESUCRISTO ABOLIÓ..

Así es Esperanza... Al amor que es bueno lo llaman "fornicación"..., y la fornicación y el adulterio (prostituirse con falsas religiones que justifican las penas de muerte y las guerras) lo llaman "ley de Dios"...

¿MANDÓ DIOS A LOS HOMBRES MATAR A HOMBRES, MUJERES Y NIÑOS DE LOS PUEBLOS VENCIDOS?...

¿MANDÓ JESUCRISTO LAS PENAS DE MUERTE?...

La verdadera Ley de Dios es la que Jesucristo enseña en el Evangelio, que así dice:

"todas las cosas que queráis que los hombres hagan con vosotros, así también haced vosotros con ellos; porque ésta es la ley y los profetas". (Mateo 7:12)

Jesús también enseña los verdaderos mandamientos de la Ley de Dios que debemos guardar para entrar en la vida y que así nos dicen:

"Mas si quieres entrar en la vida, guarda los mandamientos. Le dijo: ¿Cuáles? Y Jesús dijo: No matarás. No adulterarás. No hurtarás. No dirás falso testimonio. Honra a tu padre y a tu madre; y, Amarás a tu prójimo como a ti mismo. El joven le dijo: Todo esto lo he guardado desde mi juventud. ¿Qué más me falta? Jesús le dijo: Si quieres ser perfecto, anda, vende lo que tienes, y dalo a los pobres, y tendrás tesoro en el cielo; y ven y sígueme. Oyendo el joven esta palabra, se fue triste, porque tenía muchas posesiones. Entonces Jesús dijo a sus discípulos: De cierto os digo, que difícilmente entrará un rico en el reino de los cielos. Otra vez os digo, que es más fácil pasar un camello por el ojo de una aguja, que entrar un rico en el reino de Dios" (Mateo 19:16-24)

A los hombres codiciosos que se hacen dueños de muchas posesiones les cuesta muchísimo respetar la vida de Los indefensos (NO MATARÁS), y también les cuesta muchísimo entregar sus bienes a los pobres. Ellos no quieren el camino de la misericordia y prefieren imponer penas de muerte, sacrificios, esclavitud y "FALSAS RELIGIONES" a los pobres.

Por eso, Jesucristo también les dijo a aquellos judíos y a las falsas religiones que aparecerían después de Él:

"... si
hubierais comprendido lo qué significa: Misericordia quiero, y no sacrificio, no condenaríais a los inocentes" (Mateo 12:7
...

http://elamordejesus.mforos.com





Reply  Message 48 of 51 on the subject 
From: María Laura3 Sent: 05/04/2022 07:11
Muchos no entienden que una cosa es que Dios  permita que los hombres mueran cuando Él tenga dispuesto, y otra muy distinta es que Dios haya ordenado a los hombres matar a las personas como muchos dicen. Los mandatos del viejo Testamento que ordenaban a los hombres matar a las personas no son más que mandatos de hombres, pues la ley de Dios fue cambiada en mentira por la pluma mentirosa de los escribas, como dice Jeremías 8:7-8

El Mandamiento de Dios desde siempre y para siempre para los hombres es NO MATARÁS


Reply  Message 49 of 51 on the subject 
From: María Laura3 Sent: 16/04/2022 07:49

LA BANDERA BLANCA DEL AMOR Y DE LA PAZ

Páginas de un cristiano  

“Me veía yo en un campo. Y veía venir a Jesucristo del oriente, en la forma de un niño, como de siete años. Me miraba intensamente y con mucho amor. Tendía sus manos hacia mí, y yo sentía en mi alma que Jesucristo me estaba manifestando que me amaba muchísimo y que quería que yo me fuera con Él”.......

Cuando los hombres y mujeres de buena voluntad comprendan que el camino de la paz y del amor es el verdadero camino de Jesucristo..., entonces terminarán las guerras, las penas de muerte, los castigos terribles y la desigualdad.........  

¡Despertad, pequeños, despertad!...,

¡porque hay una bandera que izar!...:    

¡La Bandera Blanca del Amor y de la Paz!...

..............................

 

Animaos, pequeños, vosotros que sufrís tanto y en algunas ocasiones, sufriendo dolorosas enfermedades o persecuciones, sentís que estáis al borde del final, y ya casi sin aliento... En esos momentos, no penséis que estáis solos...

porque miles de ojos te ven desde el cielo,

y, pendientes de ti, esperan el tiempo...

de poder abrazarte, cuando hayas superado tu prueba,

cuando ya sin vida y sin aliento,

creyéndote en un desierto de soledad,

te acuerdes de Dios por un momento.

Entonces vendrá un vacío, una oscuridad,

una necesidad muy grande de Jesucristo, y más tarde... un beso..., una pequeña luz, una flor, un gozo indecible, una sensación sublime de amor, una claridad muy grande..., y sobre un horizonte maravilloso situado junto a ti... ¡un mundo nuevo!... Y allí, y como esposo fiel, te estará esperando tu amor, Jesucristo... Con los brazos abiertos...

Esta carta de amor y esperanza está dedicada a todas las personas de buena voluntad que sufren persecución y dolor en este mundo...



Reply  Message 50 of 51 on the subject 
From: María Laura3 Sent: 23/04/2022 17:42
Está escrito que los judíos querían volver a imponer los mandatos de la ley judía a la que ellos llamaban "de Moisés". Jesucristo había anulado con sus enseñanzas del Evangelio muchos mandatos de la ley judía, y los judíos querían volver a imponerla:

Hechos 15,5-11
"Pero algunos de la secta de los fariseos, que habían creído, se levantaron diciendo: Es necesario circuncidarlos, y mandarles que guarden la ley de Moisés. Y se reunieron los apóstoles y los ancianos para conocer de este asunto. Y después de mucha discusión, Pedro se levantó y les dijo:

..... Ahora, pues, ¿por qué tentáis a Dios, poniendo sobre la cerviz de los discípulos un yugo que ni nuestros padres ni nosotros hemos podido llevar? Antes creemos que por la gracia del Señor Jesús seremos salvos, de igual modo que ellos.


Reply  Message 51 of 51 on the subject 
From: María Laura3 Sent: 16/05/2022 23:49

¿EL EVANGELIO... O LA BIBLIA? ¿QUÉ MANDÓ PREDICAR JESUS?Sindicar este foro
...
Jesucristo nos mandó predicar por todos los pueblos solamente el Evangelio. Entonces, ¿CUAL ES EL CAMINO VERDADERO?... ¿las leyes del viejo testamento? ¿las cartas atribuidas a Pablo? ¿las biblias impuestas por las religiones? ¿o el Evangelio?... Jesucristo nos mandó predicar solo el Evangelio: "Id por todo el mundo y predicad el evangelio a toda criatura. El que creyere y fuere bautizado, será salvo; mas el que no creyere, será condenado". (Marcos 16,15-16).

Pero el Evangelio mandaba que se repartieran los bienes entre los pobres, y a los poderosos dictadores de las naciones les mandaba que no mataran a nadie ni esclavizaran a nadie. Desde entonces, los hombres codiciosos de poder y riquezas dejaron desplazada la Ley del Evangelio y en su lugar impusieron sus biblias para llamar "palabra de Dios" y "ley de Dios" a todas las leyes de muerte y de esclavitud escritas en el viejo testamento y también a todo lo escrito en las cartas atribuidas a Pablo...




First  Previous  37 a 51 de 51  Next   Last  
Previous subject  Next subject
 
©2022 - Gabitos - All rights reserved